Pumas y la "rifa" del Tigre
Pumas y la "rifa del tigres" (Foto | Agencias)

Tras haber celebrado su primer título de liga en la campaña 1976-1977, los Pumas de la UNAM llegaban a la disputa por un campeonato más. La ocasión anterior habían enfrentado en la final a la UDG, en partido fue realizado en el estadio Azteca debido a una huelga de trabajadores en la cual se vio afectado el estadio Olímpico Universitario.

Para la definición del monarca de la 1977-78, Tigres y Pumas llegaban en “polos opuestos”, ya que tan sólo unos meses atrás, los felinos del norte del país tuvieron que disputar una promoción con el Zacatepec por la permanencia en el máximo circuito, mientras tanto, los capitalinos disfrutaban de un gran momento, debido al gran plantel que lograron formar con nombres como “Cabinho”, Hugo Sánchez y Jesús Ramírez, por mencionar algunos. Sin embargo, el club representativo de la UNAM fue prácticamente “desvalijado” debido a que cinco de sus jugadores base fueron prestados a sus selecciones nacionales, lo cual debilitó al equipo de cara al camino por el título, lo anterior se debió a la proximidad del campeonato mundial de Argentina '78.

Además, ambos equipos habían sufrido un cambio en la dirección técnica, por parte de los Tigres Arpad Fekete anunció su salida y su puesto fue tomado por Carlos Miloc; mientras tanto, el histórico Jorge Marik dejó a los Pumas, y así Bora Milutinovic tuvo su primera oportunidad al frente del cuadro auriazul.

Bora durante su primera etapa al frente de Pumas (Foto Agencias)

El juego de ida de esta final se jugó en la cancha del estadio Universitario en Nuevo León y el marcador fue un 2-0 a favor de los locales, por lo cual los de la UNAM recibirían el juego final en su cancha, y así tendrían la oportunidad de obtener su primer campeonato en "casa" y segundo para la institución en general.

El duelo resulto cerrado, los dos equipos brindaron un gran espectáculo para los ochenta mil aficionados que se presentaron en el estadio. El equipo del norte del país incrementó su ventaja al minuto 57' con un gol anotado por Walter Mantegazza, jugador que se encargó de hacer los tres goles de los Tigres en la serie y decretar de esta forma el marcador global 3-0. Esto fue una losa demasiado pesada para los capitalinos, que apenas lograron descontar el marcador al minuto 80' vía Washington Oliveira.

De esta manera acabó el partido, los Tigres pasaron de un extremo al otro, después de salvarse del descenso estaban obteniendo el título que los acreditaba como los nuevos campeones. Además, hizo de los Tigres el único equipo en ganarle un campeonato -hasta la fecha- a Pumas en el Olímpico Universitario.

El equipo campeón de la campaña (1977-1978) (Foto Agendias)
VAVEL Logo