Keys supera sin problemas el trámite ante Maria
Foto: Zimbio.com

Madison Keys aterrizó en Nueva York como la gran esperanza local. La jugadora estadounidense tiene tenis de sobra para dar un golpe sobre la mesa durante estas dos semanas y con el calor del público se crece mucho más y es una jugadora muy peligrosa capaz de todo. Tras superar una lesión en la muñeca, Keys no tuvo una buena temporada hasta llegar a la gira previa al Abierto de los Estados Unidos que ha supuesto una bombona de oxígeno para la de Rock Island. Tras el título en Stanford, llegó una dura derrota en los cuartos de final del WTA Premier 5 de Cincinnati donde una gran Garbiñe Muguruza la dejó fuera de combate tras tener varias pelotas de partido. En este torneo, todos los focos están puestos sobre la batalla por el número uno del mundo y Madison aparece en una segunda línea de favoritas para dar el "pelotazo" en Flushing Meadows.

Tatjana Maria está en una de las mejores temporadas de su carrera. Ubicada en su mejor ránking, el puesto número 61, Tatjana se mueve muy bien sobre todas las superficies y este año ya ha sumado un título sobre hierba, otro sobre cemento y dos finales sobre polvo de ladrillo, todos estos resultados de categoría menor, a nivel ITF donde Maria está sumando muchos puntos que junto a algo de suerte en citas WTA, le están acercando al top 50. La alemana arrasó en primera ronda pero no pudo con toda una Madison Keys en un partido que no fue nada malo por parte de la europea.

La pegada de Keys se impone a la solidez alemana

Madison Keys jugó un partido muy bueno, sobretodo con su golpe de derecha con el cual dominaba cada punto y hacía que Tatjana fuera una espectadora más durante gran parte del partido. Maria no jugó nada mal pero se encontró con una Madison Keys muy motivada desde el primer punto y consciente de sus posibilidades. 

La alemana entró algo fría al partido y un par de errores al comienzo del primer set propició que la estadounidense comenzara el partido con un importante break que supo mantener como si de el más preciado tesoro se tratase. Keys volvió a romper el servicio de su rival en el noveno juego de partido y se llevó el primer parcial por un marcador de 6-3 en 35 minutos.

En el segundo set vimos a una Madison algo más errática, no tan brillante al servicio y dejando que la alemana fuera algo más protagonista. A pesar de todo, Keys logró aprovechar sus oportunidades y selló el pase a la siguiente ronda sin demasiados sobresaltos por parciales de 6-3 y 6-4 en una hora y 25 minutos con un público totalmente volcado con su gran baza este año. Madison Keys buscará la segunda semana el próximo sábado frente otra cabeza de serie, Elena Vesnina, a la que se le da muy bien el suelo norteamericano, donde el pasado mes de marzo, logró el WTA Premier Mandatory  de Indian Wells.

VAVEL Logo