Rafa Puente, con sentimientos encontrados después del triunfo

El técnico de La 'Jauría' aseguró que no es posible disfrutar los tres puntos con la lesión de Lucero Álvarez.

Rafa Puente, con sentimientos encontrados después del triunfo
Foto: (Bruno Becerra)

El esperado primera victoria en Primera División llegó para Lobos BUAP fuera de casa. Tras derrotar 4-0 a Querétaro, Rafael Puente se mostró contento y a la vez preocupado por el golpe que sufrió Lucero Álvarez.

"Es muy complicado en un día que evidentemente te provee de tanta felicidad tras ganar de visitante con autoridad y jugando acorde a los valores que como equipo nos deben distinguir siempre. No hay forma de que yo pueda disfrutar este triunfo viviendo una pena tan grande como la que desafortunadamente en este momento vive Lucero".

Destacando la importancia de la parte humana y aún sin estar enterado de la fractura de pómulo de su arquero, el técnico definió la sensación posterior al encuentro como amarga debido a que "Lucero es un profesional en toda la extensión de la palabra como todos los que integramos este grupo de trabajo y es una pena que hoy no podamos festejar como nos gustaría porque insisto, antepondremos la parte humana. Hay que esperar el diagnóstico y esperemos que sea lo menos grave posible para poder contar con él pronto".

El secreto detrás de la victoria

El estratega no titubeó al ser cuestionado sobre cuál ha sido la clave del club para arrancar el torneo de buena manera: "Muy fácil. En la solidaridad, en la intensidad, en el atrevimiento y en la valentía. Esos cuatro pilares, que como equipo nos deben distinguir siempre, son los que nos permiten imponernos en una cancha complicada como esta, superar al rival y ganar con autoridad".

Asimismo, resaltó el trabajo y disposición de sus dirigidos desde las prácticas, hasta los compromisos cada fin de semana y tampoco se olvidó de los directivos del club universitario: "Entregan el alma en cada entrenamiento, compiten por el puesto con absoluta lealtad; todos esos valores son los que nos permiten arrancar el torneo de una forma positiva. Valoro y agradezco el gran esfuerzo de la directiva por permitirnos construir un plantel competitivo, nos correspondía al cuerpo técnico y jugadores construir un equipo competitivo porque una cosa es un plantel y otra un equipo; hemos demostrado que somos equipo y en la medida que juguemos como tal, seremos protagonistas".

'Rafa' definió su sentir como "un sentimiento muy peculiar porque me genera alegría, soñé muchas veces con estar sentado en una rueda de prensa posterior a mi primer triunfo en Primera División, pero nunca me esperé que fuera viviendo una situación tan penosa; es un sentimiento que me cuesta trabajo describir".

Los comentarios externos no preocupan

Estar escribiendo la historia de Lobos en el Máximo Circuito también significa recibir críticas a pesar del buen funcionamiento de la escuadra. Sobre esto, el mandamás señaló que respeta los puntos de vista, pero al comandar a un "grupo de seres humanos que persiguen todos los días el prestigio, se vuelve más fácil todo y ellos se encargan de llevar sus virtudes a un nivel sobresaliente".

"Los mensajes para los rivales me tienen sin cuidado, a mí me importan los mensajes dentro del equipo y esos se tienen que dar todos los días en el trabajo esforzándose al máximo al competir por un puesto", agregó.

Finalmente, el entrenador de La 'Jauría' recalcó la importancia de representar a la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla: "Recuerdo con mucha gratitud el día que amablemente recibí la oportunidad de empezar a dirigir y en la rueda de prensa de mi presentación en el Ascenso dije con toda claridad que me iba a encargar junto a mi cuerpo técnico de que cada que el árbitro pitara el final de un partido, la comunidad universitaria se iba a sentir dignamente representada y ese es el objetivo que perseguimos todos los días, tenemos que salir conscientes de que entregamos el alma y jugamos con el corazón".

Lobos BUAP