Brayan Rovira, un oasis de un desierto llamado Atlético Nacional
 Foto: Atlético Nacional 

Anoche asistieron al Estadio Atanasio Girardot 29.003 aficionados con la esperanza de ver la tercera victoria en línea de Atlético Nacional en la Liga BetPlay 2020-I ante Jaguares de Córdoba, pero terminaron viendo la primera victoria en la historia del equipo visitante sobre el conjunto verde de Antioquia. Con goles de Diego Braghieri (85´) para Nacional y Cristian Blanco (66´- autogol) y Diomar Díaz (88´) para Jaguares, el equipo de Montería ganó 1-2 con justicia.

En una pálida presentación del equipo local, se destacó Brayan Rovira quien fue titular por primera vez en torneos oficiales este año y demostró intensidad, precisión en los duelos, buena distribución del balón y efectividad en los relevos. El volante de primera línea dio muestras del buen nivel con el que terminó el torneo pasado y trató de ser el equilibrio en un Atlético Nacional completamente descompensado.

El volante de 23 años nacido en Bosconia tuvo un 63,6% de éxito en los duelos disputados (ganó 7 de los 11 duelos disputados), clave en los contragolpes de Jaguares que siempre tomaban mal parada la defensa de Atlético Nacional. Realizó 56 pases, de los cuales solo 10 fueron errados, con un 82,1% de éxito en este rubro. Fue importante en el primer pase y distribución de juego para el inicio del ataque, ante la falencia de Perea, Braghieri y Blanco para salir con claridad desde el fondo, en un equipo que lució partido en dos bloques y que trató de generar opciones de gol apoyado en las bandas.  

La aceptable actuación del canterano no fue suficiente para lograr el objetivo de ganar los tres puntos de local, ante un equipo que siempre se iba con las manos vacías del Atanasio Girardot, y seguir como líder invicto con puntaje perfecto, en una liga que solo clasificará 4 equipos para la semifinal en este semestre.

VAVEL Logo