Las diez del zorro: semana 17 CL2017

Atlas cierra con derrota en el Jalisco de cara a la liguilla, en la que enfrentará al acérrimo rival en los cuartos de final.

Las diez del zorro: semana 17 CL2017
Foto: FutbolTotal

1º Se pierde la racha

Muchas cosas había hecho bien el Atlas en su cierre de torneo, mismo que les permitió acabar con una larga sequía de tres torneos sin clasificarse a la fiesta grande. Seis juegos seguidos acumulaban los jaliscienses sin conocer la derrota y todo pintaba para que fueran el equipo que más embalado llegaría a la pelea por el título. Sabemos lo importante que son las rachas en el futbol mexicano y la caída en propia cancha contra Jaguares le puede cobrar factura al equipo rojinegro. Insisto, no por quedar más abajo en la tabla, sino por la inercia con la que llegará, la cual pudo haber sido mucho mejor.

2º Buen prospecto

De lo poco rescatable de los tapatíos en su duelo en contra de Chiapas, fue el debut de Oswaldo González. El canterano rojinegro tuvo la labor durísima de suplir a un indiscutible en Atlas. José Madueña salió lesionado en el entrenamiento del miércoles y fue el número 294 el elegido por José Guadalupe Cruz para suplir su ausencia. El apodado "guerras" hizo honor a su nombre y en ningún momento se vio con miedo, siempre entrando con todo, peleando todos los balones, incluso tocando la pelota varias veces, sobre todo en la segunda mitad. A pesar de que en el primer tiempo fue superado casi siempre, mejoró para los segundos 45 minutos y dejó en general una grata primer impresión.

3º Apoyo incondicional

De nuevo la afición se hizo presente en el Jalisco de gran manera. Superando los 45 mil aficionados y con un recibimiento digno de un equipo de liguilla y que le hicieron saber que hoy más que nunca están con ellos. Un mosaico como nunca antes visto en el Jalisco a lo largo de toda la zona poniente, junto con una bandera rojinegra gigante en la zona de la barra 51, fue solo una muestra más del amor eterno que hay, de la gran conexión que hay actualmente entre plantel y afición.

4º De nuevo el 1

Una de las razones por las que el encuentro del día sábado era interesante para unos zorros ya clasificados, era el regreso de Óscar Ustari a la portería. Sin embargo, no fue el mejor de los regresos, ya que muy pronto vencieron su meta con un gol de gran calibre, y para la segunda mitad tuvo que salir de nuevo por una lesión muscular. Nada que ver con la luxación de hombro que lo dejó fuera por más de la mitad del Clausura 2017. Cuando Ustari tuvo que salir del campo se escuchó una tremenda ovación por parte de la hinchada, la cual se dirigía a ambos elementos. Miguel Fraga quién entrara de cambio, se ha vuelto un preferido de la afición y esto solo enaltece la gran conexión que mencionamos anteriormente.

Foto: Publímetro
Foto: Publímetro

5º Defensa de agua

En todo el campeonato solo un equipo pudo penetrar con tanta facilidad la defensa rojinegra cada vez que quiso, y ese fue el Guadalajara en los primeros 45 minutos de la jornada 6. Sin ser igual de apabullantes como aquel encuentro, Chiapas encontró vías de ataque en todos los sectores. Tanto por las bandas como por el centro, jaguares tocaba a placer. Sin presión atinada, sin balones cortados y mucha displicencia en la marca, Atlas fue todo lo contrario al duelo en el Azteca donde se vieron impecables atrás. Leiton, Barreiro y Reyes dieron su peor partido del Clausura, y otra actuación así en liguilla, sabemos que es de vida o muerte.

6º Será otro año

Sin duda, la gran atracción del Atlas vs Jaguares para la afición de tapatía, era la posibilidad latente de tener por primera vez en su historia un campeón en el goleo individual, y con Matías Alustiza la posibilidad era más que latente. Sin embargo fueron pocas, casi nulas las ocasiones que se le presentaron al once de la academia. El no recibir balones con ventaja en los 90 minutos lo obligaron a retrasarse y tener que ser él, quién surta al equipo de los mismos. El pobre desempeño del equipo, y la atinada versión de la selva, permearon a la furia de obtener algo histórico. Por lo que tendrán que esperar al menos seis meses más para conseguirlo.

