Pumas se sumerge en la inercia negativa
Foto: Pumas MX

Pumas se sumerge en la inercia negativa

Después de ser líderes generales en el inicio de torneo, el conjunto auriazul apenas ha rescatado un punto de los últimos nueve posibles.

adrian-hr
Adrián Hernández

Una campaña desastrosa y digna para olvidar fue el Apertura 2017, aunque para este certamen, los universitarios comenzaron de inmejorable manera la temporada sumando importantes triunfos para colocarse en lo más alto de la Liga MX, sin embargo, los últimos tres partidos el equipo felino se ha visto a la baja, sufriendo dos derrotas y un empate.

Cruciales enfrentamientos tendrá Pumas en las próximas jornadas al visitar a León y Cruz Azul, además de recibir en 15 días a los Diablos Rojos del Toluca.

Tenencia de la pelota

Pese a lograr la temprana ventaja en el marcador por conducto de Nicolás Castillo, los Pumas le cedieron la iniciativa y posesión de la esférica al Guadalajara, siendo más evidente en la parte complementaria en la que tuvieron fortuna al llevarse un punto debido al penal fallado de Alanís en el último minuto, lo que hubiese significado la tercera derrota consecutiva. Además, contra Xolos tuvieron menos el balón que el rival; mientras que contra Veracruz en el primer tiempo, tardaron en superar el medio campo y los Tiburones Rojos lo capitalizaron con dos anotaciones para quitarle el invicto a la UNAM.

Los felinos son una escuadra que necesita del balón para poder generar acciones de peligro, prueba de ello es que son una de las mejores ofensivas en lo que va de la campaña.

Mejor conexión en el ataque

Es indudable la calidad de Nicolás Castillo quien ha colaborado con seis goles en los primeros nueve cotejos del Clausura 2018, pero en los últimos duelos el chileno se ha tenido que botar de espaldas al marco para recibir la pelota y darle continuidad el ataque ofensivo, en lugar de permanecer dentro del área, que es el lugar en donde genera el mayor daño.

Las variantes por los costados han ido a la baja, tal es el caso de Jesús Gallardo que en ocasiones ha pecado de individualista y, por ende, se han perdido las oportunidades; mientras que Pablo Barrera es capaz de generar en segundos buenos desbordes por las bandas, pero, a pesar de su alcance, en grandes lapsos de los partidos pasa desapercibido. Ambos necesitan una mayor consistencia al frente.

Aspecto defensivo

En los primeros seis partidos los Pumas de la UNAM habían recibido cinco goles, ubicándose como las mejores zagas del campeonato, pero en la mala racha de tres partidos sin ganar ni jugar bien, le han encajado siete goles (cuatro de ellos por Tijuana).

Además, tanto en la frontera como en el juego de ayer contra Chivas, los Pumas se quedaron con un hombre menos dificultando el accionar del juego, primordialmente contra Tijuana, donde el equipo pudo haber recibido una mayor cantidad de goles tras la expulsión de David Cabrera.

Recobrar la confianza

Después de la sorpresiva derrota contra un equipo que está a punto de descender como lo es Veracruz, ser goleados en la semana siguiente contra Tijuana y dar una mala exhibición contra el Guadalajara, los resultados han pegado fuertemente en el seno universitario, situación que deberán de recuperarse lo antes posible si desean mantenerse en zona de liguilla.

VAVEL Logo