Quince minutos brillantes le bastan al Newcastle para ganar
Foto: Premier League

Tras tres jornadas de liga consecutivas en las que el Newcastle perdió por un gol a cero, en el pasado encuentro fue capaz de lograr un heroico empate a tres ante el Manchester United. Por su parte, el West Ham remontó el 1-0 inicial en campo del Bournemouth para ganar 1-3 y así sobrepasar a los red devils en la tabla. En el duelo de hoy, ambos equipos trataban de sumar tres puntos que les ascasaen del descenso en el caso de los magpies, o que mantuviese vivas las esperanzas europeas de los hammers.

Recital del Newcastle en la primera parte

Tras el habitual rito del estadio de corear los nombres de los once titulares del Newcastle, dio comienzo el partido. Enseguida se pudo notar que el Newcastle necesitaba más la victoria, pues los magpies le estaban poniendo más intensidad al juego. En tan solo tres minutos, Sissoko se plantó en el área por la derecha y forzó un córner. Instantes después, Mitrovic y Ayoze montaron una contra rápida, pero Adrián pudo detener el disparo de su compatriota. Y como dice el refrán: a la tercera va la vencida. Ayoze Pérez recibió en tres cuartos y tocó rápidamente para Wijnaldum. El holandés devolvió la pared de primeras y el español se sacó un magnífico disparo con efecto que entró pegado al palo derecho de la meta del West Ham, haciendo inútil la estirada de Adrián. Muy superior el Newcastle al principio, dando la sensación de que los hammers ni habían salido del autobús.

A los 11 minutos, Sissoko se plantaba solo desde medio campo tras un córner, pero ante la emoción de la afición local la repitición demostró que el francés se llevó el balón con la mano. En la siguiente jugada el West Ham pareció despertar, con una internada de Cresswell cuyo centro esperaba Antonio para empujar a gol, sin embargo Coloccini desbarató la ocasión. En el córner, Noble disparó fuera. Sin embargo, estas acciones ofensivas tan solo fueron un espejismo. El debutante Jonjo Shelvey envió un increíble balón para la incorporación de Janmaat. El holandés centró al área donde entraba Wijnaldum para poner el 2-0 a placer a los 15 minutos. Merecidísima ventaja para los magpies tras un primer cuarto de hora demoledor.

Wijnladum celebra su gol, el noveno de la temporada y todos en casa | Foto: Premier League
Wijnladum celebra su gol, el noveno de la temporada y todos en casa | Foto: Premier League

La defensa hammer hacía aguas, y a punto estuvo Mitrovic de colocar el 3-0 tras otra pared con Wijnaldum, pero Adrián paró. Hacia el ecuador de la primera mitad, el ritmo se estabilizó y el West Ham trató de hacerse con la posesión. Sin embargo, el Newcastle se encontraba cómodo con su renta de dos goles y siguió con el buen juego. A la media hora de partido, de nuevo grandísima oportunidad para el Newcastle que acosó al West Ham en su área con tres centros al área que se pasearon con mucho peligro.

Mención especial para Shelvey. Recién llegado del Swansea por 12 millones de libras, aterrizó en St. James's Park para paliar la falta de mediocentros del Newcastle. Hoy debutó, participó en los dos goles de su equipo y dio la sensación de que llevaba varios años en el club. El inglés llevaba la manija del fútbol de su equipo, que gozó de alguna ocasión más. Sin embargo, Shelvey afeó mucho su partido al propinar un codazo innecesario en la cara a Enner Valencia en el minuto 38 de juego.

Shelvey calienta antes de su primer partido con el Newcastle | Foto: Premier League
Shelvey calienta antes de su primer partido con el Newcastle | Foto: Premier League

El West Ham tenía perdida la batalla en el medio, lo que sumado al mal partido de la defensa le hacía vulnerable en prácticamente cada acción. El Newcastle pudo sentenciar con el 3-0 en varias jugadas, sin embargo fue el West Ham en la recta final del primer tiempo quien tuvo una clarísima ocasión en las botas de Kouyaté, pero su fuerte latigazdo fue rechazado por Elliott.

Segunda parte con una ligera reacción del West Ham

Tras el tiempo de descanso, solo uno de los dos entrenadores hizo cambios en la alineación. Algo lógico, ya que los jugadores de McClaren estaban haciendo un gran partido y Bilic tenía que mover ficha para dar la vuelta al resultado. Jelavic entró por un desaparecido Obiang. El efecto del cambio no pudo ser más inmediato: tras un pase largo, error clamoroso de Mbemba al ceder muy flojo al portero ya que el recién entrado Jelavic cortó el pase evitando la desesperada entrada ade Elliot. El croata puso el 2-1 a placer a los tres minutos del segundo tiempo. Primer gol de Jelavic en Premier League como hammer, segundo en 8 días tras marcar al Wolverhampton en la FA Cup.

Jelavic celebra con rabia su gol | Foto: West Ham United
Jelavic celebra con rabia su gol | Foto: West Ham United

Finalmente, McClaren movió ficha dando entrada al debutante Saivet por Dummett. Aunque la segunda mitad empezó con más dominio del West Ham, el Newcastle también tuvo sus oprtunidades, como un tiro de Mitrovic que obligó a Adrián a despejar a córner. El West Ham parecía algo cansado tras dos partidos fuera ante el Wolves y Bournemouth, por lo que no asediaba al rival como es costumbre cuando va perdiendo. Además, Coloccini estaba cuajando una gran actuación, por lo que la defensa local parecía segura. Bilic dio entrada a Moses (quien volvía de una lesión) por Antonio a falta de 20 minutos de partido, seguramente para imprimir una marcha más al juego; y en el 75 Jenkinson entró por Tomkins para aumentar la profundidad en banda derecha. 

A pesar de todos los cambios ofensivos, la mayor parte del peligro la seguía llevando el Newcastle. En una contra, Mitrovic se plantó en el área y tras recortar a Ogbonna disparó a gol, pero allí estaba Adrián con una gran mano para evitar la sentencia. McClaren retiró a Ayoze para sacar a Gouffran y controlar el balón los últimos 10 minutos de partido que quedaban por jugar. La oportunidad clave llegó a favor del West Ham, en cambio. Moses puso un gran centro por la izquierda desde línea de fondo y Kouyaté conectó un gran cabezazo picado que detuvo con buenos reflejos Elliott.

El árbitro descontó nada menos que seis de añadido, donde McClaren aprovechó para dar entrada a Lascelles para perder algo de tiempo. Otra de tantas oportunidades que tuvo Mitrovic para sentenciar, de nuevo desbaratada por una parada con el pie de Adrián. Y aunque en muchos partidos de la Premier el tiempo de descuento se convierte en un vaivén de goles, no sucedió esta vez y el Newcastle se hizo con la victoria ante la imposibilidad del West Ham de remontar.

Con estos tres puntos, los magpies salen momentáneamente del descenso y el West Ham, pese a dejar su racha de imbatibilidad en nueve partidos, se mantiene quinto a la espera de lo que haga mañana el Manchester United en el clásico del fútbol inglés.

MVP del partido: Coloccini

Excepcional partido del capitán del Newcastle. Su equipo se hizo con una ventaja de 2-0 a los quince minutos. Con 75 minutos hasta el final, el central argentino estuvo siempre sólido, desbaratando la gran mayoría de ocasiones de peligro que intentaba crear el West ham. El gol en contra fue un error individual de Mbemba, por lo que el partido de Coloccini fue simplemente impecable.

Gran partido hoy del capitán del Newcastle | Foto: Newcastle United
Gran partido hoy del capitán del Newcastle | Foto: Newcastle United
VAVEL Logo