No pudo con La Gloria

Independiente Rivadavia rompió con su racha de triunfos y perdió por 1 a 0 frente a Instituto.

No pudo con La Gloria
Montero y el error que le costó el gol a Independiente | Foto: Fotoreporter.
Instituto
1 0
Independiente Rivadavia
Instituto: Brian Olivera; Gastón Yabale, Facundo Agüero, Víctor López, Emiliano Endrizzi; Ignacio Antonio, Matías Nizzo; Diego Medina (0’ST Facundo Castelli), Paulo Rosales (32’ST Fabio Vázquez), Esteban Orfano; Gustavo Gotti (40’ST Magnin). DT: Claudio Demaría.
Independiente Rivadavia: Cristian Aracena; Rodrigo Arciero, Yeimar Gómez Andrade, Sergio Rodríguez, Mauro Maidana (41'ST Sergio Sosa); Gastón González, Fausto Montero; Mauro Cerutti, Lautaro Disanto (24'ST Facundo Curuchet), Ignacio Irañeta (8'ST Hernán Gautier) y Cristian Tarragona. DT: Alfredo Berti.
MARCADOR: 1-0, min. 24, Orfano (I)
ÁRBITRO: Nicolás Lamolina. Amonestados: 20´ PT Orfano (I), 27´ ST Agüero (I), 31´ PT Yeimar Gómez Andrade (IR), 38´ PT Antonio (I), 1' ST Mauro Cerutti (IR), ST 39' Mauro Maidana (IR).
INCIDENCIAS: Estadio: Juan Domingo Perón

En la noche del viernes y en Alta Córdoba, se disputó la fecha 38 de la B Nacional y La Lepra tenía una posibilidad única: si ganaba y se daban algunos resultados (que se dieron), podría salir de la zona roja por primera vez en el campeonato. Pero no pasó. Con muy poco, Instituto se quedó con la victoria y los Azules, que merecieron más por la entrega y sacrificio demostrado, se volvieron a Mendoza con las manos vacías.

En el comienzo del partido los equipos se prestaron la pelota. El Albirrojo tomó la iniciativa y arrancó como una ráfaga sofocante en los primeros 5´. Tuvo total posesión del balón, le comió las espaldas a los laterales mientras que La Lepra intentaba acomodarse y hacer pie en Córdoba. La Gloria logró mayor profundidad en el inicio, Independiente se mostró tibio, aún así creo varias situaciones pero con poca efectividad. Un fuerte remate de Yeimar que contuvo el uno local, un cabezazo de Tarragona que se fue desviado y una que otra buena jugada fueron las aproximaciones del conjunto leproso al área de Olivera.

Sin embargo la ventaja la logró Instituto a los 24´ desde un grosero error de Montero, que Medina jugó para que Orfano pusiera el marcador arriba. Instituto se hizo un festín por el sector izquierdo de los comandados por Berti, más precisamente por el lado de Maidana, de mala actuación. Por allí se filtraron los atacantes como si nada y lograron lastimar.

El equipo de Demaría arrancó con la misma intensidad el segundo tiempo, queriendo apurar el trámite ante un Azul que, como hace ya varios encuentros, le cuesta mantener el ritmo en el complemento. Tres situaciones al hilo en 5´, Aracena respondió bien en todas y La Gloria no le daba respiro a La Lepra.

El partido se mostró abierto de ida y vuelta, y los equipos luchaban por el balón. El resto de los minutos, todo de un Independiente que se mostró más agresivo, empezó a meter presión y mejoró bastante el rendimiento de varios jugadores en comparación a la primera mitad. Tarragona llegó en varias oportunidades pero Olivera le negó el gol y Gautier se lo perdió solo sobre el final. Merecía el empate e iba, sin cansancio, avisando que no esta muerto quien pelea. Faltaba un golpe certero, pero se le acabaron los minutos y se quedó sin nada.

El equipo del parque perdió pero con gran dignidad y entrega. Mostró mucho más que su rival pero con eso no alcanzó. Los goles no se merecen, se hacen. Tendrá que esperar al próximo miércoles, donde enfrentará a Chacarita, para tomar revancha en el Bautista Gargantini.


Share on Facebook