Un partido especial para Alario

El delantero de River volverá al Cementerio de los Elefantes para enfrentarse a Colón, club con el cual debutó en Primera División y con el que tiene un gran sentido de pertenencia.

Un partido especial para Alario
El Pipa jugó en Colón de 2012 a 2015 (Foto: Web).

Lucas Alario es, sin dudas, uno de los mejores artilleros del fútbol argentino y de Sudamérica. Se puso la Banda roja en julio de 2015 por primera vez y demostró que está a la altura de lo que representa esta camiseta, marcando goles en la semifinal y final de la Copa Libertadores 2015, en la semi del Mundial de Clubes 2015, en la final de la Recopa 2016, un triplete en la definición de la Copa Argentina 2016, dos goles en Superclásicos. En menos de dos años, lleva 40 goles en 76 partidos, consiguió cuatro títulos en Núñez, obtuvo un lugar en la Selección Argentina y  por hoy es el jugador más valioso del plantel de Marcelo Gallardo, con una cláusula de rescisión de 18 millones de dólares.

No obstante, su llegada al club trajo algunos cuestionamientos, al no haber pasado la primera revisión médica y con la gran incógnita de cómo rendiría, duda que el propio Flaco se encargó de disipar a puro gol. Lo cierto es que Alario llegó proveniente de Colón, que le vendió a River el 60% de su pase a cambio de 2.600.000 dólares y mañana, el Pipa enfrentará por primera vez al Sabalero desde que juega en el Millonario.

En el club santafesino debutó en el Torneo Inicial 2012, donde compartía equipo con Emanuel Gigliotti. Le tocó estar en un al momento de Colón, que peleaba por la permanencia en Primera División. En el Final 2014, (torneo que ganó River), el Flaco anotó un gol agónico ante Olimpo en la última fecha que forzó un desempate con Atlético Rafaela para no descender, aunque la Crema mandaría al Sabalero a la B Nacional. En la segunda categoría, en un formato de seis meses y con 10 ascensos disponibles, Alario sería clave para la vuelta a la A, marcando un gol en la victoria a Boca Unidos que sellaría el rápido regreso de Colón a la elite del fútbol argentino. En total, Alario disputó 60 encuentros con la casaca sabalera, festejando 12 tantos y ganándose el reconocimiento de la gente.

Asimismo, hay un compromiso por parte del atacante para con la Institución rojinegra: ser vendido antes de junio de 2018, para que así le quede a Colón una buena suma de dinero. Es decir, que si River logra vender al delantero de la Albiceleste por los U$S 18.000.000 de la cláusula, a Colón le quedarían cerca de 8 millones de la moneda verde. En caso que el Millo logre retenerlo hasta el Mundial de Rusia (cosa poco factible), deberá comprarle el 40% restante del pase (suma cerca al millón y medio de dólares) y se quedaría con toda la ganancia de una futura venta. De todos modos, es difícil que eso suceda y eventualmente, a fin de año, Alario se vaya de River y le deje un gran respaldo monetario al club que lo formó y con el cual está más que agradecido por las oportunidades que le vinieron después.

 

River Plate