Kerber y Trevisan son campeonas en Estrasburgo y Rabat
Angelique Kerber. Foto Michel Grasso @WTA_Strasbourg

La alemana Angelique Kerber, ex número uno del mundo, se consagró campeona del Internacional de Estrasburgo, Francia, tras superar en una vibrante final a la eslovena Kaja Juvan por  7-6 (5) 6-7 (0) y 7-6 (5). La batalla fue dura y se extendió durante 3 horas y 17 minutos, que se cerró con un espectacular passing shot de derecha de la campeona, quien capturó su primer trofeo en tierra batida desde 2016 y logró el decimocuarto título de la WTA (250) de su carrera.

La definición estuvo cargada de suspenso. Pese a la ausencia de una representante francesa, el público pudo disfrutar de un partido con tres desempates con tiebreak por más de tres horas. 

Por experiencia, Angelique Kerber, ganadora de dos títulos de Grand Slam, se hizo con su primer título del 2022 en el circuito.

Angelique Kerber. Foto@WTA_Strasbourg
Angelique Kerber. [email protected]_Strasbourg        

Desafiada por una joven competidora que salió con todo en busca de su primer título, la alemana, de 34 años, supo mantener la calma en los momentos calientes para llevarse dos de los tres parciales. 

Antes dejó en el camino a Diane Parry, Aliaksandra Sasnovich, Magda Linette y aprovechó el abandono de Océane Dodin en semifinales. La eslovena Juvan, pese a no llegar al objetivo, completó una gran semana, que la empuja con buenas perspectivas para Roland Garros.

Trevisan, en Marruecos


La italiana Martina Trevisan, 85 del ranking, ganó en Rabat, Marruecos, su primer torneo en WTA 250, superando en dos sets a estadounidense Claire Liu por 6-2 6-1.

Martina Trevisan. Foto WTA
Martina Trevisan. Foto WTA       

Nacida en Florencia hace 28 años, Trevisan no dio chances a su oponente, de 21 años, ubicada en el puesto 92 del circuito, quien no resistió en una final que duró una hora y media. 

En la campaña hacia el título, Trevisan eliminó a la española Garbiñe Muguruza, número diez del mundo y máxima cabeza, en octavos de final. Se convierte en la cuarta ganadora italiana en Marruecos. La primera fue Rita Grande (2003), siguió con Alberta Brianti (2011) y Francesca Schiavone (2013).

“Me gustaría dedicarle este trofeo a mi padre. Él no puede verme ahora, pero sé que estaría muy orgulloso de mí. Es un luchador como lo fui yo durante esta semana. Es para ti papá”, dijo Trevisan durante la ceremonia de premiación, en la que dedicó su conquista  a su padre Claudio, de 74 años.

 

VAVEL Logo