Verdasco remonta al verdugo de Federer
Fernando Verdasco aguantó mejor en los momentos clave. Imagen: Zimbio

Tercera ronda del Masters 1000 de Miami. Primer enfrentamiento entre el español Fernando Verdasco, número 39 del ranking ATP y el joven australiano Thanasi Kokkinakis, 175 del mundo. El talentoso tenista  australiano, venía de dar la gran sorpresa en la ronda anterior eliminando al número uno, el suizo Roger Federer.

Kokkinakis empezó fuerte

En el inicio del partido los dos tenistas se hicieron con sus primeros servicios en blanco, pegando muy duro a la bola sin concesiones a su rival. Los problemas empezaron para Verdasco en el tercer juego, cedió dos bolas de break de la que pudo salvar una, la segunda en cambio cayó del lado del aussie. Con el saque roto a su favor, Kokkinakis se soltó y no dio opciones a Verdasco de recuperar el marcador en todo el set. En el último juego, Fernando volvió a ceder su servicio y entregó el set por seis juegos a tres en 40 minutos de juego.

Verdasco elevó su nivel y empezó a recoger frutos

En el inicio del segundo set, el partido empezó a cambiar de forma radical, el español tuvo dos opciones de break en el primer juego, a pesar de perderlas, el madrileño no se vino abajo, todo lo contrario. Con golpes espectaculares en carrera levantó su ánimo y al público de las gradas, sus gritos de ánimo retumbaban por toda la pista. En el quinto juego llegó por fin la tan ansiada rotura a favor de Verdasco. Rotura que marcaría la suerte del set. Fernando no tuvo que afrontar ningún inconveniente con su saque en toda la manga. Con el cinco a cuatro y su servicio, firmando un juego en blanco, Verdasco consiguió igualar el partido. seis a cuatro en 50 minutos. La suerte del partido se definiría en el tie break final.

En el último set, el primero en golpear fue el australiano, en el cuarto juego se hizo con el saque de su rival gracias a una doble falta. Parecía que el español iba a venirse abajo y entregar el partido, sin embargo se rehizo y recuperó el break en el siguiente juego. En el noveno, Fernando tuvo una gran oportunidad para dar el golpe de gracia, dispuso de tres oportunidades de romper el saque de su rival, pero sus passing shots se fueron por centímetros después de consultar al ojo de halcón. Verdasco no se fue mentalmente y aguantó hasta llegar al tie break decisivo. El inicio del desempate fue desastroso para los dos, cuatro errores consecutivos por ambos lados de los que salió beneficiado Kokkinakis, que se colocó con tres puntos a uno a su favor. El tenista madrileño reaccionó de forma magistral con un gran drive ganador y con un parcial de siete puntos a uno puso fin a este maratoniano encuentro.

VAVEL Logo