José Miguel Prieto: "Tan rápida fue la construcción del grupo del Sevilla campeón como su destrucción"

José Miguel Prieto: "Tan rápida fue la construcción del grupo del Sevilla campeón como su destrucción"

Es uno de los estandartes del Sevilla FC. Su pasión desde niño siempre fue el fútbol y a sus 40 años, todavía le sigue ilusionando de la misma manera. Nació en Albacete pero creció como persona en Sevilla. Actualmente colabora en Cope Sevilla como locutor y es director de una escuela de fútbol base.

Emilio_burgos
Emilio José Burgos Boza

Entrando en las instalaciones deportivas de la escuela de fútbol base que dirige, José Miguel "tiburón" Prieto, que permaneció entre 1989 y 2003 al Sevilla FC,  nos recibió de manera cordial, alegre y con educación académica. Subimos hasta las gradas del campo de fútbol, lugar idóneo hablar de su vida, íntimamente relaciona con el deporte del balompié.

¿Qué le llevó a formar parte del Albacete?

Pues que me gustaba el futbol, como a todos los críos, y el único club que había en Albacete era el Albacete Balompié. Me presenté a las pruebas y me cogieron. Tan sencillo como eso.

Con tan sólo 17 años tuviste que marchar a Sevilla, ¿Cómo se tomó esto su familia?

Bueno, en principio, yo jugué en todas las categorías inferiores del Albacete y con 16 años el entrenador del primer equipo me subió desde el juvenil de 1er año. Ya habí aido con la selección de Castilla La Mancha. 

Hombre la decisión para mis padres imagino que no fue fácil, pero para mí sí que fue fácil, porque yo quería jugar al fútbol y a mí no me importó venir. Pero imagino que para mis padres fue difícil. Aunque se lo tomaron con mucha tranquilidad, yo vine a una pensión, donde estaba con una señora, controlado y con otro grupo de chavales que también jugaban en el Sevilla. La verdad que vino todo muy rodado, pero imagino que la decisión y la situación para mis padres no fue nada fácil.

Son muchos los jugadores que con tan sólo 16 o 17 años abandonan sus casas, sus familias, sus amigos y en definitiva todo, para ir a una ciudad nueva. Para la mayoría, ésta es la etapa más dura de esta profesión, dejarlo todo para emprender un nuevo camino con un futuro que nadie asegura.

Cuando fichaste por el Sevilla FC, ¿pensaste alguna vez que sería el club de su vida? 

No, ni siquiera pensé que podría ser jugador de futbol profesional. Yo firmé para el filial. La idea es ver si estas capacitado para ello. El tema está en que luego te van pasando cosas, vas creciendo, vas cogiendo confianza, te vas dando cuenta de que puedes llegar y luego tienes que tener ese pelín de suerte que todo el mundo necesita. Pero no, yo no era consciente de que pudiera jugar al fútbol y que pudiera dedicarme a él profesionalmente.

Cómo sevillista, ¿cuál fue su mejor momento?

He tenido momentos malos y buenos. Hombre yo creo que los ascensos han sido grandes momentos, los dos. Hubo también un año, 1995, que estuve a un nivel personal muy bueno, fue un año que salió todo muy rodado en el que las sensaciones fueron todas muy positivas. Pero en lo general, las sensaciones globales han sido mucho más positivas que negativas.

Sobre su apodo “tiburón”, del que todo el mundo habla, ¿crees que responde a su manera de jugar? 

No. Esto de tiburón fue un apodo que me puso mi compañero en el Sevilla Diego Rodríguez. En los entrenamientos en el primer año mío yo iba a los entrenamientos a tope porque era muy joven y había que ganarse un puesto en el Sevilla, y yo era un “crío” y los demás eran hombres, por lo que yo tenía que ir más rápido y más fuerte que lo demás. Entonces me decían, “joder es que muerdes”, y en una entrevista días antes de debutar se lo dijo a José María García en antena y desde ese día se me quedó. Pero lógicamente los defensas tienen que tener actitudes defensivas serias y tienes que ser más expeditivo que otros, pero yo creo que he sido un jugador normal y corriente dentro de los jugadores defensivos, con más condiciones físicas que técnicas.

