No hay milagro que valga

La UD Las Palmas tienen todas las papeletas para descender. La mala gestión de la temporada ha desencadenado una mala racha interminable.

No hay milagro que valga
Foto: VAVEL

Las matemáticas no han sentenciado, por el momento, a la UD Las Palmas, pero lo cierto es que no ven la luz al final del túnel. La salvación pasaba por ganar al Levante y, aunque dominaron el encuentro, el rival más directo se llevó los tres puntos en la jornada 31.

Este domingo tuvieron la ocasión de acortar distancias tras la derrota de los de Paco López frente al Atlético de Madrid, pero parece que este año es tarea casi imposible conseguir una victoria.

En la primera parte del choque frente a La Real Sociedad, Chichizola fue clave y salvador. Los visitantes pudieron golear a los amarillos, sin embargo, el partido estuvo abierto hasta el último minuto porque no lograron poner tierra de por medio.

De nada valió esto. Como es costumbre, los grancanarios no materializaron las pocas ocasiones que tuvieron. Esa es una de las grandes tareas pendientes del cuadro insular en la actual campaña. No marcan y son los goles los que marcan la diferencia.  

Solo un milagro le daría la permanencia a esta UD, a la que el Deportivo ha adelantado por la derecha sin previo aviso. Un Deportivo de La Coruña que se ha puesto a cinco puntos del claro rival, mientras que los de Paco Jémez se hunden y se quedan a 10 puntos.

El próximo choque de los amarillos será en el Benito Villamarín, frente al Betis, conjunto que dirige el que fue técnico de Las Palmas en el momento más dulce del equipo, Quique Setién. Asimismo, los verdiblancos fueron derrotados en la primera vuelta por los de Las Afortunadas en el Estadio de Gran Canaria por 1-0. Este jueves solo vale repetir victoria.

Quedan seis jornadas por disputarse y 18 puntos en juego. A los amarillos se les antoja terriblemente complicado conseguir la gesta de ganar todos los partidos, teniendo en cuenta que solo han sido capaces de conseguir 21 puntos en toda la campaña. Parece que no hay milagro que salve a este equipo de la Segunda División.