Arnautovic despierta con Moyes
Arnautovic tras el partido de este fin de semana frente al Huddersfield / Foto: West Ham United FC

Slaven Bilic, que fue entrenador del West Ham durante el primer cuarto de la temporada aproximadamente, le empezó a dar protagonismo en el equipo en sus primeros partidos. El jugador austriaco no aportaba nada al equipo y, además, en la segunda jornada de liga fue expulsado. Los aficionados se empezaron a deseperar tras su actuaciones, su jugador más caro no aportaba ni goles ni asistencias, que era lo que se le pedía, y su equipo iba camino de la Championship. El entrenador croata fue despedido tras la derrota en casa frente al Liverpool por 1-4.

La llegada de David Moyes

El entrenador encargado de suplir a Bilic sería David Moyes, que ya tenía mucha experiencia en la Premier League al haber entrenado a equipos como Sunderland o Manchester United. El técnico escocés llegaba en situación crítica, el equipo en descenso y con el equipo hecho pedazos, y más cuando, en su debut, perdió 2-0 contra el Watford. En el siguiente partido, esta vez en casa contra el Leicester, ya se empezaba a ver un Arnautovic diferente. El internacional austriaco empezaba a deslumbrar en Londres.

En la jornada 11, tras perder frente al Everton y Manchester City, el equipo estaba en la peor situación posible a pesar de haber peleado con el gran City de Pep Guardiola en el partido anterior, y es que les esperaba la visita del Chelsea de Conte, vigente campeón de la Premier League. Nadie daba nada por el West Ham, pero en el minuto 6´ aparecería el nuevo Arnautovic para darle un giro inseperado al partido. Una gran actuación de éste y su equipo les permitirían salir del descenso y respirar un poco después de la primera victoria en mucho tiempo.

"Tiene buen toque, buena mentalidad y le gusta jugar como yo"

A partir de este momento, el rendimiento del jugador austriaco sería totalmente distinto a como cuando empezó, y es que desde el partido frente al Chelsea, Arnautovic ha ayudado al equipo con 6 goles y 3 asistencias. Ahora mismo, todo son alabanzas para él. Manuel Lanzini, uno de sus compañeros de equipo, afirmó después del partido ante el Huddersfield Town, en el que ganaron 1-4 con un gol y dos asistencias de Arnautovic, que es "fácil" jugar con él porque es "un jugador fantástico". El argentino también añadió: "Tiene buen toque, buena mentalidad y le gusta jugar como yo".

Actualmente, está en un estado de forma brillante y es un jugador muy importante y diferencial para el conjunto londinense.

VAVEL Logo