La calidad del Atlético se impone en el Calderón
Foto: Vavel.com - Dani Mullor

Incontestable victoria del Atlético de Madrid en su feudo, la quinta consecutiva más concretamente. Los del Cholo Simeone se presentaban al encuentro ante el Almería después de sufrir un duro varapalo en Balaídos ante el Celta de Berizzo. Por su parte, el Almería de Juan Ignacio Martínez cosechó un valioso empate ante la Real Sociedad, en un encuentro en el que hubo oportunidades para ambos conjuntos. En el encuentro del Vicente Calderón la calidad se acabó imponiendo en un choque marcado por el espectacular estado de forma de Griezmann y su particular asociación con el delantero croata, Mario Mandzukic.

Primera parte: vendaval colchonero

El Atlético de Simeone empezó el encuentro como un auténtico vendaval y puso contra las cuerdas al Almería desde el primer minuto de juego, donde Griezmann aprovechó una indecisión de la defensa rojiblanca para realizar la primera ocasión de peligro de los colchoneros. Con el paso de los minutos, el conjunto almeriense se rehizo y comenzó a adelantar las líneas para presionar al Atlético desde su propio campo. Sin embargo, el buen hacer de los almerienses se vio rápidamente truncado tras la señalización de un penalti más que dudoso de Mauro Dos Santos a Godín. Se produjo un forcejeo típico en un centro al área, pero Mateu Lahoz consideró que se trató de una acción intencionada por parte del zaguero argentino del Almería. Mandzukic fue el encargado de anotar el primero de los suyos después de engañar a Julián en el lanzamiento desde los once metros. 

Los jugadores de Juan Ignacio Martínez tuvieron una más que digna reacción tras el gol recibido, sin embargo una nueva mala noticia se cernió sobre la parroquia almeriense. La asociación Griezmann-Mandzukic comenzó a dar sus frutos y en una jugada donde Fran Vélez entregó el cuero de forma involuntaria al croata, llegaría el segundo tanto de los colchoneros, tras un espectacular servicio de primeras del 9 del Atlético de Madrid, que supo aprovechar a las mil maravillas Antoine Griezmann. 

Para seguir con la tónica general del encuentro, el conjunto rojiblanco buscó el tercero en todo momento y lo logró en otra jugada elaborada por Saúl, en la que intervino de nuevo Mandzukic, esta vez con la testa, para poner un balón certero a Griezmann, que con un control orientado con el pecho sentenció a Julián. Los minutos que siguieron al tercer gol del Atleti sirvieron de mero trámite para los del Cholo Simeone, ya que el Almería solo logró intimidad en la primera parte con la verticalidad de Thievy y la velocidad del tinerfeño Édgar Méndez, que fue el encargado de realizar el primer disparo del Almería en el minuto 41. Con esta última ocasión almeriense se llegó al descanso. 

Segunda parte: respuesta almeriense sin fortuna 

La charla de Juan Ignacio Martínez al término de los primeros cuarenta y cinco minutos debió de ser bastante intensa, porque el conjunto rojiblanco salió al césped del Vicente Calderón con la premisa de intentar luchar cada minuto de lo que restaba de encuentro. El míster rojiblanco introdujo a Soriano por Fran Vélez en el terreno de juego para dotar al equipo de más profundidad ofensiva y rigor táctico. Desde el pitido de Mateu Lahoz, el Almería se lanzó en tropel a la portería de Moyà, esto unido al conformismo generalizado de los jugadores colchoneros, dio algo de emoción al encuentro sentenciado desde la primera mitad. 

En el minuto 60 llegaría la ocasión más peligrosa del Almería, en un balón suelto en la frontal del área que Corona aprovechó para mandarla rozando el poste derecho de la meta local. Los siguientes minutos confirmaron el dominio absoluto del cuero por parte del Almería, así como de las ocasiones, sin embargo la zaga colchonera se mantuvo segura a lo largo de todo el encuentro. Un aspecto a destacar es el debut de Casado con la elástica rojiblanca, que se produjo en el minuto 75 para sustituir a un fatigado Dubarbier. La nueva incorporación andaluza se incorporó en contadas ocasiones al ataque y puso algún centro peligroso al área, que no pudieron aprovechar los depredadores almerienses. El encuentro llegó a su fin con un buen disparo de Saúl que despejó a córner Julián Cuesta.

Con esta victoria, el conjunto colchonero se sitúa a tres puntos del FC Barcelona, principal perjudicado de la jornada tras su derrota ante el Málaga de Javi Gracia, y a cuatro del Real Madrid de forma provisional. Por su parte, el Almería de Juan Ignacio Martínez se mantiene de forma momentánea en la decimosexta posición a cuatro puntos de los puestos que dan acceso a la categoría de plata del fútbol español. 

VAVEL Logo