"Ha sido un apodo gracioso que perdura, la verdad es que la gente me lo sigue diciendo"

"Nunca pensó que el Sevilla FC. y Sevilla como ciudad fueran a ser para él dos pilares en su vida. Llegó para quedarse. Permaneció 14 temporadas en el mismo club, algo que hoy en día se hace impensable o quizá casi imposible para cualquier jugador. Tuvo que retirarse con tan solo 32 años, debido a las continuas y reiteradas lesiones de rodilla que padeció a lo largo de toda su carrera.

¿Crees que ha cambiado mucho el fútbol al que tu jugabas con de hoy en día?

No., ha mejorado físicamente. Quiero decir, la preparación de los jugadores es mucho mejor ahora. Cuando yo empecé en el 1989 se hacían barbaridades entrenando físicamente. Cosas que ahora son impensables. Hoy en día los entrenadores estamos mucho más formados en el aspecto físico.

Luego en el aspecto táctico no ha evolucionado mucho. Lo único que ha evolucionado en el fútbol ha sido lo que ha hecho en los últimos años el Barcelona, y esta camada de jugadores bajitos que tanto en el Barcelona como en la selección, han modificado la concepción del juego ese de toque. Porque en la época mía, se empezó hablar de jugadores muy altos y fuertes tipo Alemania. En cambio ahora esto ha variado al contrario, entonces eso si ha sido un cambio importante en el fútbol, pero en el resto de cosas no ha variado, la pelota sigue siendo redonda, el campo sigue siendo el mismo y los jugadores siguen siendo 11.

¿Cómo recibiste la noticia de la muerte de Antonio Puerta? 

Tristemente. Primero yo estaba en el campo cuando pasó. Tenía una muy buena relación con el chico, pues yo le asesoré cuando estaba en el filial para tener un representante adecuado. Luego, además, coincidí con él en muchas ocasiones y tuve la mala suerte de verlo en directo, que ha sido una de las cosas más feas que yo he visto. El cúmulo de noticias fue bastante desagradable. Su muerte me coincidió mientras yo estaba viajando para la final de la supercopa con Antena 3, y la verdad que es que fue una noticia muy dolorosa. Son cosas que pueden pasar, nos pensamos que los chicos futbolistas son inexpugnables, pero no lo son, son chicos que sufren, que pasan por situaciones muy difíciles y que también sufren físicamente. Para que lo entendamos, una frase que llevo diciendo desde hace muchos años, “el deporte de élite no es sano”, el deporte como hobbies si es sano.

¿Considera triste que un motivo como éste (la muerte de Puerta) uniera a dos aficiones rivales como las de Sevilla y Betis?

No. Todos los motivos son buenos. Pero lo que si es que en un momento determinado hubo un impacto tan grande que unió a las dos aficiones. A partir de la muerte de Antonio Puerta las relaciones entre Sevilla y Betis han mejorado, principalmente porque una de las personas que estaba en el Real Betis Balompié, no quería tener relaciones, como era el anterior presidente. Y con la gente que ha entrado ahora la relación es magnífica, porque los gestores que han entrado ahora en el Real Betis Balompié son personas que saben perfectamente de fútbol, que saben comportarse y entonces las relaciones a partir de la muerte de Antonio Puerta fueron mejores y ahora mucho mejor todavía. 

"Los nuevos dirigentes del Betis son personas que saben de fútbol y saben comportarse"

“Tiburón” Prieto perteneció a la plantilla del Sevilla FC que sufrió para mantenerse en la primera categoría del fútbol español. Sufrió las irregularidades económicas del club que le pudieron llevar a la 2ªB. Por eso, jugadores veteranos de este club como él, nunca pensaron en un Sevilla tan grande, ganando títulos en Europa y codeándose con los equipos más grandes de España.Con la llegada de los títulos al Sevilla, ¿qué crees que ha cambiado en el club?

