Kerber se impone con solidez ante Osaka

Angelique Kerber derrotó de forma cómoda a la campeona de Indian Wells Naomi Osaka (6-2, 6-4) quien le había derrotado siendo la campeona defensora del US Open en agosto pasado y se apuntó en la cuarta ronda de Wimbledon.

Kerber se impone con solidez ante Osaka
Angelique Kerber regresa una pelota con una potente zurda. Foto: Zimbio.com

El segundo encuentro en la pista central de Wimbledon traía el encuentro entre la alemana Angelique Kerber y la japonesa Naomi Osaka. La alemana que tenía presente esa herida que le propinó Osaka aquel 29 de agosto de 2017, cuando siendo la flamante defensora del título del US Open, Osaka la destronaría sin complicación (6-3, 6-1). 

Kerber la venció dos veces después pero esa derrota siempre estuvo en su mente, y sin duda estaba presente, en este encuentro, nuevamente de Grand Slam pero esta vez en la hierba. El partido con las gradas algo vacías iniciaría con Osaka al servicio que a su vez cedería el primer quiebre. Kerber sostendría un 40-0,  para la ventaja dos juegos a cero

Osaka al servicio nuevamente, vería su servicio irse al deuce, pero sostendría al final para ponerle su nombre al marcador. La alemana sostendría su servicio cuando Osaka dejaba la pelota en la red para darle el juego, y nuevamente la alemana quebraría para adelantarse cuatro juegos a uno. Kerber nuevamente sostendría y pondría el set con un cómodo cinco a uno.

Osaka serviría por seguir en el set, y en 40-15 con un servicio directo (Ace) ganaría su segundo juego del partido, para poner el marcador cinco juegos a dos. La alemana en tan solo 24 minutos serviría, por el set y sin problema lo cerró (6-2). Un set perfecto para Kerber en el que consiguió diez tiros ganadores, solo cometió un error no forzado y ninguna doble falta

La segunda manga iniciaría con Osaka al servicio que vería su servicio quebrarse nuevamente, esta vez en 40-0. La alemana sostendría su servicio, y de vuelta Osaka sostendría para poner el marcador dos juegos a uno. Kerber sostendría en 40-0, para adelantarse tres juegos a uno. Osaka sobreviría el deuce después de retar una pelota que se confirmó larga, Osaka tres juegos a dos.

La alemana, nuevamente excepcional en el servicio, el cual no vio quiebre en todo el partido, aun y cuando vio el deuce en el sexto juego. Kerber sostendría para consolidar la ventaja cuatro a dos. Osaka al servicio trataría de regresar, aprovechando que Kerber la dejaba en la red para darle el tercer juego. Kerber serviría y sostendría en 40-0 para sellar cinco juegos a tres.

Osaka serviría en 55 minutos por permanecer en el partido, y nuevamente su servicio se iría al deuce, en partido en donde Osaka estuvo muy errática. Osaka consolidaba y se acercaba peligrosamente cuatro juegos a cinco. Pero en una hora, Kerber al servicio se pondría en 40-0 con triple pelota para partido. Osaka salvaría uno, pero después la enviaría larga, para darle el set y el partido a Kerber

Angelique Kerber enfrentará a Belinda Bencic por un pase a los cuartos de final.