Hitos Verdolagas: Aquel 31 de mayo

Se cumplen 28 años de la primera conquista continental de Atlético Nacional y en VAVEL.com queremos repasar este inmarcesible hito 'verdolaga', desde su inicio en fase de grupos hasta aquella mítica final contra Olimpia en el estadio Nemesio Camacho el Campín de Bogotá.

Hitos Verdolagas: Aquel 31 de mayo
Hitos Verdolagas: Aquel 31 de mayo | Fotomontaje: VAVEL Colombia

31 de mayo de 2017; un día como hoy, pero de 1989, Atlético Nacional se proclamaba campeón de la Copa Libertadores ante Olimpia de Paraguay. Dicha final tuvo lugar en el estadio Nemesio Camacho el Campín, ubicado en la capital colombiana.

La Copa Libertadores de 1989 fue la edición número 30 de este certamen, para dicha competencia participaron 21 equipos divididos en cuatro grupos conformados.

Atlético Nacional formó parte del grupo tres de la Copa junto con Millonarios, Deportivo Quito y Emelec. Cabe destacar que para aquel entonces los grupos eran conformados por dos equipos de dos países, en esta ocasiones fueron dos colombianos y dos ecuatorianos.

El inicio hacia la 'gloria continental'

La travesía del cuadro 'verde' inició el 16 de febrero de 1989 visitando a Millonarios, en aquella ocasión los paisas rescataron un empate en Bogotá al igualar (1-1) con gol del mítico arquero, José René Higuita, quien desde el comienzo se perfilaba como uno de los abanderados y líderes del equipo. 

Igualmente, los dos partidos siguientes fueron en condición de visitante, pero en suelo ecuatoriano. Primero contra Emelec, posteriormente con Deportivo Quito, ambos terminaron con idéntico marcador (1-1).

Luego llegarían los partidos al Atanasio Girardot. El primer rival que pisó tierras antioqueñas fue Millonarios, los 'embajadores' doblegaron a Nacional y se llevaron la victoria con un marcador de (0-2) ambos tantos fueron convertidos por el histórico delantero Arnoldo Iguarán.

A pesar de la derrota sufrida, los 'verdes' se recuperaron ante los ecuatorianos y lograron encadenar dos triunfos que lo dejarían como segundo del grupo con 7 unidades, producto de 3 empates y dos triunfos. Es preciso aclarar que para aquella época, las victorias significaban 2 puntos y el empate la unidad.

Copa Libertadores 1989 - Tabla de clasificación grupo 3
Equipo Pts PJ PG PE PP GF GC DG
Millonarios (c) 10 6 4 2 0 12 3 9
Atlético Nacional (c) 7 6 2 3 1 8 7 1
Deportivo Quito (c) 4 6 1 2 3 4 7 -3
Emelec 3 6 1 1 4 4 11 -7

Los puros criollos

Fotografía: Archivo CIP El Colombiano

La institución 'verdolaga' siendo fiel a la filosofía de sus inicios, contaba con una plantilla de 25 jugadores, en  su totalidad colombianos. Gran parte de esta camada de futbolistas brillaron con el seleccionado 'tricolor' y lograron poner al fútbol 'cafetero' en lo más alto del balompié mundial. 

Bajo la conducción de Francisco Maturana, exjugador y campeón con Atlético Nacional, los 'verdes' lograron superar por primera vez en su historia la fase de grupos de la Copa Libertadores, hecho que hasta ese momento era histórico para el club.

En octavos de final se enfrentaban ante un grande del continente, Racing Club de Avellaneda. El primer partido se jugó en el 'coloso de la 74', allí, con la afición 'verdolaga' alentando, Atlético Nacional venció a la 'academia' (2-0) con goles John Jairo Tréllez y León Fernando Villa. Luego, los colombianos viajaron a tierras 'albicelestes', allí cayeron (2-1) pero con un marcador global de (3-2) se instalaron en los cuartos de final.

El inicio de una rivalidad histórica

Fotografía: Gol Caracol

Para los cuartos de final Atlético Nacional se cruzaba con otro club colombiano, Millonarios. El equipo capitalino era uno de los favoritos para hacerse con el título debido a que pasó de manera invicta la fase de grupos, venía de ser bicampeón  del rentado local en los años 1987 y 1988; además, contaba con una nómina plagada de grandes jugadores. Estas credenciales lo daban como favorito para superar la llave de los cuartos de final y hacerse con la corona.

