Querrey despierta del sueño a Kokkinakis

El estadounidense Sam Querrey se proclamó campeón en el ATP 250 de Los Cabos al derrotar, en tres mangas, al australiano Thanasi Kokkinakis, por 6-3, 3-6 y 6-2 en un disputado duelo. Querrey, que suma así su décimo título individual, arrebata al joven Kokkinakis su sueño de ser, por fin, campeón ATP

Querrey despierta del sueño a Kokkinakis
Querrey despierta del sueño a Kokkinakis | Foto: Los Cabos

Día de final en el Abierto de Los Cabos, certamen previo al Masters 1000 de Montreal que comenzará a disputarse a partir del próximo lunes. Gran torneo que contaba con un gran cartel en esta segunda edición, y que vería a un nuevo campeón tras la derrota, prematura, de Ivo Karlovic. En este último partido en tierras mexicanas competirían dos jugadores en distintas condiciones, y con opuestos objetivos.

Sam Querrey, número 24 del ranking y segundo favorito en Los Cabos, buscaba aquí su décima corona a nivel individual y segunda este año, tras su gran victoria en el ATP 500 de Acapulco ante Rafael Nadal en la final. Querrey, desplegando un gran tenis en estos últimos meses, es actualmente un jugador peligroso, más aún teniendo en cuenta la gira americana, ya iniciada, y que todavía no ha visto sus grandes citas como Montreal, Cincinatti o US Open. Con 16 finales ATP a sus espaldas, el que en su día fuese el 17º mejor tenista del mundo era el favorito en una más que interesante gran final.

Al otro lado de la red, Thanasi Kokkinakis. El prometedor jugador australiano de 21 años vuelve a sonreír tras vivir tiempos muy difíciles en sus propias carnes. Ausente en todo el 2016 debido a lesiones en hombro y pectoral, el ex-número 69 del mundo se hundió en el ranking y, tras breves participaciones esta temporada en Lyon, Roland Garros, Hertogenbosch, Queen's y Wimbledon, ocupa el 454º puesto, que abandonará, por suerte, gracias a esta fenomenal actuación en Los Cabos, donde está jugando su primera final ATP. Dejando por el camino a jugadores como Tiafoe o Berdych, Kokkinakis llegaría motivado a este partido, y dispuesto a alzarse con el trofeo de campeón.

Kokkinakis, a contracorriente en el primer set

Esta segunda edición del ATP 250 de Los Cabos pondría su broche final con un choque generacional entre dos tenistas que comparten virtudes, pero que deberían jugar sus armas para derribar las defensas del contrincante. Después de un inicio disputado, con tres juegos en los que el saque fue decisivo, llegó el primer vuelco para el primer set. En el cuarto game, Querrey comenzó a desplegar todo su potencial ofensivo, haciendo daño con el revés y quebrando por primera vez en el día de hoy; acto seguido, el americano consolidó en blanco el break y puso el 4-1.

El nerviosismo, y las ganas de hacerlo bien, fueron superiores a un Kokkinakis que, tras una primera toma de contacto positiva, no fue capaz de aguantar el tirón de un Querrey que interpretaba a la perfección el papel de favorito, cometiendo escasos errores y llevando al límite, con su resto, a su rival. Poco tardó el de San Francisco en volver a atacar y, en su siguiente turno al resto, dispuso de hasta cinco puntos de rotura para sentenciar, definitivamente, este primer parcial; no obstante, la garra y el buen saque del australiano aparecieron en el mejor momento para conservar esa ligera desventaja de una ruptura, poniendo el 2-4.

Pasados esos dos juegos con suspense, en los que Kokkinakis salvó, a su manera, los muebles, llegábamos a los instantes finales, que vieron muy poco tenis. La estrategia de Querrey, muy efectiva, dio buen resultado y, tras dos juegos en blanco con su saque, selló el primer asalto por 6-3 en 36 minutos de partido.

