Mark Cavendish: un torpedo centenario
Foto: cyclingtips.com.au.

En ciclismo suelen ser recordados aquellos hombres que suben las montañas más duras, que nos regalan las pedaladas más cerca de la extenuación, que derrochan esa última lágrima de sudor para acabar alzando el puño por encima de todos y que nos deleitan con un espectáculo que rebasa las límites del ser humano. Esos grandes ganadores. Los Indurain, Armstrong, Merckx y ahora Contador.

Sin embargo, si en unos Juegos Olímpicos amamos la prueba de los 100 metros, aquella de la gran velocidad y que supera las leyes de la gravedad, en el ciclismo se respeta y nos agarramos del sofá cuando vemos la velocidad de vértigo que alcanzan las piernas con más potencia del mundo ciclista. Cadencia más rápida, el cuerpo se mueve de lado a lado, parece que el balanceo vaya a acabar en caída y que las cabezas exploten de tantos movimientos. Los nervios no aguantan más y el cuerpo da el resto. Éxtasis al cruzar la línea de meta y tiempo suficiente para mirar a lado y levantar los brazos con gesto inequívoco de victoria. "Los límites de la física se superan en los sprints"

Son milímetros, son unos metros finales que deciden el trabajo de un centenar de kilómetros, pero saben igual de gloria que las escaladas más míticas. El trabajo de todo un equipo llevando en volandas y dejando ir, como si de una rampa de despegue se tratara, al máximo velocista, al pistolero más rápido del Oeste.

El 21 de mayo de 1985 nacía en Douglas, una población de la Isla de Man, en el Reino Unido, un tal Mark Cavendish. Los grandes deportistas de la historia empezaron precoces en sus disciplinas, pero "MaxMan" no se introdujo en el ciclismo hasta los 13 años. Había corrido en BMX y fue un magnífico ciclista de pista (ganando en 2005 el Campeonato Mundial de Ciclismo en Pista de Los Ángeles junto a Robert Hayles).

En septiembre de 2005 empezó su andadura en el equipo continental Team Sparkasse alemán donde disputó el Tour de Berlín y la Vuelta a la Gran Bretaña. 2006 fue un año fructífero para Cavendish, que ganó una medalla de oro en los Juegos de la Commonwealth y con victorias en etapas de carreras importantes como la del Tour de Thuringe. Esos resultados hicieron que el T-Mobile lo fichase y siguiera hasta 2008. La temporada 2007 comenzó con victorias en la semi-clásica belga Scheldeprijs Vlaanderen, dos victorias en los Cuatro Días de Dunkerque y otras dos en la Volta a Catalunya. Estos triunfos motivaron que fuera seleccionado para el Tour de Francia 2007. Sin embargo, no tuvo éxito en su participación. Caídas en las etapas 1 y 2 lo eliminaron de la disputa de dos de las etapas propicias para velocistas y le dejó muy magullado. Abandonó el Tour en la etapa 8. Cavendish acabó ese año por detrás de Hagen y Petacchi como corredor con más victorias (11 contra las 15 y 14). Junto a Casar, fue de los primeros que firmó la carta contra el dopaje de la UCI. "No fue precoz, pero con 20 años ya ganó un oro"

2008 fue el de su consagración. Dos victorias en el Giro de Italia y cuatro en el Tour de Francia. El objetivo era ganar la medalla de oro en los Juegos de Pekín, algo que no pudo lograr. SIn embargo, su temporada en el Columbia fue bárbara y fue el que más etapas ganó del año (17) por delante de Boonen y Greipel.

Parecía que año a año iba mejorando, que su explosividad iba en aumento y que nadie podía pararle. Todos le temían. En 2009 ganó la Milán-San Remo, tres etapas del Giro y fue la gran estrella del Tour de Francia ganando seis etapas. Fue el segundo en el certamen de la Bicicleta de Oro y consolidaba una hegemonía que aún ahora mantiene.

En 2010 decidió no correr el Giro para conocer tierras españolas. Volvió a ganar cinco etapas en el Tour de Francia, y llegó a la Vuelta a España con la tutela del mejor del mundo y no defraudó: tres etapas y la clasificación por puntos. Las caídas lastraron una mejor temporada, pero la dignidad del británico eran tales que en 2011 regresó más fuerte que nunca y demostró quién manda cuando las carreras se deciden al sprint. Mark volvía al Giro y ganaba dos etapas, reinaba de nuevo en Francia con cinco etapas y llegaba al Olimpo ganando Campeonato Mundial en Ruta. "Es el mejor sprinter de la década"

Ya en los tiempos más cercanos, Cavendish hizo dos tripletes en el Giro y en el Tour, mientras que la medalla de oro en los Juegos se le escapaba tras un gran trabajo del combinado británico, que vio como se fraccionaba la carrera y como Vinokourov se llevaba la gloria. Esta temporada, Mark ha ganado el Tour de Qatar (con cuatro etapas incluidas) y tres etapas del Giro de Italia (con una semana por disputar todavía).

