Aspectos tácticos: Fernando Samayoa y la gran temporada del Atlas Femenil
En sus tres torneos con Samayoa como estratega, el Atlas no ha faltado a ninguna Liguilla. / Foto: Rodrigo Íñiguez

Hace ya casi un mes, la contingencia sanitaria obligó a suspender actividades en la Liga MX Femenil. El torneo ya había cumplido con más de la mitad de su calendario y, a mitad de la fecha 10, la situación salubre fue demasiado alarmante en México, por lo que ésta y todas las demás actividades deportivas tuvieron que detenerse hasta nuevo aviso.

Un día después de que se anunciara el parón, estaba programado uno de los encuentros más llamativos de todo el calendario: el Atlas, segundo lugar general, visitaría a las Rayadas de Monterrey, cuartas de la tabla y actuales campeonas del fútbol mexicano.

Centrándonos en las Rojinegras, podemos decir que, una vez más, el Equipo del Paradero luce como uno de los contendientes más serios a llevarse el título. Y, de hecho, parecían estar más cerca que nunca de coronarse.

Sin necesidad de reforzar a su plantel con jugadoras provenientes de otros equipos, y apostando por las fuerzas básicas, Fernando Samayoa ha conseguido formar un cuadro sólido, de fútbol vistoso y ofensivo, en el que el colectivo pesa mucho más que cualquier individualidad. Sobre el terreno de juego, de este Atlas resaltan se destacan tres aspectos tácticos que lo han llevado a tener una temporada tan buena en este Clausura 2020.

Foto: Rodrigo Íñiguez
Foto: Rodrigo Íñiguez

Prioridad al ataque

Si algo es evidente en la escuadra atlista, es que la prioridad en sus partidos es ir al frente en todo momento. No en balde, con 18 goles, el equipo rojinegro, junto con Pachuca y León, es la segunda mejor ofensiva del campeonato, sólo por debajo de los 22 tantos marcados por Tigres.

En retrospectiva, la alineación mandada por Samayoa en el primer duelo del Clausura fue una pista de lo que sería todo el torneo para el Atlas. Y es que, para visitar al Necaxa, las tapatías se pararon con un 3-4-3 en el que, después de las tres centrales, las otras siete eran jugadoras de características ofensivas (Zellyka Arce, Joana Robles, Norma Hernández, Maritza Maldonado, Fabiola Ibarra, Adriana Iturbide y Alison González).

Con ciertos cambios (algunos de ellos, obligados) en las 11 titulares, Samayoa repetiría este parado táctico en los próximos dos partidos. Fue a partir de la jornada 4 que el Atlas pasaría a alinear con un 4-3-3 que no por contar con una futbolista extra en la última línea tendría menos visión de ataque.

Lo anterior queda claro si analizamos que, durante todo el torneo, las riendas del medio campo las ha llevado Zellyka Arce, una constante titular en el puesto de contención. Pero, a pesar de su posición inicial, Arce es una jugadora que se siente más cómoda yendo al frente y que, prácticamente, termina jugando como volante ofensiva. De hecho, en el torneo anterior, a Zellyka se le pedía cumplir un rol más cercano al de una contención natural, y fue evidente que la número 6 batalló en esa labor.

Zellyka Arce. / Foto: Rodrigo Íñiguez
Zellyka Arce. / Foto: Rodrigo Íñiguez

El propio Fernando Samayoa ha dicho que, desde su perspectiva, la mejor manera de defender es no renunciar al ataque. Por ello, no es de extrañar que, sin importar el marcador, su equipo esté siempre buscando la manera de perforar las líneas enemigas.

El repliegue defensivo

Al tener la virtud ofensiva tan interiorizada en todos los sectores del campo, lo lógico sería pensar que la escuadra rojinegra deja muchos espacios para contragolpes y que, por ello, suele recibir muchos goles. Nada más alejado de la realidad, pues, de hecho, con apenas siete goles en contra, el Atlas es la segunda mejor defensiva del torneo.

Claro, el equipo tapatío tiene la ventaja de contar con una de las mejores guardametas de la Liga en la figura de Ana Gabriela Paz, pero ella sola no puede hacer todo el trabajo. Gran parte de la eficacia defensiva que tiene el club se la debe a uno de los conceptos favoritos de su entrenador: la transición defensiva.

El Equipo del Paradero es uno de los equipos mejor preparados en lo físico (y tiene que serlo si va a jugar sus partidos al mediodía en la cancha del 'Pistache' Torres). Esta cualidad le permite a las Margaritas sobrevivir 90 minutos de constantes repliegues defensivos, idas y vueltas de un lado al otro de la cancha.

El Atlas es un equipo que suele sumar hasta siete futbolistas al ataque. Pero, en cuanto pierden el balón, todas comienzan a retomar sus posiciones para defender, de manera que los huecos dejados durante la generación ofensiva se vuelven casi imperceptibles. Ejecutar bien estas transiciones de ataque a defensa tiene mucho entrenamiento detrás, pues el cuerpo técnico y las jugadoras saben que ir al frente no significa dejar vulnerable la retaguardia.

Una especie de fútbol total

Ya lo dije en alguna ocasión, y lo repito: guardando las debidas proporciones, el estilo de juego de Samayoa recuerda en algo a la 'Naranja Mecánica' de Rinus Michels. Esto va muy de la mano con el punto anterior, ya que prácticamente cualquier jugadora del Atlas es capaz de abandonar su posición para cubrir un puesto abandonado por alguna de sus compañeras.

El caso más evidente es el de Fabiola Ibarra, futbolista de carácter ofensivo, goleadora del equipo a la que, sin embargo, es muy frecuente ver jugando como lateral por la banda izquierda.

Fabiola Ibarra. / Foto: Rodrigo Íñiguez
Fabiola Ibarra. / Foto: Rodrigo Íñiguez

Sin embargo, el de Ibarra no es el único ejemplo. Basta con mirar a Fernanda Pérez Limón, una jugadora de la que no se habla mucho pero que es capaz de ocupar cualquier posición de media cancha hacia atrás.

Y así nos podemos seguir con ejemplos de 'fútbol total' mostrados por las Rojinegras. Durante gran parte de la temporada, Fernando Samayoa tuvo que lidiar con las bajas de mujeres tan importantes para su esquema como lo son Adriana Iturbide, Joana Robles y Alison González. La versatilidad de la plantilla atlista le ha permitido al equipo superar ausencias de este calibre para tener, en proyección, su mejor temporada hasta la fecha.

¿Cuándo y cómo se reanudará la Liga MX Femenil? No lo sabemos. Sobre lo que sí podemos comenzar a especular es que, si el Atlas se mantiene fiel a lo que ha hecho hasta ahora, nadie podrá quitarlo de la conversación entre los favoritos para levantar el trofeo.

VAVEL Logo