Resumen temporada 2017/2018: Sevilla Atlético, un descenso más que previsible

El Sevilla Atlético no pudo evitar un descenso más que previsible desde principios de la segunda vuelta del campeonato. Tevenet no fue capaz de conseguir la permanencia con una generación que en cambio, alguno de los jugadores han tenido el premio de jugar en LaLiga Santander con el primer equipo.

Resumen temporada 2017/2018: Sevilla Atlético, un descenso más que previsible
El Sevilla Atlético no ha podido mantener la categoría. Foto: VAVEL.com

El Sevilla Atlético no pudo emular la estupenda clasificación de la temporada pasada y en su segunda temporada consecutiva en LaLiga 123 ha estado marcada con un descenso ya cantado desde la mitad del campeonato. A pesar de no poder mantener la categoría, algunos jugadores, con cada vez más experiencia en el fútbol profesional, han hecho cumplir el primer deber del filial, que es jugar con el primer equipo. Así pues, jugadores como Carlos Fernández, Pozo o Lara han sido los principales exponentes del filial al primer equipo. Aún así, la temporada ha sido calificada como negativa debido a los pocos partidos que se han ganado con un equipo bastante prometedor.

Resumen cronológico de la temporada

Con la incorporación de Tevenet tras la salida de Diego Martínez, el Sevilla Atlético decidió cambiar el proyecto con un entrenador con experiencia en Segunda División y conocedor de la casa. A pesar de la salida de varios integrantes importantes de la temporada anterior como Borja Lasso, Ivi, Diego González, Bernardo Cruz o Carrillo, el equipo se regeneró con caras nuevas como Chacartegui, Olavide o Lara. Pero la temporada no empezó nada bien, pues a pesar de obtener un empate en El Sadar ante Osasuna, no fue hasta la jornada 14 cuando los sevillistas consiguieron su primera victoria en liga.

Ante la falta de gol del filial (ocho goles en 13 partidos), el equipo lo acusó gravemente. Carlos Fernández, siempre a caballo entre el primer y el segundo equipo, fue el máximo goleador a pesar de haber estado durante un tiempo lesionado, pero la falta de goles era una losa para ellos. Aunque consiguió algunos empates meritorios como ante el Huesca, Rayo, Zaragoza o Cádiz, no fue hasta en la jornada 14 cuando acabó su nefasta racha y obtuvo su primera derrota ante un escenario importante. Fue ante el Granada en el Nuevo Los Cármenes cuando, gracias a los goles de Curro y Fede, el filial al fin pudo conseguir tres puntos. Pero esto no consiguió motivar al equipo, pues seguían en la senda de la derrota y del empate. 

El filial cerró la primera vuelta en el último puesto de la clasificación tras conseguir su segunda victoria de la temporada, que fue ante el Lorca, y a siete puntos de la salvación. No era imposible remontar puntos, pero los sevillistas no paraban de perder partidos. Y es que el juego del Sevilla Atlético daba para obtener mejores resultados, en muchas ocasiones el filial era el dominador del encuentro, pero la inexperiencia y juventud de los jugadores fue un elemento importante y posiblemente el principal causante del descenso del conjunto rojiblanco.

Con la lesión de Carlos Fernández y la poca eficacia goleadora de Marc Gual, Tevenet decidió darle oportunidades a jóvenes del Sevilla C o Sevilla juvenil. Diego García y Miguel Martín debutaron en Segunda División, pero pese la incorporación de más jóvenes en el equipo la situación estaba siendo insostenible. El nuevo año comenzó con diez derrotas consecutivas suponiendo ya el destino del equipo. A 19 puntos de la permanencia en la jornada 31, tanto la plantilla como el cuerpo técnico empezaron a reconocer que el equipo tenía pie y medio en Segunda División B.

