Mercedes supera los 1000 CV de potencia, según un estudio fonométrico
Rosberg lidera la carrera durante el GP de Singapur | Fuente: Reuters

Que el motor Mercedes es el mejor de la parrilla es algo que nadie pone en duda. Las prestaciones y el rendimiento que ofrece la marca alemana son muy superiores al resto de fabricantes, lo cual queda reflejado en prácticamente todos los circuitos que componen el calendario de la Fórmula 1. Todo ello sin obviar, por supuesto, la gran fiabilidad que muestra el propulsor de las flechas plateadas.

En este contexto, una empresa externa no vinculada a la Fórmula 1, sometió a análisis durante el pasado Gran Premio de Singapur el motor del equipo Mercedes. El sistema usado para ello ha sido un estudio fonométrico, esto es, la medición de la intensidad del sonido que produce el motor.

En relación a ello, la web Motorsport se ha hecho eco de los rumores que circulan por el paddock respecto a este estudio, donde se habla de que el motor de combustión de Mercedes podría alcanzar los 820CV, que aumentaría hasta los 980CV con el sistema híbrido, el cual aportaría 160 caballos de potencia. Estos 980CV, eso sí, solo podrían utilizarse durante un tiempo máximo estimado de 50 segundos para que el motor no se vea resentido. El rendimiento del motor de combustión durante la carrera sería, sin embargo, algo inferior, rondando los 740CV en estas circunstancias.

Lewis Hamilton durante el GP de Singapur | Fuente: Getty Images
Lewis Hamilton durante el GP de Singapur | Fuente: Getty Images

No obstante, estas cifras se ven incrementadas si tenemos en consideración lo que Mercedes (y la Fórmula 1 en su conjunto) denomina “botón mágico”, un cambio de mapa motor que incrementaría las prestaciones del motor hasta en 80 caballos de potencia. De esta manera, las cuentas son sencillas: si se suma esta cifra a los 980CV que se menciona anteriormente, la entrega total del propulsor de Mercedes arrojaría un resultado de 1060CV, superando así la barrera de los 1000 caballos de potencia, algo que no lograba desde finales de la década de los 80.

Hay que tener en cuenta, sin embargo, que el motor Mercedes solo rondaría esta cifra de 1060 caballos de potencia en circunstancias excepcionales para no castigar en exceso el propulsor. De esta forma, el motor conseguiría exprimir dicho rendimiento en momentos concretos del Gran Premio, en especial durante la clasificación, donde el tiempo de la Q3 determina una siempre importante pole position.

Queda por ver, por tanto, si el resto de motoristas que compiten el próximo año (Ferrari, Renault y Honda) aprovechan la eliminación del sistema de tokens y son capaces de desarrollar unos propulsores parejos a los de la marca de Stuttgart, que hasta el momento domina el campeonato de Fórmula 1 en gran parte por culpa de un motor que roza la perfección.

VAVEL Logo