Bueno pues han cambiado muchas cosas. Yo no pensé que vería al Sevilla ganar un título, si de Copa, pero no en Europa. Esto se consiguió gracias a un gran trabajo de planificación y la verdad es que fue una alegría tremenda. Lo que a posteriori me entristeció fue que tan rápida fue la construcción de ese grupo campeón como la destrucción del mismo. 

En el tema de las televisiones, ¿cómo ve la postura del presidente del Sevilla?

Creo que es una postura correcta. Creo que es una lucha justa y que además tiene que ir por ahí el futuro. El problema es que tenemos que darnos cuenta de algunas cosas, por ejemplo el Real Madrid sólo en derechos de imagen por sus camisetas, cobra 50 millones de € en dos años. El Sevilla cobra 1.5 millones de € cada año. Esto significa que el Madrid cobra 12 veces más de lo que cobra el Sevilla. Y esto ocurre en todas las facetas, como en los derechos televisivos. Lo que hay que intentar es que en esa parte se negocie globalmente, y creo en esa parte, el presidente del Sevilla ha liderado una campaña adecuada porque creo que es lo más justo. Pero las diferencias van a seguir existiendo económicamente, con los derechos televisivos y sin los derechos televisivos.

"Destituir a Cristobal Soria me pareció una decisión correcta"

¿Cree que ha hecho bien José María del Nido destituyendo al exdelegado del Sevilla, Cristóbal Soria? 

Creo que ha sido una decisión correcta, pero creo que no ha sido una decisión que haya tomado el presidente porque él haya querido, sino porque habían pasado tantas cosas que socialmente era un punto de conflicto. Pero el presidente no quería quitar a Cristóbal Soria de su puesto de delegado lo que pasa es que es muy bueno para la entidad que haya cada vez personas más capacitadas para los puestos importantes. 

Son muchos los jugadores, que después de etirarse del fútbol profesional, colaboran con determinados medios de comunicación. Actualmente, Prieto colabora en la narración de los partidos del Sevilla FC. en el programa Tiempo de juego, de la cadena Cope. Hoy día colabora en radio y televisión, ¿le atrae el periodismo? 

Sí, me gusta mucho el periodismo, me gusta la verdad del periodismo,  que los periodistas contrasten la información. El personaje del periodista me gusta mucho, creo que es un profesión muy bonita, además trasladar lo que tú ves y lo que tú sientes me parece muy complicado y por eso me atrae mucho. En este mundo del fútbol que hay mucha gente que no tiene capacidades, pues que nos ayuden personas que tenga la capacidad de expresarlo me parece muy adecuado.

¿Te has sentido a gusto trabajando al lado de profesionales como Paco González y Manolo Lama? 

Sí, pero he trabajado con otros también muy buenos. Con Paco González y Manolo Lama he trabajado muy bien pero he tenido la gran suerte de trabajar con el mejor periodista deportivo de la historia de España en los últimos 30 años que es José Ángel de la Casa. He trabajado con otros periodistas de nivel muy alto. Estuve un año y medio colaborando en Antena3 y colaboré con José Antonio Luque, con el director de esa casa, y con tanta gente buena. Luego en Canal sur he trabajado con periodistas del nivel de Paco Gamero. Luego en radio nacional también. He trabajado con tan buenos periodistas que me es difícil decir si Paco González y Manolo Lama son los mejores. Son muy buenos comunicadores, pero periodistas he tenido la suerte de trabajar con muchísimos y muy buenos.

Como ex-futbolista, José Miguel Prieto se siente orgulloso del buen momento por el que está pasando el fútbol español y que además fuera un compatriota suyo, Iniesta, el que marcara el gol que nos dio la victoria en la final del mundial.¿Cómo vivió el pasado mundial en el que nos proclamamos campeones? 

Lo viví muy bien y muy tranquilo porque me ofrecieron ir a trabajar con una radio y al final no lo pude hacer. Lo disfrute en mi casa con mi familia muy bien y me lo pase fenomenal. Lo viví desde el ámbito del espectador, que es mucho más divertido que verlo trabajando.

