Porsche 911 GT3 RS, con PDK y a lo loco
Porsche 911 GT3 RS (Imagen: Porsche)

La firma de Weissach ha querido hacer alarde de la deportividad que históricamente la ha caracterizado en la 85ª edición del Salón de Ginebra, llevando como novedad, junto con el Cayman GT4, la versión más picante del 911.

No parece que en esta generación vayamos a ver una versión GT2, y por lo tanto tampoco GT2 RS, así que este modelo en principio se postula como el más radical de la familia “nueveonce”, que no el más potente.

Porsche 911 GT3 RS (Imagen: Porsche)
Porsche 911 GT3 RS (Imagen: Porsche)

El nuevo Porsche 911 GT3 RS prescinde del cambio manual en favor del PDK. ¿Qué tal sentará a los amantes del juego de pies?

Su motor bóxer de 4,0 litros y aspiración natural entrega una potencia de 500 caballos y acoplado a él se encuentra la caja de cambios automática PDK de 7 velocidades que se accionan mediante las levas del volante. No existirá la opción de montar un cambio manual, así que se confirma el adiós de este tipo de transmisión en las versiones precisamente más orientadas a la diversión. Algo que desde luego no será de buen recibo para muchos.

Como no puede ser de otra manera en un deportivo que se precie, Porsche ha metido al 911 GT3 RS a dar vueltas al viejo circuito de Nürburgring y ha conseguido marcar un tiempo de 7 minutos y 20 segundos, superando al GT3 por 5 segundos y quedándose a sólo 2 del GT2 RS de la anterior generación. Sus otras cifras son de 3,3 segundos en la aceleración 0-100 km/h y de 10,9 en la de 0-200 km/h.

Porsche 911 GT3 RS (Imagen: Porsche)
Porsche 911 GT3 RS (Imagen: Porsche)

Con el techo de magnesio y el capó de fibra de carbono se ha conseguido reducir el peso hasta los 1.420 kilos, 10 menos que el GT3. Además, el ancho de vías se ha aumentado y el eje trasero mantiene el diferencial autoblocante totalmente variable junto con el sistema direccional que acompaña el giro a las ruedas delanteras.

La carrocería que utiliza como base realmente es la del Turbo, de ahí las tomas de aire de los pasos de ruedas traseros, aunque los parachoques sí están tomados del GT3. En las aletas delanteras incorpora salidas de los conductos de aire frontales, pero lo que más destaca de la estética del 911 GT3 RS es su alerón, propio de un coche de carreras.

Su orientación, aunque puede circular sin problema por la vía pública, es la de los circuitos y por ello el paquete ‘Club Sport’, que incluye barras antivuelco, arneses de seis puntos y extintor, viene de serie. Opcionalmente podrá equiparse con el paquete ‘Sport Chrono’ para cronometrar los tiempos por vuelta y registrar todos los datos. En España el precio por el que poder llevárselo a casa será de 208.509 €.

VAVEL Logo