Pero fue a partir de ese momento cuando, ya prácticamente desahuciados, los jugadores sacaron a relucir su orgullo y sus ganas de morir de pie en una categoría tan exigente como la Liga 123. En Semana Santa lograron dos victorias con prestigio, ante el Real Zaragoza en La Romareda y ante el Barcelona B. Fue a partir de ese momento cuando el filial alternaba victorias con derrotas para poder despedirse de la liga con más dignidad, y es que en las últimas 11 jornadas el Sevilla Atlético consiguió 16 puntos, mientras que en resto de la liga obtuvo los otros 16. Ante el Albacete fue la última derrota que el filial sacó en la Ciudad Deportiva del club, ya que a partir de ese momento sólo consiguió victorias o empates.

En las últimas jornadas, el Sevilla Atlético tuvo un mano a mano con el Lorca luchando para evitar ser el colista de la liga, pero fue el filial el que acabó siendo el último tras ser derrotado ante los murcianos en la última jornada. Aún así, el equipo acabó la liga con una imagen mucho mejor que ha tenido durante gran parte de la temporada y, sobre todo, ha sabido exportar jugadores al primer equipo, la función principal del filial.

Lara se convirtió en uno de los protegonistas del filial. Foto: Sevilla Atlético.

El mejor momento del curso

Lamentablemente la temporada del Sevilla Atlético está repleta de más momentos malos que buenos, pero durante 42 partidos sí ha conseguido alguna que otra alegría. Al estar durante casi toda la temporada en la zona de abajo, casi siempre ha ejercido el papel de modesto en cada partido, por eso en cualquier victoria que ha logrado a domicilio siempre ha sido una gran sorpresa. Quizás el mejor momento de la temporada fue cuando el equipo consiguió su primera victoria de la temporada en un terreno dónde sólo sabía ganar el equipo local. Fue en el Nuevo Los Cármenes frente al Granada, un equipo que aspiraba a ascender a Primera División, pero los de Tevenet dieron una de las grandes sorpresas de la temporada.

Con siete puntos en la jornada 14, el Sevilla Atlético se enfrentó a un Granada que estaba en buena forma instalado en los puestos de arriba de la clasificación siendo los locales los máximos favoritos para ganar el encuentro, pero en el fútbol no todo es predecible y los de Tevenet consiguieron adelantarse por mediación de Curro de penalti en la primera parte. Los granadinos intentaron ir a por todas pero no fue hasta en la segunda mitad cuando Joselu igualó el marcador. Esa circunstancia parecía que iba a llevar a la remontada del conjunto nazarí, pero contra todo pronóstico, Fede hizo el definitivo 1-2 en el que el equipo local no supo reaccionar y el filial se mantuvo firme y ordenado para conseguir la primera de las siete victorias que hizo el Sevilla Atlético durante la temporada.

El peor momento del curso

Son muchos los momentos críticos que el conjunto sevillista ha coleccionado durante solo una temporada. Por eso, quizás el momento más amargo no sería el del descenso matemático tras la victoria contra el Alcorcón, sino la espeluznante racha de 10 derrotas consecutivas desde el mes de enero hasta marzo. Conseguir cero puntos de 30 posibles en una liga tan exigente como LaLiga 123 es sinónimo de una muerte anunciada, y quizás esa racha tan oscura hizo que el filial no tuviera ninguna opción de mantenerse en las últimas jornadas. 

Derrotas tan amargas como ante la Cultural Leonesa, Almería, Sporting o Albacete hicieron que a pesar del juego mostrado, los de Tevenet ya veían el infierno del descenso más cerca que nunca. Las carencias en la falta de gol o falta de personalidad fuera de casa (10 puntos de 63 posibles) hicieron que la estancia de los sevillistas en LaLiga 123 concluyera antes de lo esperado.

Mejor jugador: Alejandro Pozo

A pesar de la decepcionante campaña del filial, hay varios jugadores que han brillado y se han ganado un nombre en la élite del fútbol. Una vez más, el Sevilla goza de una amplia selección de jugadores que van empujando fuerte desde atrás con la esperanza de triunfar en el primer equipo. Y uno de los nombres que ya sabe lo que es jugar con el Sevilla es Alejandro Pozo, un jugador de corpulencia y características físicas muy parecidas a las de Jesús Navas.

