Nuevo palo para Djokovic

El tenis está siendo muy duro para Novak Djokovic en este 2018, el serbio fue derrotado por Kyle Edmund en la segunda ronda de Madrid. A pesar de derrotar a Nishikori y hacer un buen partido en la primera ronda, el ex número uno del mundo fue incapaz de continuar con sus buenas sensaciones. Edmund se impuso por 6-3, 2-6 y 6-3 y logró su primera victoria ante Djokovic en cuatro partidos, David Goffin será lo próximo para el británico en los octavos de final.

Intercambio de roturas y buen final de Edmund

Los dos primeros juegos del partido se los adjudicó el restador, Edmund logró la rotura con su primera bola de rotura en el primer juego del partido. Aunque en el juego siguiente, Djokovic iba a romper el servicio de su rival en blanco y volver a poner el empate en el marcador. Novak ganó su primer juego al servicio en el tercer juego, pero a partir de ahí el británico iba a ser superior a él sobre la pista central de Madrid. Edmund puso el empate a dos y en el quinto juego volvió a golpear, rompiendo el saque del serbio tras aprovechar un 15-40. Esta vez Kyle sí que pudo consolidar y logró abrir una distancia de dos juegos que le acercaban al primer set. Novak mantuvo su saque y las esperanzas de ganar el set pero el británico con dos grandes juegos, uno al saque (que puso el 5-3) y otro al resto en donde rompió el saque de Djokovic en blanco, logró llevarse el primer set por 6-3 en media hora y rompiendo el saque de su rival tres ocasiones.

Novak superior en la segunda manga

Vimos una buena versión de Djokovic al inicio de la segunda manga, logró un 0-40 en el primer juego del set y rompió el saque de Edmund a la segunda. Novak consolidó puso el 2-0 y los aficionados comenzaron a ver un buen nivel del serbio. Hasta el sexto juego los dos tenistas mantuvieron sus servicios y Novak seguía manteniendo una ventaja de dos juegos con el 4-2. En el séptimo juego Nole volvió a romper y dejó el set casi sentenciado. Con 5-2 en el marcador, Djokovic no tuvo ningún problema y cerró esta segunda manga por 6-2 de nuevo en media hora.

Tensión en la caja mágica

Tan solo vimos una rotura en este tercer set, pero lo bueno comenzó a partir del cuarto juego. Con 2-2 en el marcador, Djokovic se fabricó un 0-40 pero no fue capaz de aprovechar ni una sola de las tres bolas de rotura que tuvo y le permitió a Edmund seguir por delante en el marcador. Djokovic puso el 3-3 con un gran juego en blanco. El británico parecía que también iba a cerrar su saque en blanco, pero dos grandes puntos de Nole pusieron el 40-30, aun así, con un saque directo logró Kyle cerrar el séptimo juego. En el octavo iba a llegar la rotura, tras dos errores graves de derecha Djokovic le entregó la rotura a un Edmund que iba a sacar para ganar. Dos grandes saques del británico le dieron un 30-0 que ya dejó fuera del partido al serbio, un golpe ganador de derecha le daba la primera bola de partido y un error no forzado de Djokovic le dio la victoria.

VAVEL Logo