Con
conversión fallida, Ravens caen ante Steelers
Foto: Behind the Steel Curtain

Matar o morir. Ese fue el lema que empleó el coach John Harbaugh al buscar la conversión de dos puntos sobre la recta final que no consiguieron, por lo que los Baltimore Ravens cayeron 19-20 ante los Pittsburgh Steelers en la Semana 13 de la NFL.

La defensiva de Pittsburgh se dobló, pero no se rompió y en los momentos oportunos respondió con jugadas grandes, aunado a un buen último cuarto de la ofensiva que les dio su sexta victoria de la temporada.

La primera ofensiva la tuvieron los Cuervos, los cuales recorrieron el campo, pero Lamar Jackson en un equivocada decisión lanzó un mal envío y fue interceptado por Minkah Fitzpatrick en la zona de anotación.

Sin embargo, el ataque de los Steelers fue inoperante y los Ravens regresaron con una ofensa de más de 10 minutos y 99 yardas que acabó en zona de anotación Devonta Freeman para abrir el marcador.

Dentro de los dos minutos finales de la primera mitad, Ben Roethlisberger lanzó profundo y de las manos se le escapó a Diontae Johnson, por lo que Pittsburgh se tuvo que conformar con tres puntos de Chris Boswell, colocando el 7-3 al descanso.

Baltimore volvió a dominar el tercer periodo, pero sus largas posesiones solo pudieron ser reflejadas con tres puntos de los pies de Justin Tucker.

Último cuarto de locura

Todo lo mal que había hecho el ataque de los anfitriones, se perfeccionó en los últimos 15 minutos y, prueba de ello, fue el pase del Big Ben a un solitario Johnson de 29 yardas, aunque se erró el punto extra y el resultado se puso 10-9

Baltimore, gracias a una interferencia de pase a la defensiva, se instaló en campo rival y reingresó Tucker para hacer su segundo field goal.

Más tarde, Chris Boswell lavó su error con el gol de campo y, posteriormente, Pittsburgh retornó al campo con una serie de más de cuatro minutos que la dupla de Roethlisberger y Johnson volvió a aparecer para el touchdown, aunado a la conversión de Pat Freiermuth para el 20-13.

Con 1:48 en el reloj y un tiempo fuera, los Cuervos se colocaron en zona roja e hicieron la anotación gracias al envío de Lamar a Sammy Watkins de seis yardas; no obstante, llegó la criticada decisión porque se la jugaron en la conversión de dos puntos y Andrews no pudo quedarse con el ovoide, razón por lo que consumaron la derrota pese al intento de patada corta.

Para la próxima jornada, los Steelers (6-5-1) visitarán el jueves por la noche a los Minnesota Vikings y, los Ravens (8-4) se medirán ante los Browns en Cleveland.

VAVEL Logo