Kvitova se cita con Radwanska en Doha

La checa tuvo un más que plácido debut en el WTA Premier 5 de Doha al despachar en sólo 56 minutos a la turca Cagla Buyukakcay, invitada por la organización, por 6-0 y 6-3. En segunda ronda, la checa medirá fuerzas con la polaca Agniezska Radwanska.

Kvitova se cita con Radwanska en Doha
Petra Kvitova durante un partido en el WTA Premier Mandatory de Pekín. Foto: zimbio.com
Cagla Buyukakcay
0 2
Petra Kvitova

Petra Kvitova tardó sólo 56 minutos en obtener su octava victoria consecutiva en el circuito WTA. La checa, reciente vencedora en San Petersburgo, selló su pase a la segunda ronda del Premier 5 de Doha (Qatar), torneo que reparte más de tres millones de dólares en premios, con un triunfo incontestable por 6-0 y 6-3 ante la turca Cagla Buyukakcay, número 160 del mundo e invitada por la organización. 

Rendimiento algo irregular de Kvitova al servicio: de un 100% de puntos ganados con primer servicio en la primera manga pasó al 62% en la segundaLa jugadora turca, que disputaba por primera vez un cuadro principal de un torneo WTA desde el pasado mes de julio en Bucarest, fue una perita para Kvitova, sobre todo en un primer set casi perfecto por parte de la tenista de Bilovec. En 18 minutos, la decimosexta favorita del cuadro endosó, no sólo un rosco a su rival, sino que además sólo la dejó hacer cuatro puntos en todo el set. La superioridad de la checa era insultante y esos cuatro puntos que logró rascar Buyukakcay fueron, además, por errores claros de Kvitova. La turca no logró ningún golpe ganador en todo el partido.

Pero ya se sabe que en el tenis todo puede cambiar muy rápido. Si no por algo no destaca precisamente Petra Kvitova es por mantener una línea estable en sus encuentros. En cuestión de segundos, la checa puede pasar de 0 a 100 y viceversa. En el segundo set ocurrió algo parecido. Consciente de su evidente superioridad sobre la pista, la pupila de Jiri Vanek perdió la concentración durante varias fases de la segunda manga y eso permitió a su rival inaugurar su casillero de juegos. Buyukakcay aprovechó los despistes de Kvitova para dar algo de emoción al partido (logró dos roturas de servicio) pero, al final, la pegada de la checa volvió a relucir logrando terminar el choque por 6-3 antes de que se le complicara de verdad. 

A tenor de lo visto en el día de hoy, no parece muy descabellado pensar que mañana Kvitova tendrá que esforzarse mucho más para seguir avanzando en Doha. Su siguiente rival será una vieja conocida, la polaca Agniezska Radwanska, que se deshizo ayer mismo de la alemana Mona Barthel en tres sets. Kvitova y Radwanska, números 21 y 33 del mundo en este momento, se han medido hasta en once ocasiones con seis triunfos para la checa y cinco para la polaca, que se ha llevado los tres últimos, incluida la final de las WTA Finals de Singapur en 2015