De no ganar ante Rayados, Lobos firmaría su peor torneo en la historia

El conjunto licántropo necesita sumar seis puntos en sus siguientes juegos para mantenerse en Primera División.

De no ganar ante Rayados, Lobos firmaría su peor torneo en la historia
(Foto: Rodrigo Peña | VAVEL)

No es novedad que la temporada que ha tenido Lobos BUAP ha sido desastrosa, al grado que momentáneamente se ubican en último lugar general y de la tabla de cocientes, por lo que este sábado, en el Estadio BBVA Bancomer ante Monterrey, los licántropos  , y de no hacerlo, no solo se confirmará su regreso al Ascenso MX, sino que también firmarán el peor torneo en la historia de la franquicia.

Desde su debut en la categoría de plata en 1999 ante los Jaguares de Colima, la Jauría ha disputado 32 torneos entre Primera División y la categoría de plata del futbol mexicano, entre los cuales destacan el Clausura 2015, donde únicamente perdieron un partido, o el Clausura 2017, cuando consiguieron el Ascenso a la Liga MX.

Lobos BUAP previo a la derrota 4-1 ante Pumas Morelos en el Estadio Centenario
Lobos BUAP previo a la derrota 4-1 ante Pumas Morelos en el Estadio Centenario

Pero la historia universitaria también tiene páginas oscuras, pues en el torneo Clausura 2011 es, hasta el momento el peor registro en cosecha de unidades para Lobos BUAP, pues apenas consiguieron 15 unidades tras 17 jornadas. El balance de dicho torneo fue de 4 victorias, 3 empates y 9 derrotas, con una diferencia de -8 goles, en aquel torneo los licántropos aún disputaban sus partidos como locales en el Estadio Cuauhtémoc.

Aquellos Lobos fueron dirigidos en primera instancia por Gustavo Moscoso y tras ser cesado, Jorge 'Mortero' Aravena tomó al equipo para finalizar la campaña. Formaban parte de aquel equipo jugadores como Miller Castillo, Juan Sara, Pablo Metlich, Daniel Tehuitzil y Adrián Sánchez.

Con dos partidos por disputarse en el Clausura 2018, Lobos únicamente puede igualar dicha cifra, pero en caso de dejar puntos en el camino, sentenciará la peor campaña en la historia de la franquicia, y probablemente, también su primer descenso.