El 'tiburón' Phelps al borde del adiós

El nadador estrella estadounidense, ganador de 28 medallas olímpicas, ha vuelto a anunciar su decisión de retirarse del deporte y como muestra de ello ha eliminado su nombre de los próximos test anti-dopaje.

El 'tiburón' Phelps al borde del adiós
Michael Phelps en los Juegos de Río 2016 / Imagen:  Laurence Griffiths

Se convirtió en una estrella en su país y a nivel mundial. Un nadador que durante años ha sido uno de los pilares de la natación estadounidense y que ha conseguido muchos éxitos en su carrera deportiva siendo el deportista olímpico más condecorado de todos los tiempos con 28 medallas. Este no es el único reconocimiento en su trayectoria deportiva ya que también posee los récords de más medallas de oro en Juegos Olímpicos con 23, en eventos individuales con 13 y en eventos individuales olímpicos con 15. Unos números que han dejado huella en el deporte estadounidense y que permanecerán en el recuerdo de sus seguidores y el resto de aficionados que han celebrado sus éxitos.

A sus 28 años, casado y ejerciendo su labor como padre, parece que la retirada del 'tiburón de Baltimore', apodo de Michael Phelps, es un hecho. Como consecuencia de su decisión el nadador estadounidense se ha dado de baja en el programa de control antidopaje a los atletas profesionales.  "¿No podemos simplemente firmar todos estos papeles, así no tendré que hacer todas esas actualizaciones diarias? No voy a volver", preguntaba Phelps a Peter Carlisle, su agente desde sus inicios como nadador profesional en 2001 con 16 años.

Esta decisión llega tras su éxito en los últimos Juegos Olímpicos de Río 2016 donde conquistó seos medallas, cinco de oro en las modalidades de 200m mariposa, 4x200m libre, 200m estilos y 4x100m estilos, (esta última marcaba las 23 medallas de oro en su trayectoria olímpica) y una de plata en la final de los 100m mariposa donde su fiel seguidor, Joseph Schooling, le arrebataba el título de campeón. Finalizados los Juegos Olímpicos, Phelps aseguraba a los medios de comunicación que "he conseguido acabar como quería, volver y lograr todo lo que había soñado". Estas palabras ya anunciaban el final de su carrera deportiva, algo que se acentuaba antes de los premios Golden Goggle de la natación estadounidense donde el campeón de Baltimore aseguraba que "he terminado con la natación de competición, pero nunca estoy lejos de la piscina".

Esta no es la primera vez que el nadador americano anuncia su retirada ya que también sucedió tras los Juegos Olímpicos de Londres 2012 cuando decidió volver a entrar en el programa y seguir con su carrera deportiva. En esta ocasión parece que no habrá marcha atrás, aunque todo puede pasar. 

Independientemente de la decisión tomada, lo cierto es que el nombre de Michael Phelps seguirá en la historia olímpica por sus méritos y sus éxitos, durante muchos más años.