El análisis: Albentosa, el nuevo eje de la zaga
Imagen: canaldeportivo.com

Raúl Albentosa Redal es el nuevo central del Deportivo de la Coruña. Es valenciano y procede del Derby County, aunque el año pasado jugó cedido en otro conocido de nuestra liga, el Málaga. El conjunto gallego ha desembolsado por él en torno a 1,2 millones de euros, cantidad importante para un club tan humilde en lo económico. En definitiva, el club apuesta fuertemente por este jugador de 27 años, que viene al Deportivo para al menos mantener el notable rendimiento que ofreció la temporada pasada.

Empezó jugando en su tierra

Sus primeros pasos en el mundo del fútbol se dieron en el UD Alcira, el equipo local de su tierra, con tan sólo nueve años. Con 15 años, en 2003, se marchó al Elche CF para jugar en las categorías inferiores hasta 2007. Como profesional, debutó en tercera división en la temporada 2007/08, con el equipo "B" del Elche CF. Jugó 65' y su equipo perdió ante el Xerez CD. Entre 2008 y 2010, Raúl sólo jugó tres partidos con el Elche, por lo que no empezaba con buen pie su carrera como futbolista. Si bien es cierto que siempre es complicado comenzar siendo titular desde tan joven, y más en un gran club como el Elche. Raúl esperaba con paciencia su oportunidad.

Su cesión al Caravaca en la 2009/2010 no fue del todo fructífera. Se marchó en agosto a dicho equipo, y en enero volvió al Elche para finalizar la temporada en segunda división, aunque con muy poco protagonismo. Serían las siguientes temporadas las que le servirían al central de 1,93m para ofrecer su máximo rendimiento. Encontró continuidad, protagonismo y minutos, y el jugador empezó a crecer. En primer lugar, jugó en el Murcia B en la 2010/11, disputando 34 partidos y anotando 10 goles. Tras esa temporada espectacular, el portentoso central decidió fichar por el San Roque de Lepe, superando también la treintena de partidos y con tres goles en su casillero. El jugador valenciano ya sabía lo que era competir con un equipo y ser protagonista, por lo que buscó seguir creciendo. Consideró al Cádiz como una vía para seguir mejorando como futbolista, y disputó en el histórico equipo español la temporada 2012/13. Jugó 33 partidos y también anotó varios goles de importancia. El jugador ya estaba listo para la élite, sólo necesitaba confianza de algún equipo importante.

Garitano dio el paso

Gaizka Garitano y Albentosa se vuelven a encontrar en el camino. Y es que el técnico vasco confió en el central valenciano cuando el Eibar ascendió a la segunda división. Vio en él la seguridad y fortaleza defensiva que necesitaba el equipo para mantenerse en segunda división, o incluso luchar por un ascenso que finalmente se acabaría consumando. Fue esa temporada 2013/14 el año de su confirmación como futbolista a tener en cuenta. Jugó 33 partidos de segunda división (31 como titular), con dos goles, una asistencia y ocho tarjetas amarillas. Con 2.810 minutos a su espalda,  Raúl se coronó como uno de los grandes protagonista de un equipo que disputaría la temporada siguiente en la máxima categoría del fútbol español.

La 2014/15 empezó muy bien. El bloque se mantenía y Albentosa empezó como central titular. El equipo arrancó con victoria ante la Real Sociedad, y todo pintaba de maravilla. Raúl jugó 17 de las 19 primeras jornadas de Liga, todas como titular. Metió dos goles, uno ante el equipo en el que nació, el Elche, y otro ante el Almería. Vio cinco tarjetas amarillas, lo que provocó su baja por acumulación ante el Espanyol en la jornada 17. Sin embargo, en Enero todo cambió.

El Derby County, con la potencia económica característica de los equipos ingleses, llegó a Ipurua y se llevó a Albentosa pagando su cláusula de rescisión de 600.000 euros. El central tuvo que emigrar a la segunda división inglesa, donde además tuvo la mala suerte de lesionarse. La lesión le apartó durante muchas semanas del equipo, y sólo jugó ocho partidos, siete como titular. También pudo experimentar lo que es jugar la FA CUP. 45 minutos ante el FC Chesterfield fue su experiencia en esta histórica competición, con victoria por dos goles a cero. Tal vez, este medio año en el fútbol inglés le permitió aprender fundamentos de un fútbol distinto, y le hizo madurar, pero en lo deportivo, no fue el equipo en el que más aportó, y buscó una salida.

En el Málaga volvió a ser el que fue en Ipurua

En verano de 2015 buscó su vuelta a la liga española, y una cesión al Málaga parecía ser la mejor vía para volver a la élite. Javi Gracia depositó en él su confianza desde el principio, y fue titular en la primera jornada, en el empate a cero ante el Sevilla en La Rosaleda. Sin embargo, el irregular arranque de liga para el club malacitano supuso constantes cambios en el once, y Raúl alternó titularidades con partidos en blanco. Fue a partir de la jornada 13 cuando el jugador se asentó en el centro de la zaga, y desde este momento hasta la jornada 36, el jugador sólo se perdió dos partidos, uno de ellos por acumulación de tarjetas. El balance total fue de 29 partidos de liga, 27 como titular. También jugó en los dos únicos partidos de copa en los que participó el Málaga, ante el CD Mirandés.

De apariencia un simple central alto, Raúl firmó grandes actuaciones la temporada pasada. Mantuvo un nivel muy alto en esa racha de imbatibilidad que mantuvo el equipo andaluz entre la jornada 13 y la 19, con cuatro victorias seguidas ante el Rayo, Atlético, Levante y Celta de Vigo, en este último anotando uno de sus dos goles en la temporada. El otro gol le hizo protagonista absoluto de la liga, y Raúl copó las portadas de los grandes periódicos. Ese gol se dio un 21 de Febrero, en La Rosaleda ante el Real Madrid, que venía jugándose la liga y apurando sus opciones. Albentosa puso el empate en la segunda parte y firmó el 1-1 definitivo. Casualidad o no, desde ese partido, el valenciano jugó todos los minutos posibles hasta el cinco de Mayo, jornada 37, partido en el que no participó. Pero sin duda, no cabe duda de que la temporada de Raúl Albentosa fue de un nivel altísimo, y se consagró como central para muchos años.

Albentosa, muy ilusionado con su llegada al Deportivo

El jugador pasó reconocimiento médico y dedicó algunas palabras a la prensa. "Cuando me hablaron del proyecto que había aquí, no me lo pensé. Garitano ha sido clave. Él me relanzó a la élite en su momento, y le debía algo así". El jugador explicaba sus primeras sensaciones como jugador deportivista, y algunas de las claves de que su fichaje se consumara.  Albentosa confirmó "estar muy contento de venir a este gran club".

Por otro lado, también explicó lo que buscaba antes de venir. "La primera opción era quedarme en Málaga, pues mi familia y yo estábamos bien adaptados, pero buscaba que todos me quisieran, tanto club como afición. El Deportivo apostó más fuerte por mí que el Málaga, y por eso estoy aquí". Afirmó que se decidió por el Deportivo porque para él prima lo deportivo, y aunque había tenido otras ofertas, aquí puede tener mayor estabilidad. No le asusta la competencia y recalcó la ambición con la que viene al Deportivo. Veremos en las próximas semanas y en los próximos partidos como se adapta el central a su nueva vida en A Coruña.

VAVEL Logo