¿Con que jugador se quedaría? 

Es muy difícil. Pero yo por se manchego y por ser de Albacete me quedaría con Iniesta. Pero es muy difícil olvidarse de jugadores como Xavi por ejemplo. Xavi me parece un jugador que marca tendencia en el juego. Pero me quedaría con Iniesta sobre todo porque marcar un gol en la final, eso aunque parece fácil, meterlo en una final es muy difícil.

¿Cómo ve al Betis?

 Lo veo bien, lo veo mejor que hace un año y seguramente peor que lo veré el año que viene, porque creo que los gestores que hay en el club son mejores de los que había anteriormente y creo que el entrenador es muy buen entrenador. La planificación deportiva está siendo muy correcta y creo que se están haciendo muy bien las cosas. Le pasa lo que al Madrid con el Barcelona, que se acerca el Madrid al Barcelona porque están haciendo mucho mejor las cosasy el Betis porque tiene mucha capacidad de mejorar, más de la que tiene el Sevilla. El Sevilla lo que tiene que hacer es mantenerse en ese nivel alto y mejorar algunas cosas.

¿Cómo vivía los derbis como futbolista?

Muy intensos, la verdad es que los derbis de mi época eran muy bonitos y ha llegado un derbi en el que en el campo del Betis nos han tirado una cabeza de toro. He vivido derbis muy intensos, muy divertidos, nunca ha pasado absolutamente nada y los derbis se quedaban en los derbis pero la intensidad de los derbis era muy buena.

¿Cómo los vive ahora como espectador?

Mucho más tranquilo, mucho más sosegado, con muchos nervios lógicamente. Pero como ahora llevo unos años sin vivirlo y parece que el próximo si lo voy a vivir, pues no lo sé todavía, pero siempre los he vivido en la televisión, delante de ella e intentado divertirme lo máximo posible viendo el espectáculo, que es lo que hay que hacer. Hablando del eterno rival solo tiene palabras de respeto. Se alegra que hayan entrado gente nueva y preparada en el Real Betis ya que éstos le están permitiendo al Real Betis mejorar muchísimo en todas sus parcelas, tanto en lo deportivo como en lo económico. El partido entre Sevilla y Betis, es el partido que todo jugador de la plantilla del Sevilla FC. y del Real Betis Balompié quiere jugar, es el partido del año, son muchos los sentimientos que se enfrentan en 90 minutos.

¿Cómo surgió la idea de llevar esta escuela de futbol? 

Pues mira yo en el 2003 me retiro y a mí siempre me había motivado la idea de ser entrenador y me saqué el título de entrenador nacional que era el que me quedaba, tenía los dos niveles anteriores, el uno y el dos. Y me fui año a visitar escuelas de fútbol por toda Europa y entonces la idea mía era montar algo que pudiera desarrollar muchas de las ideas que yo tenía. Entonces el ayuntamiento de Sanlúcar contactó conmigo, me ofreció la oportunidad de montar algo, aquí lo tenían un poco dejado de la mano de Dios, y empezamos con la idea de hacer las cosas bien y con esa idea pues llevamos ya 7  años. La verdad que ha pasado mucho tiempo ya, hemos trabajado mucho y algunas cosas seguro que las podríamos haber hecho mejor. También tengo un grupo de entrenadores muy buenos, gente joven que además está relacionada directamente con el futbol, el que no ha sido jugador de élite ha sido jugador de base y tengo dos entrenadores que han sido jugadores míos. Va la cosa muy bien.

En los tiempos que corren, la mayoría de los adolescentes prefieren estar en la calle antes que practicar deporte, ¿considera que el deporte es algo fundamental en esta etapa de los jóvenes? 