Este jueves consiguió su victoria número 100 como profesional, una cifra espectacular teniendo en cuenta que tiene 27 años y muchas opciones de aumentar un palmarés envidiable.

Se codea con los mejores de la historia

Cavendish está ya entre los mejores de la historia. No solo por sus 100 victorias, sino por el dominio aclaparador que exime en cada final de etapa y su gesto inequívoco de victoria alzando el puño derecho. Sin embargo, el británico tiene muchos retos por delantes y para alcanzar el Olimpo del ciclismo tiene que superar a los más grandes:

- Rik Van Looy: con más de 300 victorias como profesional y con el privilegio de ser el primer ciclista en ganar los 5 Monumentos (Milán-San Remo, Tour de Flandes, París-Roubaix, Lieja-Bastogne-Lieja y Giro de Lombardía) es sin duda alguna uno de los sprinters más aclamados de la historia.

- Eddy Merckx: para muchos es considerado el mejor ciclista de todos los tiempos, no solo a nivel de sprinter, sino por ser el segundo de la historia en ganar los 5 Monumentos y conseguir la Triple Corona del ciclismo en 1974.

- Sean Kelly: cosechó casi 200 victorias como profesional y también se hizo con varias clásicas y la victoria en la general en La Vuelta de 1988. Ciclista muy recordado especialmente en su país, Irlanda.

- Freddy Maertens: a pesar de no ser tan regular como los anteriores, consiguió ser uno de los sprinters más temidos de su época al ganar más de 200 etapas, incluyendo la clasificación general en 1977 de La Vuelta Ciclista a España y dos victorias en el campeonato del mundo en ruta.

- Mario Cipollini: con cerca de 200 victorias como profesional, fue un sprinter más puro que el resto y siempre será recordado por su grandeza al sprint, especialmente en la gran vuelta de su país, el Giro, donde logró cerca de 50 victorias de etapa.

- Erik Zabel: ganó su fama como gran sprinter puro en los años 90 y se hizo en su carrera profesional con más de 200 victorias de etapa.

- Alessandro Petacchi: aún en activo. Otro sprinter puro, no de tanta calidad como los anteriores, pero muy popular por sus resultados en Giro y Vuelta a España. Su fama la ha labrado en la primera década del siglo XXI y tal vez sea por lo reciente por lo que se le reconoce tanto sus logros como sprinter.

- Tom Boonen: Es el "clasicomano" por excelencia, habiendo ganado cuatro veces la Paris-Roubaix, tres el Tour de Flandes y tres el Gante-Wevelgem. 6 etapas del Tour y 2 de la Vuelta, además de ser Campeón del Mundo de Ruta en 2005.

- Óscar Freire: Es sin duda el mejor ciclista español en clásicas y sprints, habiendo ganado tres veces el Campeonato del Mundo en Ruta (1999, 2001 y 2004), tres veces la Milán-San Remo, la Tirreno-Adriático, la Flecha Brabanzona, la París-Tours y la Gante-Wevelgem.

Degenkolb y Greipel, sus rivales

Parece difícil en la actualidad encontrar alguien que pueda frenar las victorias del torpedo Cavendish. Sin embargo, John Degenkolb, ha ganado cinco etapas de la Vuelta, una del Giro y ha sorprendido en la Dauphiné. A sus 24 años, parece la gran amenaza del británico en los próximos años. Por otra parte, André Greipel es otro de los que puede batir al británico en un mano a mano. Pese a sus 30 años, Greipel conoce los puntos fuertes de Cavendish tras compartir equipo en el HTC y también sus debilidades. Ha ganado cuatro etapas del Tour, cuatro de la Vuelta y dos del Giro.

Vídeo 1: Youtube // Mark Cavendish (2011) - fastest sprinter on earth

Foto 1: Cavendish en el HTC Columbia // noticiasdealava.com

Foto 2: Van Looy - Merckx // cobblesandhills.com

Foto 3: Boonen, Freire y Petacchi // cyclingweekly.co.uk

VAVEL Logo