El joven extremo derecho va explotando cada vez más sus cualidades. Su desborde, rapidez y regates les hace ser un jugador explosivo que desubica a más de un defensa contrario. Y no sólo sus carreras les hace ser peligroso, también sabe centrar al área. El futbolista de 19 años es uno de los más utilizados por Tevenet, ya que cuenta con 36 partidos en sus espaldas, sólo superado por Fede y Carmona. Y es que ya con dos temporadas en Segunda División rindiendo en un alto nivel, el canterano sevillista tiene la ventaja de haber obtenido una experiencia que le haga explotar sus cualidades más rápido que de costumbre para un jugador que no hace mucho cumplió la mayoría de edad.

Por todo esto, Pozo se ha podido ganar un sitio para el primer equipo, ya que con el filial en Segunda División B, el atacante tiene una calidad en la que no tiene cabida en ese nivel. Está preparado para tener sus primeros minutos en Primera División, pues su temporada ha sido fantástica, y no ha pasado desapercibido para el club.

Objetivos con vistas al verano

Tras dos temporadas en la división de plata del fútbol español, el Sevilla Atlético tendrá que volver a bajar de la nube para retornar a una categoría en la que están más acostumbrados. La dirección deportiva del club tendrá que configurar una plantilla para que el equipo vuelva, al menos, a luchar por un puesto de play-offs por el ascenso. Para ello, primero tendrá que estar apoyados bajo un nuevo entrenador. Con Tevenet descartado al cien por cien, Caparrós tendrá que ir en búsqueda de una figura que sepa cómo funciona los valores del filial en un club como el Sevilla. Ante tantos nombres que se han barajado como Palop o Martí, parece ser que el elegido es Luci, el segundo de Caparrós cuando fue entrenador del Deportivo de La Coruña.

En el tema de entradas y salidas, probablemente asciendan al segundo equipo una buena hornada de jugadores del Sevilla C y del juvenil, además se le dará más protagonismo a jugadores como Juan Soriano, Viedma o Miguel Martín. Sí que habrá varios movimientos en el tema de salidas, pues una vez conocida la Segunda División, habrá varios jugadores que no tendrán sitio para estar con el primer equipo que tampoco querrán seguir su andadura deportiva en Segunda División B. A pesar de que Machín no ha decidido qué jugador del filial asciende al primer equipo, jugadores como Pozo, Lara, Carlos Fernández y Carmona tienen opciones serias.

Pero jugadores ya consolidados en Segunda División que quizás no tengan hueco con el equipo de Machín sí podrían tener las puertas abiertas para buscar equipo en Primera y en Segunda División. Ondoa, Álex Muñoz, Eteki, Aburjania, Curro o Marc Gual podrían buscar otro destino fuera de la Ciudad Deportiva del Sevilla para seguir su camino y tener oportunidades que quizás en el conjunto rojiblanco no podrán disponer del todo. Por ello, el filial sufrirá una profunda transformación para poder reciclarse y hacer un cambio de ciclo con la intención de ascender a más jugadores en el primer equipo.

Pese a jugar bien, el filial no supo aprovechar su calidad. Foto: LaLiga.

Puntuaciones de los jugadores

El descenso del Sevilla Atlético se ha resumido en la inexperiencia de unos jugadores tan jóvenes comparando al resto de los equipos, cuyo jugadores suelen tener más experiencia. Uno por uno, los jugadores del Sevilla Atlético han estado de forma correcta, pero unos han brillado más que otros.

Caro / 5

Empezó la temporada como siempre de titular, pero la competencia con Juan Soriano la acabó perdiendo e incluso dejó de entrar en las convocatorias. Aún así, siempre ha estado de forma correcta en cada partido que ha jugado. Se recuerda la actuación que hizo ante el Zaragoza en La Romareda, curiosamente fue el último partido que jugó.

