Medvedev se carga a Djokovic
Daniil Medvedev se metió en las semifinales del Masters 1000 de Montecarlo. Foto: Getty Images.

Medvedev se carga a Djokovic

El joven tenista ruso logró la victoria ante el número uno del mundo y logró el pase a las semifinales. El partido estuvo muy igualado pero finalmente quién cometió menos errores fue quién se llevó la victoria. Medvedev tiene una gran oportunidad para meterse en su primera final de Masters 1000. 

saezgorka11
Gorka Saez de Asteasu

Daniill Medvedev derrotó a Novak Djokovic por 6-3, 4-6 y 6-2 en el partido correspondiente a los cuartos de final del Masters 1000 de Montecarlo. El tenista ruso dio una nueva sorpresa y se llevó su primera victoria ante el número uno del mundo. Medvedev fue superior en un partido marcado por los intercambios extensos y los errores no forzados. Ambos jugaron a un buen nivel pero Djokovic fue quién más falló y lo acabó pagando muy caro.

Medvedev golpea primero

Djokovic no pudo empezar peor el partido ya que cedió su servicio en el primer juego del partido tras cometer cuatro errores no forzados. Medvedev había comenzado sintiéndose cómodo sobre la pista, aguantando en el fondo y ganando los puntos defendiéndose muy bien. El ruso no tuvo problemas con su servicio en los juegos iniciales e incluso tuvo la oportunidad de lograr una doble rotura en el quinto juego. Sin embargo, Novak salvó ese 0-40 jugando su mejor tenis y sacó el juego adelante, manteniéndose con vida en este primer parcial.

El serbio, eso sí, era incapaz de hacerle daño a Medvedev al resto, el ruso estaba realmente cómodo al servicio y ni tan siquiera uno de los mejores restadores del planeta podía con él. Djokovic sacó para mantenerse con vida en el noveno juego del primer set y ahí Medvedev dio el golpe de gracia. El ruso aprovechó la primera bola de set que tuvo y logró su segunda rotura, y con ella el set. 6-3 para Medvedev, que hacía saltar las alarmas una vez más en el Principado.

El serbio lo iguala

Djokovic comenzó sufriendo también en el segundo set pero no tardó en dar con la tecla. El serbio tuvo que salvar una bola de rotura en el segundo juego pero en el tercero ya encontró la fórmula de hacerle daño al ruso. Novak tuvo tres bolas de rotura y a la tercera tras ganar uno de los puntos del partido (en el que se defendió de maravilla y acabó en con un precioso globo), logró su primera rotura. A partir de ahí el saque se estabilizó, ninguno de los dos tuvo la oportunidad de romper y el serbio seguía con la ventaja de una rotura.

Medvedev mantuvo su saque en el noveno juego y obligó a Novak a sacar para ganar el segundo set. Sin embargo, al serbio no le tembló en absoluto el brazo y no tuvo ningún problema a la hora de cerrar la segunda manga. Djokovic llegó rápido al 40-0 y dispuso de tres bolas de set y con un saque directo se llevó el set por 6-4. El serbio lo cerró a las mil maravillas, con un juego en blanco, y mandó el partido al tercer y definitivo set.

Una nueva sopresa

El ruso fue quién golpeó primero a pesar de haber tenido previamente problemas en su rodilla. Medvedev se aprovechó de los errores de Djokovic en el cuarto juego para romper y tomar ventaja con el 3-1. Tras ello, se vino arriba y consolidó sin problemas. Daniil volvió a romper en el sexto juego y se quedó a tan solo un juego de ganar el partido ante un Djokovic que ya parecía haber bajado los brazos. Sin embargo, el serbio no se rindió y rompió en el juego siguiente.

Pero todo iba a llegar a su fin en el octavo juego en el que Medvedev dispuso de su primera bola de partido al resto y se la llevó con un golpe ganador de revés. El ruso se llevaba su primera victoria ante el número uno del mundo y lograba el pase a las semifinales en las que se verá las caras con Lajovic. Daniil tiene una gran oportunidad para meterse en su primera final de Masters 1000. Djokovic se vuelve a marchar por la puerta de atrás en Montecarlo.

VAVEL Logo