El hospital de Viena confirma que Lauda no sufrió una gripe de verano

El hospital de Viena confirma que Lauda no sufrió una gripe de verano

Los médicos que están tratando a Lauda han explicado que no sufrió una gripe, sino una inflamación de los alveolos y hemorragias en los pulmones.

Angelamerino
Ángela Merino Sánchez

Niki Lauda continua ingresado en el hospital de Viena tras el transplante de pulmón que le realizaron el pasado jueves. A lo largo de estos días no se ha recibido demasiada información, aunque el propio hospital ha emitido un comunicado explicando la operación y la última hora sobre su estado de salud.

Algunos medios austriacos difundieron que el transplante de pulmón se produjo tras una gripe cuando el ex piloto de Fórmula 1 disfrutaba de sus vacaciones en Ibiza. Sin embargo, esta mañana los médicos que están tratando a Lauda lo han desmentido y han explicado que sufrió una inflamación en los alveolos con hemorragias en los pulmones. En un primer momento, la medicación que recibió le sirvió, pero sus células eran inmunes y la enfermedad que padecía, de la que los médicos no han dado más información, le atacó al pulmón mientras estaba en la Unidad de Cuidados Intensivos, por lo que se temía por su vida. Tras esto, fue incluido en la lista de transplantes Eurotransplant con bastantes puntos, aunque de forma anónima.

En la rueda de prensa que han ofrecido Peter Jaksch, Rainer Oberbauer, Christian Hengstenberg, Walter Klepetko, Marco Idzko, Gottfried Heinz y Konrad Hützenegger, también han revelado que a ráiz de la enfermedad que padecía, uno de sus riñones empeoró, aunque han descartado que necesite un transplante. Por otro lado, han querido hacer hincapié en la exageración de algunos medios de comunicación al hablar sobre su estado de salud, ya que es una operación que se hace a menudo, y tan solo un 10% de los que realiza el Hospital General de Viena son con oxigenación por membrana extracorpórea, como en el caso de Niki Lauda. 

También han sido muchos los que apuntaban que el transplante de pulmón es una consecuencia del accidente que sufrió en 1976, algo que ha desmentido Idzko: "No hay pruebas de que sea así, ni tampoco nada en contra". El cardiólogo que le está tratando, Gottfried Hein, ha explicado que el ex piloto de Fórmula 1 permaneció diez días bajo cuidados intensivos antes de la operación a la que se sometió. "Después de una operación de estas dimensiones, sientes como si te hubiera disparado un tanque", apuntó Hengstberger, jefe del departamento de Medicina Interna II. 

Una vez concluída la intervención, Lauda se despertó, está totalmente consciente y todos sus órganos funcionan a la perfección. Además, ha confesado que la tasa de recuperación y supervivencia es alta, más del 90% en el primer año y en torno a un 75% en cinco años. "Los pacientes, generalmente, tienen una muy buena calidad de vida", comentó Peter Jacksch. Para finalizar, los médicos han explicado que podrá hacer vida normal y no estará limitado ni condicionado por el transplante, aunque deberá tomar inmunosupresores para evitar que su cuerpo rechace el pulmón, tal y como ocurrió con los riñones. "La cantidad de medicamentos que tiene que tomar es alta, si son 50 pastillas al día no puedo concretarlo", concluyeron.

VAVEL Logo

    Formula 1 Noticias

    hace un día
    hace 2 días
    hace 2 días
    hace 3 días
    hace 3 días
    hace 3 días
    hace 3 días
    hace 4 días
    hace 4 días
    hace 5 días
    hace 7 días