Mostovoi: "No pagaban nunca. Fue increíble"
Foto: Emilio Lavandeira | EFE

Tras 19 años desde su llegada a Vigo, Alexandr Mostovoi ha vuelto a dar que hablar después de conceder una entrevista para el programa radiofónico Galicia en Goles, de Radio Galega. El Zar, que llegó a Vigo procedente del Racing Club de Estrasburg a cambio de 325 millones de las antiguas pesetas, sigue siendo a día de hoy uno de los jugadores más laureados de la historia del club vigués, con el que disputó un total de 270 partidos en los que anotó 67 goles.

El ruso, siempre polémico a los micrófonos, recuerda su paso por Vigo con sabor agridulce, especialmente por la forma de abandonar la entidad olívica. “Cuando salí del Celta me quedé jodido. No pensé que con todo lo que había dado podía salir así”. Además, el legendario 10 celeste aseguró que no cobró durante su último año como jugador celeste, una situación que califica como “increíble” y “lamentable”. Los dardos del ruso, se dirigen especialmente hacia los miembros de la directiva de Horacio Gómez, de la que no guarda un buen recuerdo: “Hubo problemas con la directiva, es gente que cree que al fútbol se puede ganar jugando solo al fútbol, pero hay otras cosas (…) Fue lamentable como esa gente me dejó así, incluso sin pagarme. No pagaban nunca”, afirmó Mostovoi.

"Después del Spartak, mi equipo es el Celta"

Sin embargo, no todo son recuerdos amargos para el 10, que asegura ser un celtista más: “En Vigo es mi trabajo, jugar al fútbol de la mejor forma posible. Después del Spartak, mi equipo es el Celta”. Sin embargo, Mostovoi tiene una espina clavada, la carencia de títulos con el Celta, al que asegura que le faltaban “algunas cosas”. “Tuvimos muy buen equipo, pero enfrente había equipos muy potentes. Al final nos faltaban puntitos”. A su vez, Mostovoi destacó que la lejanía de las gradas de Balaídos del terreno de juego eran un factor clave, ya que “la gente tan lejos no ayudaba”. El Zar, que está al tanto de las obras de remodelación del coliseo celeste, considera que la grada ha de estar cerca del césped: “los campos tienen que estar encima, eso nos hubiese dado 7 u 8 puntos por temporada”, afirmó.

Además, Mostovoi repasó también algunos temas de mayor actualidad, dejando claro que desea volver a trabajar profesionalmente a nivel de clubes, aunque ahora trabaja como comentarista en Rusia. “Trabajo en la televisión como ex jugador de fútbol y nada más. Hay gente que no sabe de fútbol y trabaja en clubes, creo que hay pocos que hayan jugado tanto como yo en las primeras competiciones”. A su vez, el Zar afirmó entre risas que estaría dispuesto a volver al Celta si Berizzo le llamase: “Si el Toto me llama algún día claro que voy, aunque sea para alguna faltita o un córner”. Preguntado por las aspiraciones futbolísticas de su hijo Sasha — a prueba en el Coruxo —, Mostovoi considera que el fútbol da muchas vueltas, pero que llevar su apellido puede suponer "un peso" para su hijo.

"Berizzo ha hecho un gran trabajo"

En clave celeste, el 10 afirmó que ha seguido al Celta a lo largo de la temporada y ha elogiado los métodos de Berizzo, del que considera que “ha hecho un gran trabajo”. Un Berizzo al que el ruso no veía como entrenador cuando compartían vestuario: “yo no pensaba que Berizzo acabaría de entrenador, pero tampoco lo pensaba de Karpin y mira...”. En la misma línea, Mostovoi cree que la temporada que se presenta puede ser mejor que la anterior, en la que él pensaba que los célticos alcanzarían puestos que diesen derecho a jugar la Europa League, aunque finalmente no lo consiguiensen. Sin embargo, para el Zar, el futuro del Celta tiene buena pinta: “Este año puede ser mejor, el Celta juega bien al fútbol, como nosotros”, conluyó.

VAVEL Logo