Lucero Álvarez no apresura su recuperación

El portero de Lobos se perderá de 5 a 8 semanas después de un duro golpe que tuvo en el ojo izquierdo contra el jugador Everaldo Stum de Querétaro, que le provocó una triple fractura de pómulo.

Lucero Álvarez no apresura su recuperación
Lucero Álvarez en un entrenamiento- Foto: Rodrigo Peña (Vavel México)

Era el minuto 86 del partido de la jornada 2 entre Querétaro y Lobos BUAP, cuando en un centro al área, el debutante Everaldo Stum saltó para disputar un balón y su cabeza chocó contra el rostro de Álvarez quien de inmediato cayó al suelo y comenzó a sangrar de manera abundante por el duro golpe en el ojo izquierdo.

De inmediato entraron las asistencias y Álvarez no pudo terminar el encuentro porque debió ser llevado a un hospital donde se determinó que sería sometido a una cirugía.

Al día siguiente, Lucero mostró su ojo en sus redes sociales y agradeció la preocupación y cariño de la gente que se preocupó por él después del terrible golpe que se llevó.  

Luego de esta lastimosa experiencia, el cancerbero uruguayo dio sus primeras declaraciones tras el accidente y pese a que reconoció que de a poco se va recuperando, sabe que debe tener paciencia para poder recuperarse al cien por ciento.

"Ya puedo abrir la mitad del ojo, pero tengo que ser muy paciente, tengo que ir despacio con la recuperación".

Además, Lucero no perdió la oportunidad para agradecer a todos los que lo han apoyado en esta complicada situación.

"Estoy agradecido con mis compañeros, que ya son parte de mi familia, con 'Rafa' (Puente), el cuerpo técnico y con la institución por el apoyo que me han dado", sentenció.

Lobos BUAP