Empate con sabor a emoción y liguilla en CU
(Foto: Club Universidad)

Como si fuera de liguilla, los Pumas de la UNAM empataron 3-3 con las Águilas del América en uno de los juegos más emocionantes de lo que va del Clausura 2020. Los dos equipos se sobrepusieron a volteretas y errores que pusieron el sabor a los aficionados que no se fueron decepcionados por tal espectáculo.

Y es que desde temprano, las tribunas del Olímpico Universitario se abarrotaron para ver a dos de los mejores equipos de la Liga MX por el tema de la tabla. Tanto 'Michel' como Miguel Herrera sabían de la importancia de no perder uno de los considerados 'clásicos' del futbol mexicano.

Las emociones empezaron temprano, pues al 7', Nicolás Freire conectó un  gran centro de Malcorra para abrir el marcador. Lo que hizo explotar la grada y marcó la tendencia del encuentro: goles al por mayor. Aunque durante una buena cantidad de minutos los universitarios se echaron para atrás y dejaron a los azulcremas con mayor retención de balón. Esto lo aprovecharon los visitantes al 31', cuando Leonardo Suárez cobró un tiro libre impecable y batió a Alfredo Saldivar, quien sería uno de los protagonistas principales.

El segundo tiempo fue bastante cerrado hasta que cayó el error que abriría el ostión. Saldivar trata de dar un pase lateral a su defensa, pero Federico Viñas fue más astuto e interceptó el balón en plena área para después colocar el esférico en las redes. Solo un fallo así podría cambiar el rumbo del encuentro.

Los aurizazules tomaron entonces una actitud más agresiva al meter al terreno de  juego a Favio Álvarez y Sebastián Saucedo. Al 82', el premio a ese modelo frontal tuvo resultado cuando Ignacio Malcorra tomó un buen pase filtrado y avanzó a toda velocidad por el área central y definió impecable ante la salida de Guillermo Ochoa para empatar el marcador. Confusión total en la defensa americanista y un premio a un jugador que había sido bastante criticado por los aficionados por sus actitudes y malas actuaciones.

Pero no sería todo. Una jugada magistral de Alan Mozo al 84' culminó con un pase soberbio a Juan Dinenno que entró al área por el lado izquierdo y disparo sobre la salida de Ochoa para el tercero que provocó la euforia total. Una voltereta que pocos esperaban y que seguía haciendo del partido una cosa espectacular.

Faltaba entonces un acto final. Los de Coapa se fueron a la desesperada en el último tiro de esquina que Henry Martín conecto de manera milagrosa y se metió en las redes. La puntilla a este juego que tuvo jugadas polémicas y broncas dentro de la cancha. 

Aunque el punto no les sirve mucho a los dos en la parte de la tabla, demostró porque estos clubes van a llegar lejos y son candidatos al título del Clausura 2020. Los detalles y errores estarán ahí, pero que se le pueda considerar un verdadero clásico a este tipo de encuentros, nadie lo debería de dudar. 

VAVEL Logo