Karolina Pliskova, a falta de un Grand Slam

Karolina Pliskova | Foto: australianopen.com

La carrera de la "gigante" tenista checa Karolina Pliskova ha tenido muchos vaivenes. Todavía no se ha consolidado en la medida de sus pretensiones y a lo que esperan sus propios fans. Su carrera tiene matices interesantes, ha dado qué hablar y motivó muchos análisis.

A sus 28 años, se puede considerar que alcanzó la madurez necesaria para despegar definitivamente y dar ese salto que precisa. Fue avanzando lentamente. De hecho, su caso es diferente y no se trata de una precoz campeona. En su momento, la suiza Martina Hingis y la rusa María Sharapova, dieron el gran salto consagratorio con 15 y 17 años, respectivamente.En definitiva, le falta algo a Karolina Pliskova, ganar un título de Grand Slam. Fue finalista en el 2016 del Abierto de los Estados Unidos (US Open), pero sucumbió ante la alemana Angelique Kerber.

Podrá probarse nuevamente, pero tendrá que esperar un tiempo indeterminado, pues los Grand Slam han quedado suspendidos a causa del coronavirus y su deseo de conquistar 'un grande' deberá esperar. En el último Abierto de Australia, en enero, no le fue como esperaba. Otra vez quedó en el intento en ese mítico torneo, que se desarrolla en superficie dura, la que mejores réditos le ha otorgado en su recorrido por el tenis.

Ha ganado títulos y fue finalista ITF y WTA en tierra batida, hierba, alfombra y pista dura. Alcanzó a ser la número uno del tenis femenino durante nueve semanas, incluso sin tener un "Grande" en su palmarés

Ostenta grandes triunfos, por citar algunos, como contra las emblemáticas hermanas estadounidenses Venus y Serena Williams, además batió a la japonesa Naomi Osaka estando esta en su apogeo, poco después que dejara de ser la mejor tenista ranqueada del mundo. Condujo a República Checa al título de la Copa Federación (Fed Cup).

Faltó paciencia

Parecía que la menor de las hermanas Pliskova  llegaba a lo más alto con la conducción técnica de la recordada a la ex tenista española Conchita Martínez, ganadora de Grand Slam. La exitosa "relación" de trabajo se acabó antes de tiempo, quizás por falta de paciencia de ambas partes a la espera de mejores resultados.

Karolina Pliskova tiene estimables condiciones técnicas y tácticas, además le ayuda su envidiable estatura (1,86) para desarrollar su máximo potencial. Ha ganado casi todo y está a poco de ser una tenista completa. Todavía está a tiempo de "explotar".

Juega muy bien al dobles, quizás mejor cuando lo hace al lado de su hermana Kristýna Pliskova, dos minutos mayor, quien se le adelantó a la hora del parto, aunque Karolina lleva el mejor palmarés en el tenis que Krystina.

Ser madre y su Fundación

Serena en lo personal, se casó hace  poco tiempo. Está en sus planes ser madre en algún momento dado. Su esposo es su mánager. En medio de sus viajes y tiempo dedicado casi enteramente al tenis, hace un espacio para dirigir su Fundación, una entidad dedicada a la ayuda de niños con cáncer.

Hoy cumple la cuarentena en su residencia de Montecarlo, donde tuvo que replantear toda su agenda deportiva a raíz de la cancelación de las competencias a nivel mundial por el avance del nuevo Coronavirus.

VAVEL Logo