Juan Soriano / 6

El portero de Benacazón acabó siendo el portero del Sevilla Atlético en LaLiga 123. El joven de 20 años aprovechó todas las oportunidades que Tevenet le ofreció y no lo desperdició. A pesar de que aún tiene que corregir muchas cosas, el cancerbero es bueno en los balones por alto pero le cuesta atrapar los balones peligrosos optando con la opción del despeje.

Ondoa / S. C.

Tevenet no le ha dado muchas oportunidades al campeón africano. Sólo ha jugado tres partidos y el equipo perdió. Pero el portero presenta características que no lo tiene los otros dos del equipo, pues a pesar de mostrar seguridad, es un buen parador de penaltis y cada año va progresando a pesar de la poca continuidad.

Álex Muñoz / 6

El defensa central ha sido uno de los más regulares del equipo. Siempre ha gozado de la confianza del míster y éste no suele defraudarle. Pero este año, a diferencia del pasado, no ha sido su mejor temporada y el equipo lo ha notado. Sigue aumentando su capacidad goleadora, pero a veces le cuesta sacar adelante varios partidos cuando la exigencia es enorme.

Juan Berrocal / 6

El joven de 19 años ha sido una de las novedades destacadas del segundo equipo sevillista. El jerezano ha completado una buena temporada a pesar de ser su primera, y es que en la temporada pasada estaba jugando con el juvenil, pero su carácter le ha hecho ser uno de los defensas más utilizados por Tevenet.

José Amo / S. C.

La temporada del joven defensa estaba siendo buena después de que Tevenet empezar a contar con él, pero una gran lesión le impidió progresar desde el mes de diciembre y con ello, su despedida de la temporada. Sólo ha podido jugar tres partidos, en los que el equipo no salió derrotado en dos de ellos.

Chacartegui / 6

Empezó a coger protagonismo en el equipo en la segunda vuelta del campeonato, ya que entre lesiones y la adaptación, no logró empezar con buen pie. Pero acabó siendo uno de los protagonistas en el tramo dónde el Sevilla consiguió más victorias. Un defensa seguro muy bueno en los pases largos, corta y distribuye bien el balón a la segunda línea del equipo.

Mariano Konyk / 4

Se le fichó para hacer olvidar a Diego González pero tampoco se adaptó. El argentino apuntaba bien pero Tevenet se dio cuenta rápido que le necesitaba más proyección. De los 14 partidos que ha jugado, ha perdido en 13 ocasiones. Con experiencia en Segunda División, puede tener su oportunidad con más minutos ahora en Segunda División B.

Matos / 6

El lateral izquierdo del equipo sigue siendo suyo. El sevillano ha seguido mostrando su jerarquía en el equipo filial y no ha defraudado en su segunda campaña en LaLiga123. Puede ser uno de los jugadores que Machín le ascienda, pues tiene calidad para ello y también sube al extremo para central al área en más de una vez por partido. Un fijo para Tevenet.

Felipe Rodríguez / 5

Ha sido uno de los jugadores que empezó en el equipo juvenil y ha acabado la temporada como titular dando buenos minutos. El lateral izquierdo ha jugado nueve encuentros y su participación ha estado muy correcta. Se ha ganado un puesto para la temporada siguiente.

David Carmona / 7

No ha sido su mejor año, pero Carmona ha demostrado que ya ha conseguido superar el techo en el Sevilla Atlético y ha de ir a miras más altas. El lateral ha sido uno de los mejores hombres del filial en la temporada. No es tan llegador, pero sí defiende muy bien su zona.

Borja San Emeterio / 4

En una zona dónde hay mucha competencia, Borja no estuvo mal en el lateral derecho del equipo filial. Aún así, el joven de 21 años sí fue bastante irregular. Tevenet le dio buenas oportunidades durante una parte de la temporada pero luego acabó condenado al banquillo.

