Nueva victoria felina en casa; próxima estación, Clásico Regio

Tigres venció por la mínima diferencia al Necaxa y ahora comienza a afilar las garras para medirse a Rayados en una nueva edición del choque norteño.

Nueva victoria felina en casa; próxima estación, Clásico Regio
(Foto: Marca)
Tigres
1 0
Necaxa
Tigres: Nahuel, Jiménez, Ayala, Juninho, Torres Nilo; Rodríguez,Carioca, Aquino, Damm; Valencia y Gignac
Necaxa: Barovero; Ponce, De Luna, Lichnovsky, Beckeles; Pérez, Iturra; Alvarado, Barragán, Álvarez; González
MARCADOR: 1-0 Enner Valencia min 69
ÁRBITRO: Adonai Escobedo Amonestaciones: Torres Nilo min 1, Beckeles min 56

Noche atípica de futbol en la Sultana del Norte, el Estadio Universitario abrió sus puertas en domingo para el choque entre Tigres y Necaxa correspondiente a la Jornada 16 del Apertura 2017, mismo que terminó con victoria por la mínima diferencia del conjunto regiomontano.

Un encuentro por momentos parejo pero que a final de cuentas un tiro penal decidió todo para que los felinos se hicieran de tres puntos más en la competencia, alejándose del América y acechando todavía el liderato general.

Primer tiempo donde los locales buscaron de distintas formas abrir el marcador, poniendo a trabajar al arquero Marcelo Barovero. La primera gran atajada de la noche al minuto 28 con apertura para Javier Aquino que con calidad mandó un buen disparo al que ‘Trapito’ mandó a córner de buena manera.

Al 35’ nueva aproximación regia con un desborde y centro de Jurguen Damm que fue desviado por la zaga de los Rayos, por lo cual Barovero se empleó al máximo evitando un autogol.

Ya en el complemento la insistencia se mantuvo y llegó el error más terrible de la noche. Disparo de André Pierre Gignac al 61’ que el cancerbero sudamericano escupió y Enner Valencia de forma increíble no aprovechó el error y mandó su trazo por encima de la cabaña visitante.

Al 68’ la polémica arbitral se hizo presente en el ‘Volcán’, el central Adonai Escobedo marcó penal por una supuesta falta dentro del área sobre Gignac. El ecuatoriano Valencia se quitó la espina de su error minutos antes y definió el tanto de la diferencia.

Todavía al 89’ Gignac se quedó cerca de ampliar el marcador pero el poste le dijo que no a su buen disparo de media distancia.

Silbatazo final y ahora Tigres comienza a pensar en la Liguilla pero también en cumplir con creces en una nueva edición del Clásico Regio a disputarse en el Estadio BBVA apenas concluya la Fecha FIFA del mes de noviembre.