GUÍA VAVEL: Premios Oscar 2019. Mejor Banda Sonora.
Cine Vavel

GUÍA VAVEL: Premios Oscar 2019. Mejor Banda Sonora.

Mejor Banda Sonora se ha perfilado como una de las categorías más abiertas, por lo que la noche del 24 de febrero por aquí podría llegar la sorpresa.

charcosombrio
Luis Angel H Mora

Este año en Banda Sonora contamos con algunos trabajos para el recuerdo y otros que no lo son tanto, pero que tienen su mérito dentro de la obra a la que pertenecen. Nicholas Britell consiguió su segunda nominación al Oscar con If Beale Street Could Talk; Alexandre Desplat quien ya tiene dos estatuillas en casa, alcanzó con Isle of Dogs su mención número diez; Ludwig Goränson y Terence Blanchard han logrado su primera nominación con Black Panther y Blackkklansman respectivamente; y finalmente tenemos a Marc Shaiman estrenado su séptima nominación por su trabajo en Mary Poppins Returns.

Con estas nominadas podemos notar la gran variedad de texturas musicales seleccionadas para este año: ritmos tribales africanos combinados con hip hop, melodías poéticas y melancólicas con toques de blues, ritmos orientales con instrumentos poco usuales, una pequeña obra de comedia con ligeros trazos de jazz y finalmente un ejemplo de la música más conservadora y clásica perteneciente a un musical estilo Broadway.

Hablemos a detalle de cada una de ellas.

IF BEALE STREET COULD TALK

Compuesta por Nicholas Britell

Nicholas Britell es un compositor que hasta hace no mucho trabajaba exclusivamente en proyectos para la televisión. Su gran reflector fue la banda sonora que compuso para la ganadora del Oscar, Moonlight, y aquí repite con el mismo director para musicalizar la historia de un romance en los años cincuenta. Su música, llena de arreglos audaces, muestran su gran creatividad y originalidad para componer. Su obra tiene pequeños sonidos experimentales que van desde trazos de jazz clásico, blues y muchas cuerdas más convencionales. Difícil de catalogar, pero indudablemente bellísima.

BLACK PANTHER

Compuesta por Ludwig Goränson

Black Panther ha sido uno de los blockbusters más aclamados del año debido a la gran calidad artística y técnica con la que está formada. Deslumbrante en su fotografía, en sus vestuarios y especialmente en su banda sonora. Ludwig Göransson ya había trabajado previamente con el director, pero aquí deslumbró al mundo con este trabajo por el uso de muchos instrumentos característicos africanos, además de coros de apoyo con letras alusivas a Wakanda y sonidos tribales que se combinan con beats de hip-hop y orquestaciones clásicas. Todo un amasijo de estilos que pudo desembocar en algo fallido, pero que, sin embargo, triunfa y le da mucho estilo a una historia que tiene como telón de fondo bastantes dosis de denuncia social que ha atraído las miradas de la crítica.

ISLE OF DOGS

Compuesta por Alexandre Desplat

Wes Anderson y Alexandre Desplat se han convertido en una dupla de artesanos a tener en cuenta. Mientras uno diseña imágenes preciosistas el otro compone música atípica que combina muy bien con los elementos de comedia del director. Para Isla de Perros Desplat se sirve de una construcción minimalista que bebe de instrumentos y estilos característicos de la cultura oriental y al mismo tiempo encuentra ese tono infantiloide que acompaña el humor negro de la película. La cuestión es que, aunque la música encuentra su lugar dentro de la película, acompañándole de manera perfecta durante todos los rumbos de la historia, como una obra musical por sí misma carece de emoción. Definitivamente no se trata de uno de los trabajos más memorables del compositor.

BLACKKKLANSMAN

Compuesta por Terence Blanchard

Se trata de la gran sorpresa dentro del anuncio de los nominados. Una banda sonora que cumple su función como acompañamiento de la historia, que ensalza los momentos más importantes de la misma, siempre que existe el suspenso, la comedia o la crítica social, pero que en una escucha aislada no resulta tan llamativa, ni cuenta con una construcción musical-temática tan lograda. Quizás su mayor acierto es que pasa desapercibida dentro de la película, pero cumple su cometido como hilo conductor de la acción. Blanchard utiliza una combinación efectiva entre instrumentos orquestales y una guitarra eléctrica que transmite ese tono de seriedad y comedia al mismo tiempo, tono que precisamente sostiene a toda la película.  

MARY POPPINS RETURNS

Compuesta por Marc Shaiman

Traer de regreso a Mary Poppins no era tarea fácil, especialmente en el terreno musical cuando ya se tiene como antecedente un sinnúmero de clásicos musicales compuestos por Richard y Robert Sherman. Sin embargo, Marc Shaiman lo ha conseguido al traer de vuelta la magia musical del icónico personaje con música y canciones totalmente nuevas dignas de cualquier musical de Rob Marshall. Shaiman se ha enfocado en las grandes orquestaciones que celebran la magia del personaje, a pesar de las desventuras de un Londres sumido en la Gran Depresión de los años treinta. La música suena como aquellos clásicos de Disney de los años cincuenta que nos hacen creer que todo es posible. No se trata de una obra musical que proponga algo diferente o novedoso, sino que por el contrario celebra lo tradicional  y a la música en sí misma.

¿Cuál de estas nominadas es tu favorita? ¿Qué otra banda sonora crees que debió tener en cuenta la Academia para sus nominaciones? Cuéntanos todo en los comentarios y en las redes sociales de Cine Vavel.

VAVEL Logo