Jose Javier Barkero: luces y sombras
Barkero marcando el gol del empate en Mestalla (Jorge Ramírez/Levante UD)

José Javier Barkero ha decidido retirarse del fútbol profesional a sus 35 años. El ex jugador de equipos como Real Sociedad, Numancia o Levante tras su paso por el Real Zaragoza ha colgado las botas y a partir de ahora será el nuevo entrenador del equipo de su pueblo, el Aretxabaleta. Su carrera ha estado llena de momentos buenos y momentos no tan buenos y a pesar de disputar parte de su carrera en Segunda División siempre ha sido uno de los jugadores más talentosos del fútbol español.

Primeros años

Barkero comenzó su carrera en las categorías inferiores de la Real Sociedad. Destacando ya desde muy joven txeja,  que era uno de sus motes, consiguió debutar en la Primera División española en la temporada 98 - 99 ante el Real Valladolid. A pesar de no volver a jugar con la Real Sociedad durante el resto de la temporada, Barkero consiguió uno de sus mayores éxitos logrando la medalla de oro en el mundial de Nigeria sub-20 junto a jugadores de la talla de Iker Casillas, Xavi Hernández o Carlos Marchena.

Cesiones

Con grandes expectativas Barkero inició la siguiente temporada como componente del primer equipo pero siguió siendo suplente lo que le permitió una cesión al Toulouse la próxima campaña. Aquí el joven futbolista tampoco destacó por lo que en invierno regresó a la Real. Volvió a salir cedido, esta vez al Eibar donde logró conseguir el objetivo de la permanencia brillando con luz propia.

De nuevo la temporada siguiente volvió a ser suplente en la Real Sociedad, pero sin embargo en la campaña 2003/2004 consiguió un hecho inédito en su carrera, logró debutar en la UEFA Champions League aunque no le sirvió para quedarse en Donostia y se marchó cedido en invierno, esta vez al Poli Ejido mostrando de nuevo un gran nivel.

Albacete y Numancia

Cuando regresó a la Real Sociedad su nivel siguió sin estar a la altura del conjunto blanquiazul, así que al término de su contrato en 2006 se marchó al Albacete Balompié donde disputó dos temporadas, bastante brillantes a nivel personal pero un fracaso a nivel de club.

El club manchego decidió no renovar su contrato así que el futbolista de Aretxabaleta tuvo que buscar un nuevo equipo. Su destino fue Soria y el equipo Numancia donde pasó los años más brillantes de su carrera hasta la fecha. En Primera División completó una temporada brillante siendo el mejor y máximo goleador de su equipo con 12 goles, sin embargo el equipo descendió y Barkero volvió a la Segunda División.

Las siguientes dos temporadas con el Numancia txeja mostró su talento completando dos años de puro talento siendo uno de los más destacados del equipo y uno de los más queridos de la afición.

Levante UD

Su contrato finalizó y Barkero decidió no renovar porque había un equipo de Primera División que quería contar con sus servicios; este equipo era el Levante que había logrado la permanencia la campaña pasada.

De esta forma Barkero pasó a ser una de las piezas centrales del equipo de Juan Igancio Martínez que sorprendió con su juego a medio mundo colocándose en lo más alto de la tabla clasificatoria. Sin embargo y como es natural el nivel físico del equipo fue decayendo a pesar de que seguía manteniéndose en posiciones europeas. La garra esfuerzo y dedicación del equipo logró meter al conjunto por primera vez en la UEFA Europa League algo histórico tanto para la afición como para la entidad.

A la siguiente temporada tuvo la oportunidad de disputar la Europa League donde firmó una brillante competición que llevó al Levante a disputar los octavos de final donde cayeron eliminados frente al Rubin Kazan. En liga también firmo una campaña impecable pero todo se torció a final de temporada cuando el Levante fue acusado de presuntos amaños en el Levante 0 - 4 Deportivo. Barkero fue el líder de las acusaciones algo que no agradó ni al club ni a los aficionados por lo que el jugador rescindió su contrato y salió por la puerta de atrás después de las dos mejores temporadas de su vida.

Real Zaragoza

Recaló en el Real Zaragoza, recién descendido a Segunda División. Su rol iba a ser el de eje del mediocentro del equipo pero Barkero no demostró el nivel necesario así que paso muchos de los partidos en el banquillo.

Ya en la segunda temporada Barkero no contaba para el míster por lo que tras buscar equipo sin éxito decide retirarse del fútbol profesional.

De esta forma a partir de ahora el ex futbolista se convertirá en el nuevo entrenador del equipo de su pueblo el Aretxabaleta.

VAVEL Logo