19 de abril, se jugaba en Medellín el primer partido de la llave entre 'verdes' y 'azules'. En la fase de grupos de dicha Copa Millonarios había derrotado a Nacional (2-0) en el Atanasio. 

Con un marco repleto de aficionados 'verdolagas', Atlético Nacional logró marcar el único gol del compromiso. El artífice del tanto fue Albeiro Usuriaga tras asistencia de John Jairo 'la turbina' Tréllez. El siguiente partido se disputaba en Bogotá, allí los 'azules' habían hecho de su estadio un fortín puesto que no conocían la derrota en su propio patio. 

El 26 de abril, fue el día designado para aquel juego que sería punto de partida para la histórica rivalidad entre Millonarios y Atlético Nacional. El Campín, colmado por la afición 'albiazul', presenció un compromiso de mucha tensión, las cargas emocionales estaban a flor de piel y las pulsaciones a mil. Referentes de la 'tricolor' en cada bando daban  lo mejor de sí para el espectáculo. Los errores arbitrales se hicieron presentes aspectos que influyeron en que el público estuviese enardecido y los jugadores con los ánimos caldeados.

Para muchos de esta llave más que salir un vencedor, saldría el campeón de la Copa | Fotografía: Gol Caracol

Millonarios logró igualar la serie a través de su jugador más destacado en aquel partido, Carlos Enrique 'la gambeta' Estrada, quien marca un soberbio gol y deja sin oportunidad a René Higuita, cancerbero 'verde'. El panorama se tornaba difícil para Nacional, una multitud enloquecida por el empate y el equipo 'azul' con toda la gallardía en busca del segundo tanto que le diera la clasificación. 

Para el colegiado Chileno, Hernán Silva, quien era el encargado de impartir justicia en el juego, el partido se le salió de las manos tras no sancionar un penalti en favor del conjunto local. El desespero y la ansiedad se tomaron el ambiente, principalmente a los jugadores del equipo capitalino queines tuvieron que presenciar el empate por parte de John Jairo  Tréllez sobre los 80 minutos de juego. 'La turbina', como es apodado el héroe de esa noche 'verdolaga', tuvo que festejar su gol en un baño de sangre tras ser golpeado en la cabeza con un pila proveniente de alguno de los 40 mil aficionados de Millonarios.

El juego se detuvo alrededor de nueve minutos, debido a las protestas por parte del banco de Atlético Nacional tras la agresión a su jugador. La efervescencia y el calor eran los protagonista, incluso más que los jugadores. Se llegó el pitazo final (1-1) Nacional avanzaba a las semifinales de la Copa Libertadores. Sin embargo las emociones de este juego no terminarían ahí, de manera inmediata al final del partido los jugadores de Millonarios se dejaron ir contra el árbitro en busca de hacer justicia con sus propias manos.

Atlético Nacional festeja en el Campín su pase a semifinales de la Copa Libertadores | Fotografía: Gol Caracol

 Los goles de la serie Millonarios vs. Nacional Copa Libertadores 1989

El sueño seguía latente

El fenómeno que se vivía por aquellos días en la capital antioqueña era un hecho sin precedentes, a pesar de los hechos de violencia y las guerras entre el Estado y los carteles del narcotráfico los medellinenses encontraban en el fútbol un refugio para las amarguras que dejaba la barbarie. 

El siguiente obstáculo para Atlético Nacional era Danubio, la escuadra uruguaya venía de eliminar a Cobreloa con un marcador global de (4-1). En el partido de ida colombianos y Uruguayos no se sacaron diferencias con un marcador de (0-0). El juego de vuelta era en el Atanasio y fue ahí donde Atlético Nacional vapuleó (6-0) a Danubio.

'Palomo' Usuriaga | Archivo CIP El Colombiano

Albeiro Usuriaga fue el estandarte de aquella semifinal, el futbolista nacido en Cali se despachó con 4 anotaciones, hecho que solo 3 futbolistas han logrado. Primero 'el rey' Pelé, marcó cuatro goles en las semifinales de 1963 jugando para Santos, la víctima fue Botafogo. Recientemente está Miguel Ángel Borja, quien marcó la misma cantidad de goles en la semifinal de la Copa Libertadores 2016 la segunda conquista 'verdolga'. 

