La Copa del 95, veintiún años del primer título blanquiazul
Manjarín, Alfredo y Bebeto celebrando el tanto de la victoria en el Santiago Bernabéu. Fotomontaje: Anxo Rey (VAVEL)

Arsenio Iglesias. Liaño y Canales. López Rekarte, Nando, Voro, Ribera, Djukic, Villarroya y Paco Jémez. Donato, Fran, Aldana, José Ramón, Alfredo, Mauro Silva y Viqueira. Bebeto, Manjarín, Julio Salinas, Claudio Barragán, Kostadinov y Pedro Riesco. Estos son los nombres propios que llevaron al Dépor de la temporada 1994/95 a hacerse con una Copa del Rey que se alza como el primer título en la historia del club coruñés.

Final pasada por agua

El 24 de junio de 1995 tiene lugar el partido final de la Copa del Rey en el Santiago Bernabéu con el Deportivo de La Coruña y el Valencia CF como protagonistas. Debido a condiciones meteorológicas adversas, José María García Aranda, árbitro del partido, suspende el encuentro a los 79 minutos de juego. En el momento en el que se interrumpió el partido, Dépor y Valencia iban empatados a uno con goles de Manjarín y Mijatović respectivamente. El conjunto coruñés fue el encargado de abrir el marcador en el minuto 35 y los ches empataron en el minuto 70.

La lluvia estuvo presente en todo el encuentro dando lugar a grandes charcos que hacían desaparecer el campo. El árbitro permitía la continuación del encuentro a pesar de la tromba de agua, pero, en el minuto 79 la situación se convirtió insostenible debido a una fuerte granizada. Por ello, García Aranda echó a correr hacia el túnel de vestuarios suspendiendo el partido momentáneamente.

Una vez parado el partido, tiene lugar una reunión de urgencia para decidir el futuro del encuentro formada por Angel María Villar (presidente de la Federación de fútbol), Augusto César Lendoiro (presidente del Dépor) y Francisco Roig (presidente del Valencia). En esta se decide finalmente la suspensión de la final. Se produce, por consiguiente, la primera interrupción de una final de la Copa del Rey por motivos meteorológicos en sus 93 años de historia.

Reanudación del encuentro

La fecha escogida para reanudar el partido fue el día 27 de junio por motivos de seguridad, ya que, de jugarse los minutos finales ese mismo día, los ochenta mil seguidores de Deportivo y Valencia presentes en el Santiago Bernabéu tendrían que pasar la noche a la intemperie. La hora decidida para disputar los diez minutos y medio finales fue las 20:30 debido a que así no coincidiría con el partido de vuelta del ascenso a Primera División entre el Albacete y el Salamanca, que tendría lugar una hora después.

Este partido de reanudación comenzó con un uno a uno en el marcador cosechado el anterior día 24. Cuando todavía no se había cumplido ni un minuto del inicio, Alfredo, jugador blanquiazul, aprovecha una falta de entendimiento entre los ches Zubizarreta y Juan Carlos y marca un gol de cabeza decisivo para poner el uno a dos a favor de los herculinos. Los minutos siguientes fueron fáciles para los coruñeses debido a que los valencianistas no fueron capaces de reponerse del duro golpe del tanto de los coruñeses. Liaño, portero del Dépor, se vio únicamente en apuros con una falta al borde del área a favor del Valencia, pero esta fue desaprovechada y la mandaron fuera. El Deportivo se convierte en campeón de la Copa del Rey de la temporada 1994/95 y se alza con el primer título de su historia.

La locura de la afición blanquiazul

El pitido final del partido hizo enloquecer a A Coruña. Hace veintiún años la fuente de Cuatro Caminos y sus aledaños fueron inundadas por la grandísima afición del Dépor, que estaba (y está) conformada por miles de personas. Muchas de ellas se bañaron en la fuente y estuvieron de fiesta hasta altas horas de la madrugada. Las celebraciones también tuvieron lugar por diversas ciudades de España (Sevilla, Madrid…), Europa y América, donde se manifestaba la alegría blanquiazul debido a la presencia de gallegos en aquellos momentos.

VAVEL Logo