Unión venció a Talleres y extendió el invicto en casa
Unión volvió a dar buenos síntomas y ganó de local. Foto: Prensa Unión.

Unión venció a Talleres y extendió el invicto en casa

Con goles de Troyansky y Soldano, Unión le dio vuelta el partido a Talleres y sigue invicto como local. Arias había abierto el marcador para la visita. El Tatengue acumula 9 puntos, producto de dos victorias y tres empates.

ramiro-digier
Ramiro Digier

Unión recuperó parte del fútbol que lo caracteriza, y marcó también una recuperación después de la sorpresa que significó la derrota ante Sarmiento de Resistencia por Copa Argentina. Esta vez, por la 5° fecha de la Superliga, venció 2-1 a Talleres en el 15 de Abril, y extendió el invicto de local a 16 partidos.

Empezó de la peor manera. A los cinco minutos, el lateral del equipo cordobés Ian Escobar intentó enviar un centro dentro del área tatengue, que fue desviado con la mano por Jonathan Bottinelli, por lo que el árbitro Julio Barraza señaló el punto central del área. Arquero contra arquero, se hizo cargo de la ejecución Guido Herrera. El remate no fue bueno, a baja altura y sin dirección, por lo que lo desvió Nereo Fernández.

Durante esos primeros minutos, Unión parecía estar en una especie de letargo. Y para colmo de males, Talleres estaba en un gran momento. Maroni comandaba las ofensivas con gran criterio, y el equipo santafesino no lograba quitarle la pelota ni elaborar jugadas de peligro, salvo un cabezazo de Damián Martínez que pegó en la base del palo derecho de Herrera.

Corría media hora de partido cuando Mauro Ortiz envió un centro para que Junior Arias definiera y abriera el marcador para la visita. Hasta entonces, el resultado demostraba la realidad del encuentro, Talleres era superior.

Pero ocurrió una de las claves que marcó el partido a favor de Unión. Un minuto nada más había pasado, que después de un centro de Mauro Pittón, Franco Troyansky de cabeza empató el partido, definiendo abajo al palo izquierdo del arquero. El tate no permitió que "la T" se afianzara en la ventaja, y dio el golpe rápidamente.

Después del gol y durante gran parte del segundo tiempo, el juego entró en una laguna de intrascendencia. Ninguno lograba hacerse dueño de la pelota, y tampoco creaba ocasiones de peligro en el arco rival. Ni Acevedo ni Pittón pudieron esclarecer las ideas de Madelón en cancha. Tampoco pudieron Guiñazú, Cubas y Ramírez en Talleres.

El momento que inclinó la balanza llegó a los 30 minutos de la segunda parte. Acevedo va a cabecear una pelota, y lo intenta anticipar Gonzalo Maroni, que apenas roza la oreja derecha del volante unionista. Sorprendentemente, el árbitro interpretó que fue codazo a la zona derecha de la cara de “Chaco”, por lo que le mostró la roja directa.

Así, los dirigidos por Leonardo Madelón lograron por fin establecer superioridad y distribuir más cómodamente el balón. Y otra vez, enseguida, Unión facturó. Abrió la cancha Rodrigo “Droopy” Gómez para Diego Zabala, que a su vez habilitó a Martínez. Desde la derecha, envió el centro al corazón del área, para que Franco Soldano enviara el balón al fondo del arco rival, con un excelente cabezazo al palo lejano de Herrera, que solo pudo observar la pelota.

Penal en contra, atajado por el arquero. Le anotaron, empató rápidamente. Expulsión del rival, gol para ponerse arriba. Claves que marcan la fortaleza de Unión para aprovechar las oportunidades que se le presentan.

VAVEL Logo
    CHAT