El 'palomo' fue la pesadilla de la zaga uruguaya, más tarde, Usuriaga volvería a brillar en la final ante Olimpia.

Atlético Nacional finalista de Copa Libertadores

Atlético Nacional avanzó con solvencia la llave de semifinales, en frente tenía a Olimpia, el equipo guaraní ya conocía lo que era la gloria. En el año 1979 se coronó campeón ante Boca Juniors, diez años más tarde buscaba repetir el título.

El primer juego tuvo lugar en Asunción, los 'verdes' cayeron derrotados (2-0) en el estadio Defensores del Chaco con goles de Bobadilla y Sanabria. La situación era difícil para Nacional, el fútbol colombiano venía de perder tres finales seguidas de Copa Libertadores, todas jugadas por América de Cali en los años 1985, 86 y 87. La final de Atlético Nacional parecía encaminarse a otra derrota para el fútbol 'criollo'.

El juego de vuelta no se pudo disputar en la 'casa' de Atlético Nacional, el estadio Atanasio Girardot. Según designaciones de los entes reguladores de la Copa el escenario deportivo no contaba con la capacidad necesaria para albergar un encuentro de dicha magnitud. Por lo tanto, el lugar en el que se llevó a cabo fue en el estadio de la capital colombiana, el Nemesio Camacho el Campín. 

Los pronósticos no era favorables a Nacional, venían perdiendo la serie por dos goles y tendrían que jugar en otro estadio con unas características geográficas que lo podrían perjudicar. Sin embargo, la ilusión se mantenía y la hinchada 'verde' lo demostró desplazándose hasta Bogotá para colmar las tribunas en la capital.

31 de mayo de 1989

La suerte estaba echada, Atlético Nacional y Olimpia jugaban los 90 minutos restantes en Bogotá para definir al campeón de la Copa Libertadores de 1989. 

Para suerte de los colombianos, el primer tanto fue un autogol del zaguero central Fider Miño. Albeiro Usuriaga, con un lanzamiento de costado, provocó la equivocación en la defensa de los guaraníes.

Más tarde, llegó el tan ansiado gol del empate. Sobre el minuto 65 del partido Albeiro Usuriaga volvió a brillar y de cabeza hizo estallar en júbilo las 45 mil almas que presenciaban la final en el Campín. Haciendo honor a la ley que profesa que dos cabezasos en el área son gol, el 'palomo' sacó provecho de su biotipo espigado y superó a Ever Hugo Almeida, arquero del combinado paraguayo.

De esta manera culminaron los 90 minutos de la gran final, la emoción por la primera conquista internacional colombiana estaba presente. Los lanzamientos desde el punto de penal dictarían qué equipo escribiría con letras de oro su nombre en el Olimpo del fútbol.

El guardián del arco 'verdolaga' era José René Higuita, prócer e ídolo de Atlético Nacional. 'El loco', como era llamado se hizo grande bajo los tres palos en aquella tanda de penaltis. Sus compañeros de equipo temerosos, tal vez por la presión desperdiciaban la chance de marcar, pero ahí siempre estaba René atajando todo lo que pateaban los paraguayos. 

Esa fue, quizás, la tanda de penaltis más emblemática y recordada en la historia de la Copa Libertadores. Se ejecutaron 18 penaltis, 9 para cada equipo. El último en cobro fue por parte de Leonel Álvarez y con este se sentenció aquella final y Atlético Nacional se proclamó Campeón de la Copa Libertadores de 1989.

Atlético Nacional, campeón Copa Libertadores 1989 | Foto: Archivo periodístico El Colombiano

Goles de la serie final entre Atlético Nacional contra Olimpia

Aquella final perdurará en el tiempo y en la memoria del hincha de Atlético Nacional. En una época donde la situación era hostil debido a la violencia, la gente encontró en el fútbol un lugar para olvidar tristezas y amarguras. La institución 'verdolga' abrió su camino con la primera conquista internacional, a partir de ahí fue poniendo su nombre en lo más alto del balompié internacional a tal punto de ser considerado un grande del continente americano.