Los Steelers, suma y sigue

Victoria de mucho valor para Pittsburgh que les permite soñar con una gran temporada.

Los Steelers, suma y sigue
Ben Roethlisberger. Fuente: www.steelers.com
Pittsburgh Steelers
24 16
Cincinnati Bengals
Pittsburgh Steelers: PASE: B. Roethlisberger 19/37 3 TD 2 INT // CARRERA: D. Williams 32 CAR 94 YDS // RECEPCIÓN: S. Coates 2 REC 97 YDS / A. Brown 4 REC 39 YDS
Cincinnati Bengals: PASE: A. Dalton 31/54 1 TD // CARRERA: J. Hill 11CAR 22 YDS // RECEPCIÓN: G. Bernard 9 REC 100 YDS 1 TD / T. Boyd 6 REC 78 YDS

Steelers y Bengals jugaron en el Heinz Field de Pittsburgh un partido que no pasará a la posteridad precisamente: errores y más errores, diecisiete punts entre los dos equipos, y una victoria que les sabe a gloria a los de Mike Tomlin es el resumen de un partido que prometía mucho más, sobre todo emocionalmente, después de lo sucedido en el Wildcard game de los Playoffs de la temporada pasada, donde los Bengals provocaron la lesión de Antonio Brown, clave para la derrota de los Steelers ante los Broncos la semana siguiente, y por el cual Vontaze Burfict está aún sancionado y que acrecentó aún más si cabe, la feroz rivalidad entre ambos equipos.

El partido comenzó espeso, con las defensas imponiéndose a los ataques de tal modo que Adam Jones interceptó un pase de Ben Roethlisberger, situación que Andy Dalton, líder en yardas de pase de lo que llevamos de temporada, no fue capaz de aprovechar para anotar. El primer cuarto transcurría sin pena ni gloria, con muchos errores de conversión en tercer down por parte de ambos equipos hasta que tras más de once minutos, un buen drive de los Sttelers desembocó en un pase de  “Big Ben” que encontró a Xavier Grimble, y el tight end convirtió su primera recepción en la NFL en un touchdown.

El segundo cuarto fue un verdadero sopor, nadie era capaz de sostener su juego de ataque: por el lado de Pittsburgh, Roethlisberger cometió errores impropios en él coronados por su segunda intercepción del partido, llevada a cabo por Dre Kirkpatrick, y por el lado de Cincinnati, la secundaria Steeler secó por completo al receptor estrella A.J. Green, a lo que se sumó la inoperancia del juego de carrera, por lo que prosiguió el festival de punts solo roto por dos field goals de Mike Nugent y uno de Chris Boswell que dejaron el 10-6 en el marcador al descanso.

Pese a su mal partido en términos globales, Roethlisberger dejó drives de un nivel espectacular, como el que culminó en un pase a Jesse James,  poniendo a los Steelers 11 arriba mediado el tercer cuarto. El tight end, titular por la baja del flamante fichaje Ladarius Green, está rindiendo a un gran nivel, y se ha convertido en un socio de confianza de "Big Ben", sobre todo en la endzone. Nugent, otra vez, puso a los Bengals a una anotación de distancia, pero aparecieron Antonio Brown y DeAngelo Williams, el cual anotó su primer touchdown de recepción de la temporada, casi sentenciando el partido a falta de trece minutos. 

Gio Bernard,  acercó a los de Ohio de nuevo tras recibir un pase de Dalton (24-16), pero un fumble de Tyler Boyd provocado por James Harrison y recuperado por un Robert Golden que cuajó un sensacional partido, mató las esperanzas de remontada.

La secundaria (quién lo diría) le dio a los Steelers su segunda victoria consecutiva, y contra un rival divisional, lo que le otorga más valor y les coloca como uno de los equipos con mejores sensaciones en lo que va de temporada, más aún sabiendo que el posiblemente mejor corredor de la liga, Le'Veon Bell, regresa para la semana 4, y que Markus Wheaton estará disponible a partir de ya, lo que hará este ataque más temible aún. Por otra parte, los Bengals deben solventar los problemas que tienen en el juego de carrera y que lastran a un ataque demasiado dependiente de AJ Green.