Foto: Televisa
Foto: Televisa

7º Sin revulsivos

El equipo de "pepe" Cruz dio uno de los peores primer tiempos de Atlas en mucho tiempo jugando en el Jalisco, sobre todo teniendo en cuenta el rival  y como llegaban los locales. Para la segunda mitad hizo un cambio que más que hacerle bien al juego ofensivo, lo destruyo casi por completo. Fidel Martínez entró iniciando la parte complementaria, y si no fuera por el pase magnifico de Alustiza que lo dejó pleno para rematar frente a la portería de Muñoz, su participación habría sido nula completamente. Igual con Christian Tabó, quién contra América se dejó ver bien, el sábado fue uno más. Es cierto que Atlas ha hecho un buen torneo, sobre todo echando ojo al plantel. Cuentan con un once titular que puede dar mucho cuando se conecta, el gran problema es que pasará si cuando las aguas se pongan duras no hay esa conexión. Muy pocas respuestas en la banca se han encontrado para revertir marcadores en toda la campaña.

8º Vaya problema

El partido contra Jaguares era una oportunidad perfecta para no iniciar con toda la presión el siguiente torneo, solo por arriba de Veracruz y el recién ascendido, en la antepenúltima posición de la tabla porcentual. De haber ganado, habrían quedado a solo una unidad de Querétaro y a tres de Cruz Azul. Son muchos puntos que se dejaron ir en empates, sobre todo jugando como local. Puntos que serán vitales para el siguiente año futbolístico. Si el equipo que suba a la máxima categoría hace un buen papel como lo hizo Necaxa, la pelea será igual de dura como la que sostuvieron esta ocasión Jaguares, Monarcas y Veracruz.

9º Jaguares

El equipo dirigido por Sergio Bueno llegó a Guadalajara con la obligación de ganar a como de lugar, y vaya que jugaron el descenso como se debía de hacer. Desde el minuto uno la intensidad fue a tope, pero no solo la intensidad, sino también el juego. Toques de balón de primera intención y a una muy buena velocidad, mucha inteligencia por parte de sus jugadores, culminaron en varias llegadas que sin problemas podrían haber terminado en al menos cuatro goles. Todos los jugadores creían en que podían salvarse y eso se notó en el campo. El sábado jaguares jugó como el equipo que quería seguir jugando toda una vida en primera división, sin embargo no les alcanzó. Su juego fue perfecto, el problema era que no dependía de ellos.

Foto: FutbolTotal
Foto: FutbolTotal

10º En Frío

Atlas dio el segundo peor partido en lo que va de la campaña, sobre todo por la racha que tenía detrás y por el rival en turno. La defensa no se vio para nada atinada, tanto Jaine como Jiménez perdían balones en la salida infames que los dejaron muy mal parados. Siempre llegaban muy exigidos hasta la última zona y con muchos mano a mano, obligados por la mala repartición de marcas. Luis Reyes no tuvo para nada un buen partido, falló muchos pases, no marcó de manera correcta y sus aproximaciones al frente no fueron como en partidos anteriores.

La clave para la derrota en el segundo tiempo fue la salida de Robles por Fidel. El mediocampo dejó de existir. Javier Salas solo no pudo con la labor que le fue encargada, de la cual muy poca culpa tiene él. Daniel Álvarez se vio obligado a bajar casi casi como segundo contención y por supuesto que no funcionó. Fidel y Fideo como interiores, fue el experimento fallido de Cruz.

Al ataque se generó muy poco, las bandas no se hicieron pesar. Ni siquiera se abarrotaba el área de centros o tiros de larga distancia. Muy displicente se vio el equipo, que cuando en la cabeza de Martín y en los pies de Fidel, tuvo el gol para el empate, no se supo aprovechar.