El éxito de Williams disimuló otros problemas que venían de lejos

Tras la gris temporada de Williams, el equipo ha realizado un análisis profundo para poder erradicar el problema de fondo.

Williams ha tomado la decisión de realizar un análisis infraestructural para poder conocer de fondo el problema de la temporada actual.

En 2013 se realizó una reestructuración; replanteando pilotos, motores y presupuesto, este cambio se vio recompensado cuando el equipo termino tercero en el campeonato de constructores en 2014 y 2015.

Clarie Williams subdirectora del equipo menciona que estos problemas no son algo nuevo, pero que solo han salido a la luz recientemente, destacando que el problema principal a abordar es cultural. "Tenemos que asegurarnos de que sea un excelente lugar para trabajar para nuestros empleados.”

De igual forma, comentó que su éxito inmediato en 2014 no les permitió ver los errores internos de aquel entonces.  “Los años posteriores a ese éxito nos cegaron ese problema que probablemente tuvimos, y ahora lo estamos abordando”.

Otro gran desafío al que se enfrenta Williams es el golpe financiero por la pérdida de su principal patrocinador, Martini, debido a la próxima partida del piloto Lance Stroll, tomando en cuenta también la gran pérdida de ingresos en el Campeonato.

Para Williams no es el final y dice que el equipo puede cumplir. “Soy totalmente optimista respecto a que estamos haciendo todo y de que podemos salir de esto”.

Pero también está consciente de que no existe una solución inmediata a los errores cometidos este año. "No vamos a salir el año que viene a ganar carreras otra vez. Eso no es realista”. Finalmente agregó que en la Formula 1 transformar a un equipo como lo es Williams es un trabajo de tiempo. "Lleva mucho tiempo convertir a un equipo de F1, y más aún a un equipo de esta escala, así que es un trabajo en progreso, pero soy optimista para el futuro al cien por cien”.