Clement Lenglet
Clement Lenglet

Football Player

Soccer

Clement Lenglet

1995 Beauvais


Clément Lenglet, es un futbolista francés nacido en la ciudad de Beavais el 17 de junio de 1995. Su demarcación es la de central zurdo. Sus primeros pasos fueron en el Unión Sportive de Chantilly. Posteriormente, sus actuaciones le llevaron a la cantera del Nancy, club al que se incorporó en el año 2010. El jugador necesitó 3 temporadas en el Nancy para debutar con el primer equipo en un encuentro que le enfrentaba al Arlésien-Avignon. Esa temporada jugaría hasta 3 partidos con los mayores. Un año más tarde, en 2014 ya tenía ficha profesional. Una vez incorporado oficialmente a la alta competición, estuvo dos temporadas jugando en la segunda división francesa, más conocida como la Ligue 2. Su participación mejoró notablemente durante el curso 2014/15, ya que Lenglet disputó un total de 25 partidos repartidos entre la Ligue 2, la Cuope de France y la Coupe de la Ligue. Estos datos mejoraron notablemente en la temporada 2015/16, donde el central jugó 34 partidos de la Ligue 2, donde además, consiguió el ascenso con el Nancy.

La campaña 2016/17 será la que marcaría el futuro de Lenglet. Durante medio curso estuvo jugando con el Nancy en la primera división del fútbol francés, en la que llegó a disputar 18 partidos. Sin embargo, su rendimiento llevó a que el director deportivo del Sevilla, Monchi, viera en él a un central  con progresión y se decidiera el club hispalence a lanzarse a por su fichaje por 4 millones de euros. Finalmente en enero de 2017 se confirmó su pase al club andaluz. En el conjunto sevillano, de forma casi inmediata, hizo valer su calidad para ganarse el puesto en el eje de la defensa. de esta forma consiguió participar en 17 encuentros de LaLiga Santander, acumulando un total de 1.357 minutos. Esta temporada también fue su debut en la UEFA Champions League contra el Leicester City.

Su media temporada con el Sevilla le sirvió a Lenglet para coger la experiencia que necesitaba en competiciones al más alto nivel. una vez superado ese proceso, la temporada 2017/18 fue la de su explosión definitiva en el fútbol profesional. Sus apariciones en LaLiga Santander lo convirtieron en uno de los futbolistas más usados del equipo, jugó 34 partidos de 38 posibles, aunque en cuanto a la clasificación, el club consiguió quedar séptimo. En la Champions, el conjunto andaluz vivió su particular momento de gloria. A los hispalences le tocaron equipos como el Liverpool, el Manchester United y el Bayern de Munich. Lenglet fue importantísimo en esta competición, ya que tan solo se perdió el primer partido contra el Liverpool, pero posteriormente lo jugó prácticamente todo. Entre sus méritos, está un empate  en el partido de vuelta contra el Liverpool en el Pizjuán y la eliminación del Manchester United en octavos de final. Contra el Bayern de Munich, no fue posible pasar a semifinales, ya que el resultado de la ida no fue favorable para defender el empate de la vuelta en el Alianz Arena.

Mención aparte merece la temporada del Sevilla en la Copa del Rey. El club hispalence tuvo un papel destacado durante el torneo. Eliminó en octavos de final al Cádiz, en cuartos al Atlético de Madrid, en semifinales al Leganés y la final la diputaría ante el Fútbol Club Barcelona en el Estadio Wanda Metropolitano. Esa noche acabó en tragedia para el Sevilla. Una de las mejores versiones del Barça de Ernesto Valverde goleó al Sevilla por 5 goles a 0. El resultado fue cuanto menos sorprendente, debido a que en la propia Liga Santander, ambos conjuntos habían estado muy igualados. En el Camp Nou, el Bacelona ganó por 2 goles a 1, y en el Sánchez Pizjuán, Messi consiguió a última hora empatar un partido que el Sevilla tenía ganado por dos goles de diferencia.

La temporada 2018/19, Clément Lenglet se llevó la sorpresa de que su carrera seguiría avanzando. El Fútbol Club Barcelona comunicó el 12 de julio de 2018, que abonaba la cláusula de rescisión, valorada en 35 millones de euros. La idea del Barça era fichar a un central que pudiera competir a buen nivel desde el inicio de la competición.  Uno de los factores que llevaron a la elección de Lenglet fue, además de su corta edad, su adaptación a la liga española. Los problemas físicos de Samuel Umtiti, requerían de un seguro de garantías que acompañara a Gerard Piqué en el eje de la defensa. La primera temporada de Clément en el club azulgrana no fue para nada la esperada. Es decir, el jugador sabía que recalar en el Barcelona requería competir con centrales de primer nivel, lo que no sabía era que las continuas lesiones de Thomas Vermaelen, y la lenta recuperación de Umtiti, lo convertirían en uno de los dos centrales titulares de la plantilla. Tal fue la sorpresa, que durante este curso ha jugado 45 partidos entre todas las competiciones que diputaba el club. Es decir, Liga, Copa, Champions y Supercopa de España, donde acumuló un total de 3.654 minutos

Entre los logros, tanto personales, como colectivos del central francés, cabe destacar que Lenglet nunca había conseguido un título con ninguno de sus clubes anteriores. Tuvo la oportunidad de ganar la Copa del Rey con el Sevilla, pero la goleada del Barça frustró que asi fuera. En el verano de 2018, hizo su debut oficial en la Supercopa de España, donde ganó su primer título, precisamente contra su ex equipo, en un formato extraño que, con la llegada de Luis Rubiales a la Federación Española de Fútbol, se pasó a jugar esta competición a partido único. Y no solo eso, sino que además, el encuentro se jugó en la localidad marroquí de Tánger. También consiguió con el club catalán ganar una de las ligas más holgadas de los últimos años, ya que la diferencia de puntos con respecto al segundo clasificado, el Atlético de Madrid, fue de 11 puntos. Por no hablar de los 19 puntos de diferencia con el Real Madrid.

El jugador no tuvo la misma suerte en la Copa del Rey ni en la UEFA Champions League. En la primera competición, se estrenó como goleador frente a la Cultural Leonesa en el primer partido del torneo, superó a equipos como el Levante y el Sevilla, pero en la final cayó ante el Valencia por 1 gol a 2. En la Champions, el equipo rindió a muy buen nivel que le llevó a disputar las semifinales contra el Liverpool. Tas un primer partido que acabó con un resultado de 3 goles a 0 que casi certificaba el pase a la final, la vuelta en Anfield, tuvo un efecto rebote que acabó eliminando al Barça con un resultado en contra de 4 a 0. Sin lugar a dudas, su peor momento desde que viste la camiseta azulgrana.