Mbappé no se lo pone nada fácil al Madrid
FOTO: @KMbappe en Twitter.

Tras las famosas declaraciones de Kylian Mbappé, tras el pasado encuentro del PSG frente a Montpellier en las que alegaba que estaba pensando y que pronto tomaría una decisión acerca de su futuro, en la institución de París han comenzado a mover las primeras fichas para mantener a su estrella.

Muy conscientes de la finalización de su contrato en junio de 2022, en el París Saint-Germain tratan de resolver un asunto de máxima prioridad dada la importancia que supone su jugador, quien llama con cautela a la puerta del Real Madrid. Nos encontramos en un momento decisivo de la llamada "operación Mbappé" y, es por eso que el club parisino ha intensificado sus negociaciones para conseguir la renovación de su estandarte.

Los actuales líderes de la Ligue 1 han sido, según indica 'As', los primeros en responder a la contundente demanda de Kylian y se han lanzado con una atractiva oferta de renovación. Desde París, se habla de una oferta similar a que ya goza su otra estrella, Neymar, cuyo salario ronda los 36 millones de euros anuales. Mbappé aludía a un proyecto de futuro estable y jugoso y sabe que aquí lo tiene. Pero el joven francés ha dejado claro que quiere ganar la Champions y optar a ser Balón de Oro, dejando algo más inclinada su balanza de prioridades hacia la capital española.

Por parte del Real Madrid, se hace manifiesto que no va a ser fácil llevarse al crack francés y que deberán de hacer un gran esfuerzo económico si desean hacerse con sus servicios. Mbappé ya ha llamado a su puerta y ahora, es a los blancos a quienes les toca actuar por medio de una oferta formal. Aquí es donde llega la principal problemática, derivado del asunto económico pues lo máximo que el club madrileño está dispuesto a ofrecer serían 21 millones de euros, lo equivalente a su actual salario con el PSG. 

Recordemos que el equipo de Concha Espina se encuentra hoy al frente del pago de un préstamo de 570 millones de euros para la reforma del Santiago Bernabéu, además de que, en caso de que la plantilla no acceda a la reducción salarial, sufriría pérdidas de alrededor de unos 100 millones.

Dicho esto, el Real Madrid deposita sus esperanzas en una oferta de compra que ronde los 200 millones de euros, la cual se podría permitir. No obstante, mientras Mbappé pone sus exigencias sobre la mesa, ambos clubes confrontados en su intento de llevarse al francés no pasan por su mejor momento económico. Es cada vez más ostensible el gran  esfuerzo económico que está por ver la estrella del PSG.

VAVEL Logo