El Eibar cae en Olite y sigue sin carburar
Foto: SD Eibar

José Luis Mendilibar tiene mucho trabajo por delante. A falta de tres semanas para el inicio de la Liga, el Eibar no termina de convencer ni transmitir buenas sensaciones. Sin continuidad en el juego y bastante previsible en ataque, el conjunto vasco perdió con total justicia ante un Osasuna que ofreció un buen nivel en su primer amistoso.

En pretemporada los resultados no valen para nada, pero tras cuatro partidos de preparación, lo cierto es que sólo en Bergara se ha visto una versión aceptable del Eibar. Ante rivales de un nivel inferior, el equipo no ha sido capaz de imponer su superioridad y los únicos detalles positivos son el rendimiento individual de algunos futbolistas.

La presencia de tantos canteranos en las alineaciones no tiene nada que ver con las sensaciones que transmite el equipo, puesto que éstos están aprovechando sus oportunidades. Todavía hay muchas piezas por engrasar, tienen que llegar varias incorporaciones y hasta el principio de la temporada no se podrá ver con exactitud dónde está el equipo.

En Olite, con un once totalmente diferente al de Miranda, el Eibar mantuvo la discreta imagen ofrecida hasta ahora. Cabe destacar el debut de Mauro Dos Santos y Borja Bastón con la camiseta azulgrana. Además, Dani García pudo disputar los noventa minutos, una vez superadas unas latosas anginas. La nota negativa fue la lesión de Ander Gayoso en la rodilla izquierda y podría pasar por el quirófano.

Tras un primer tiempo bastante igualado en el que ambos equipos se repartieron el dominio del partido, Osasuna dio un paso adelante en la segunda mitad. Con un equipo repleto de canteranos, los rojillos se hicieron con el control del encuentro gracias al buen hacer de su centro del campo. Por encima de todos destacó Antonio Otegui, un mediocentro de 17 años que viene pisando fuerte.

El talentoso canterano realizó varias acciones que levantaron al público de sus asientos. De sus botas nació el tanto de Osasuna. Recibió en el centro un balón, se marchó de su rival y envió un pase a la banda derecha, desde donde Alex Sánchez colgó un centro lateral rematado magistralmente de primeras por José García. Imposible para Irureta.

Al Eibar se le hizo muy larga la segunda parte y muchos jugadores dieron síntomas de cansancio. Algo lógico debido al planteamiento de Mendilibar no realizar demasiados cambios. La semana que viene el equipo armero viajará a Tenerife, donde seguirá llenando las piernas de kilómetros. La pretemporada ha rebasado el ecuador y el inicio de la competición está cada vez más cerca. La cosa se pone seria.

VAVEL Logo