28-A: La noche de Sánchez
Pedro Sánchez en la pasada campaña. Fuente: Vavel España.

28-A: La noche de Sánchez

El líder del PSOE, Pedro Sánchez, se convierte en el partido más votado en estas elecciones y obtiene 123 escaños.

ana-victoria-prados
Ana Victoria Prados Cordones

Si en los últimos días se hablaba que los dos debates a 5 habían beneficiado a la izquierda y que salía reforzada de cara a las elecciones, ayer era la hora de comprobarlo y efectivamente así fue.

Pedro Sánchez que llevaba menos de un año en la presidencia sin apoyos tras la moción de censura a Rajoy, pedía el voto “para frenar a la extrema derecha” y lo ha conseguido.

Sin lugar a dudas, es el claro vencedor de la noche con los 123 escaños que ha logrado y que ha provocado que el mapa actual de España se vuelva a pintar de rojo. Pero claro, hasta la mayoría absoluta que son 176 queda bastante.

Ahora con el sabor bastante dulce tras la intensa campaña y con una contundente victoria que ha logrado parar al bloque de la derecha (Ciudadanos, Vox y PP) llega el momento de los pactos.

Pedro Sánchez puede tomar dos caminos, uno desplazándose hacia la derecha, donde Ciudadanos con sus 57 escaños provocaría que Sánchez se convirtiera en Presidente, pero el problema es que Rivera ya se ha negado.

El otro camino que puede escoger es el suyo propio, el de la izquierda, uniéndose a Unidas Podemos, cuyo líder ha expresado que se muestra abierto a negociaciones para llegar a formar “un gobierno de izquierdas”, pero también hace falta la unión de los independentistas o los nacionalistas.

Pero, sin duda, la sede del PSOE ubicada en la calle Ferraz en Madrid era ayer una fiesta. Al acercamiento entre militantes y Sánchez, éstos respondieron con un claro grito: ¡Con Rivera no! (haciendo alusión al posible pacto con Rivera de Ciudadanos).

Sánchez, con un contundente mensaje de que hay que respetar la Constitución, hay que mantener el diálogo con Cataluña para arreglar la situación tan inestable que vive la zona, hay que olvidar los cordones sanitarios, etc., ha convencido a la población, sobre todo, al sector de izquierdas y ha movilizado a las masas a que acudan a las urnas (rozando ayer casi el 76% de participación).

Algunos medios ayer ya apuntaban que algunos de los posibles aliados para un pacto de investidura de Sánchez ya se habían comunicado con él para felicitarle y para empezar las negociaciones.

La cara de felicidad de ayer de Sánchez ,sin duda, es signo de la recuperación de la izquierda que quedó derrumbada tras el estrépito fracaso en el pasado 2D. Pablo Iglesias (Unidas Podemos) no ha cosechado su mejor resultado, pero está contento de que su partido sea determinante para formar gobierno.

Sánchez sin duda, ha devuelto a la izquierda a la vida y el resultado se ha podido comprobar en estas elecciones. Ahora, eso sí, en la oposición deberá enfrentarse a la derecha, que no sabemos quién la liderará.

Ahora tras el éxito en las elecciones, a Sánchez le queda la tarea de formar un gobierno con los resultados que han elegido los votantes y teniendo siempre presente a la militancia. No sabemos con quién pactará, pero lo que sí es evidente es que él volverá a ser Presidente, esta vez sí ha sido votado por el pueblo, algo que le han echado en cara la derecha durante la campaña electoral.

VAVEL Logo