Kokkinakis da la sorpresa en el segundo set

Lastrado por su falta de acierto con el primer servicio (39% en el primer set), Thanasi Kokkinakis iniciaba el segundo parcial con muchas dudas, tratando de cambiar de estrategia ante un Querrey que se veía superior. Repitiendo lo ocurrido en el primer set, y tras unos primeros juegos de contacto en los que el sacador se vio altamente presionado, el cuarto juego volvió a ser clave en el devenir del partido. No obstante, y a diferencia de lo acaecido anteriormente, fue el aussie el que golpeó primero, obteniendo su primer break de la final ante la sorpresa de un público que ya se preparaba para ver al estadounidense campeón.

Sufriendo para certificar esa rotura, Thanasi Kokkinakis puso el 4-1 en el marcador y dejaba las cosas preparadas, y bien dispuestas, para la disputa de un tercer y definitivo parcial. El australiano, que hasta ahora solo cuenta con un título a nivel Challenger, en Burdeos, dos años atrás, y otro a nivel Futures, en Saskatoon, hace dos, mantuvo el tipo hasta el final, empatando el partido en poco más de media hora y, con ese 6-3, mandó esta vistosa final a su último y decisivo set.

Querrey sale campeón de Los Cabos

El único duelo previo registrado entre estos dos jugadores también se resolvió en tres sets; tuvo lugar en el Masters de Madrid, y el californiano batió al de Adelaida, 6-4 6-7 (6) y 6-3, en un encuentro que se alargó más allá de las dos horas y que permitió el pase de Sam Querrey a la segunda ronda. Comienzo demoledor del propio Querrey en este tercer parcial, iniciando su asalto al título con un break en blanco en su primer turno al resto y cerrando sus dos primeros juegos al saque, también en blanco.

Con 3-0 en el marcador, y con un Querrey que comenzó ganando los primeros doce puntos del tercer set, esta tercera manga puso de manifiesto la virtuosidad de ambos jugadores con el servicio, ya que hasta el sexto juego al restador le fue imposible, siquiera, arañar un punto. La comodidad exhibida por parte de los dos aspirantes se reflejaba en el resultado; sin embargo, esa relajación fue arrancada de cuajo por un Kokkinakis que veía cómo se le escapaba el partido con el paso del tiempo, y que tuvo que lanzar una definitiva ofensiva con el resto; con 4-2 en el marcador, el australiano tuvo dos bolas para devolver el break a Querrey, dos bolas que no convirtió y que dieron un colchón decisivo a Sam.

Habiendo salvado la situación en estos últimos instantes, Sam Querrey no esperó a tener el servicio de su lado para cerrar el partido. La oportunidad perdida hizo mella en un Kokkinakis errático, que acusaba la maratoniana semifinal ante Berdych, que se extendió hasta las dos horas y media. En el octavo juego, Querrey aprovechó la segunda bola de partido para, tras una hora y 48 minutos, finiquitar el encuentro y proclamarse campeón del Abierto de Los Cabos.

Décimo título para Sam Querrey

Final: 6-3 3-6 y 6-2. Sam Querrey logra su segunda corona del año y la décima su carrera, sumando este ATP 250 de Los Cabos a los ATP 250 de Las Vegas, logrado en 2008; Los Ángeles, en 2009, 2010 y 2012; Belgrado, en 2010, Queen's, en 2010; Delray Beach, en 2016 y a los ATP 500 de Memphis, en 2010, y Acapulco, en 2017. Con una racha de tres finales seguidas ganadas, el estadounidense llega con la moral por las nubes para afrontar la siempre apetecible gira americana, en la que más tendrá que demostrar.

Por su parte, Thanasi Kokkinakis se despide de Los Cabos como un auténtico campeón, luchando hasta el final por un título que, a principios de semana, ni siquiera pensaba en competir. Diciendo adiós a una mala racha devastadora, se puede confirmar la vuelta de un Kokk que avanzará multitud de puestos en el ranking, y dispuesto a hacer un buen papel en los Masters de Canadá, Cincinatti, y el US Open.

Tenis