Argentina avanza y el milagro albiceleste es una realidad
Messi abrió el marcador en la victoria sobre Nigeria | Foto: El Comercio

Argentina avanza y el milagro albiceleste es una realidad

Argentina jugó a muerte contra Nigeria, y ganó el partido clave que los coloca en octavos de final donde se enfrentarán a Francia.

salvadormepre
Salvador Medina Preciado

Pese a todas la críticas y la complicada atmósfera que vivía Argentina en torno a su participación en la Copa del Mundo de Rusia 2018, el equipo dirigido por Jorge Sampaoli logró hacer la tarea, y vencieron a una complicada selección de Nigeria por dos a uno, obteniendo los tres puntos de oro que los pone en octavos de final.

Un partido donde ambos equipos salieron con la misión de ganar y era la última oportunidad para ambos, lo que ocasionó un partido con mucha vibra de tensión pero que finalmente la balanza se inclinaría hacia de lado de Argentina.

Al minuto 14 del primer tiempo aparecía el 10, Lionel Messi, con un gol que le devolvería la esperanza a la selección Albiceleste, desahogando antes del primer cuarto del partido el grito de gol. Después de un tremendo cambio de frente de Éver Banega, Messi se encargó de la recepción, conducir el balón hacia el frente y con su calidad definir de derecha para abrir el cerrojo nigeriano.

Sin embargo, para el segundo tiempo las cosas se complicarían para Argentina, un tiro de esquina que se pudo haber evitado al inicio del complemento desencadenó una falta de Javier Mascherano sobre un rival de la selección de Nigeria que posteriormente, Victor Moses se encargó de empatar el partido de penal a los 51 con un remate rasante venciendo a Franco Armani, y el nerviosismo se hacía presente. 

Un duro golpe marcó el empate, porque a partir de ese momento la Albiceleste se desdibujó y aparecieron de nuevo esos fantasmas de Corea/Japón 2002. Se veía la poca creatividad de variantes y capacidad de sobreponerse ante panoramas adversos, algo que habían vivido en la eliminatoria. La desesperación empezaba a ser el máximo enemigo de los dirigidos por Sampaoli, pero con más corazón que con buen fútbol, recuperaron la memoria y se acordaron que era el ahora o nunca.

Después de varios intentos frustrados, y cuando parecía que solo una genialidad de película los salvaría, llegaría finalmente esa jugada diferente que pusiera el definitivo 2-1, al minuto 86 por medio del defensor Marcos Rojo. Argentina regresaba de la muerte y tomaba más vida que nunca, Rojo empalmando un balón desde la derecha, casi desde el punto penal, ponía a cantar de felicidad a toda Argentina para festejar el pase a octavos. 

Con esta victoria Argentina se enfrentará al primer lugar del sector C, que sería la selección francesa en la fase de octavos, por otro lado, Nigeria se va de nuevo a casa dejando un grato sabor de boca.

VAVEL Logo