Sí. Primero es fundamental para el aspecto físico, es decir, los niños que practican deporte son más sanos que los que no lo hacen, eso es una realidad, tienen menos enfermedades, tienen menos alergias y eso está demostrado. Y emocionalmente son niños más fuertes porque están desarrollando roles sociales desde muy pequeñitos y se están enfrentando a retos diarios, que son los partidos, también desde muy pequeños. Además, la ventaja más importante es que todos los amigos que haces, los haces en un ámbito deportivo con lo cual son gente que no tienen vicios “raros”. El gran problema que tienen los chicos ahora mismo son las drogas y eso no lo podemos olvidar. Y otro problema es que en casa están muy dejados, los chavales no conocen la palabra no para nada, pero el que hace deporte y tiene un entrenador que es serio y que le dice esto sí y esto no es mejor persona.

¿Qué sientes cuando los chavales consiguen aquello que les inculca en los entrenamientos?

Es bonito. Aquí lo más difícil de cambiar ha sido la mentalidad, cuando yo llegue aquí los equipos de la zona del aljarafe eran peleas todos los días, guerras mundiales cada partido y esas cosas yo las quería cambiar. Entonces ahora después de 7 años yo tengo grupo que pueden ir solos a los partidos sin entrenador, llevamos ya 3 años sin tener un conflicto en ningún lado, los chicos tienen esa capacidad, saben que se compite con intensidad pero que al terminar el partido se le da la mano al rival, haya ganado o no haya ganado y el mayor logro que he conseguido hasta ahora es eso. Luego que haya una disciplina deportiva eso también me ha costado mucho. Y lógicamente esto es un trabajo que yo ya me doy por satisfecho, solo montar la escuela para que los niños no tengan que estar en conflictos diarios ya me parece que mi trabajo está bien realizado.

"Todos los entrenadores somos entrenadores porque queremos seguir jugando al fútbol"

.¿Cuáles son los valores que intenta transmitir a los chicos? 

Ahora mismo lo que tratamos de transmitir es que el esfuerzo tiene su recompensa, principalmente, que si tú te esfuerzas lo puedes conseguir todo, que la palabra “no” no existe, que el comportamiento correcto con el resto repercute en positivo hacia ti, que si tú das, recibes y otro de los factores importantes es el respeto a todo el mundo. Decidió dirigir la escuela Díez Sanlúcar. Un reto que no todo el mundo es capaz de afrontar. Muchas horas dedicadas desinteresadamente a los chavales y al fútbol en general. No tiene que ser nada fácil compaginar la vida diaria familiar con las muchas horas que el dedica a este “trabajo”, y es que José Miguel Prieto llega a las instalaciones deportivas a las 4 de la tarde y permanece allí hasta las 10, de lunes a viernes. Mientras que los fines de semana también los dedica a los partidos de los chavales, por lo que él considera las instalaciones como “su segunda casa”.

¿Cómo disfruta más como jugador o como entrenador? 

Todos los entrenadores somos entrenadores porque queremos seguir jugando al fútbol. Todo el mundo loque quiere es estar dentro del césped y cuando no puedes pues estás lo más cerca del césped que es el banquillo y cuando no puedes lo más cercano es director técnico que es en la grada y sino presidente y sino pues acabas siendo espectador. Todo el mundo queremos estar dentro del campo.

¿Le gustaría entrenar algún día a un equipo de primera división? 

Sí, pero es muy difícil. Somos muchos entrenadores y muchos en el paro. Para ser entrenador de primera hay que pegarse cinco o seis años viajando y yo no estoy dispuesto a  irme porque mi familia ya ha viajado mucho y ha estado mucho tiempo sin mí. Ahora quiero disfrutar de mis hijos, de su adolescencia y yo no soy más importante que mi familia. Además, yo tengo un carácter para ciertas cosas muy complicado y para ser entrenador con un presidente que me diga lo que tengo que hacer soy muy difícil, a mi hay que convencerme no hay que imponerme. Y la verdad que el deporte base me gusta mucho y estoy muy feliz aquí. Sincero y con una visión del fútbol ejemplar, “Tiburón” Prieto destapa su cara más amable. Reconoce que en el deporte hay que ser intenso pero que la deportividad es lo principal para competir. Una persona que prioriza su familia antes que nada, pero que sin el fútbol no podría vivir.

VAVEL Logo