Aburjania / 4

El Sevilla pagó cerca de dos millones de euros por el georgiano pero su rendimiento no ha sido de lo más esperado. El mediocentro llegó con la vitola de mandar en el centro del campo pero acabó siendo jugador que entraba en las segundas partes, casi nunca ha completado un partido entero. Aburjania no supo entenderse con el sistema de juego de Tevenet y no pudo mostrar su condición de mediocentro ofensivo.

Felipe Carballo / 5

Las lesiones le impidieron progresar y el equipo lo acusó. El uruguayo fue unas de las piezas fundamental en el esquema de Tevenet, pero se lesionó en dos veces durante la temporada y no pudo darle continuidad a su juego. No obstante, demostró ser un mediocentro con mucha técnica y esperanzador en el futuro sevillista.

Alejandro Pozo / 9

Sin duda, uno de los jugadores estrella del equipo. Pozo se ha convertido en uno de los referentes en ataque, es dueño de la banda izquierda del filial gracias a su velocidad, derborde y centros que acaban siendo un dolor de cabeza para los rivales. Candidato serio a ser uno de los jugadores en ascender al primer equipo.

Mena / 7

Inesperadamente se convirtió en un pulmón en la zona del centro del campo del equipo. Ante tantas lesiones que el equipo sufrió en esa zona (él también se lesionó), Tevenet le dio la confianza y desde su primera participación no ha parado de sumar minutos. La temporada siguiente debe de ser el de la confirmación, ya que apunta maneras.

José Lara / 8

El descubrimiento del año en el Sevilla. Empezó la temporada en el juvenil, pero Tevenet se enamoró de su juego y acabó siendo el referente del equipo en el último tramo de la temporada, momento en el que el equipo ganó más encuentros. A pesar de su poca envergadura en el extremo izquierdo es una bala, y debido a sus características también tiene muchas posibilidades de ascender al primer equipo, pero es joven y ha de tener paciencia.

Aitor Cantalapiedra / 6

Como muchos integrantes del equipo, Cantalapiedra dejó de ser protagonista durante un momento determinado de la temporada, pero el míster volvió a confiar en él en el último tramo de la liga y lo hizo de la mejor manera posible. No sólo es extremo izquierdo, a veces se ha colocado en el centro del campo, pues su polivalencia le ha hecho ganar puntos para ser titular en el equipo.

Curro / 6

El capitán del Sevilla Atlético acusó la irregularidad de su equipo y él también notó su estado de forma algo más bajo, pero su compromiso con el equipo es único; y siempre está dispuesto a todo por ayudar incluso asumiendo en algún momento la suplencia. Su carácter de liderazgo ha hecho que siempre se gane un hueco en el equipo, e incluso con posibilidades de subir al primero.

Eteki / 5

El camerunés no ha gozado de la total confianza del míster. El mediocentro no ha rendido lo esperado a pesar de las buenas referencias de la temporada pasada. Con su gran corpulencia y sus pases, esta no ha sido su temporada, y casi nunca ha completado un partido.

Boutobba / 4

Parecía que el extremo izquierdo iba a ser una de las grandes figuras del equipo. El Sevilla peleó mucho por hacerse con sus servicios pero el rendimiento no ha sido el esperado. Siempre a la sombra de los demás canteranos, el francés no ha sido muy del gusto de Tevenet.

Miguel Olavide / 5

Temporada correcta pero sin muchos alardes para el centrocampista de Pamplona. El extremo derecho ha tenido mucha continuidad pero nunca ha convencido a Tevenet para ser titular indiscutible en el equipo.

Marc Gual / 3

Acabó la temporada anterior como un goleador nato, pero esta temporada no ha tenido la puntería fina. El catalán tan sólo ha anotado un gol y su poca eficacia lo ha notado el equipo. Aún así, siempre le ha echado ganas y es muy participativo, pero en su caso, el gol es el que manda, y más para un equipo que lo ha echado de menos.

Carlos Fernández / 7

Ha sido el máximo goleador del equipo pese a estar durante un tiempo lesionado y compaginarlo con el primer equipo. Pese a sus problemas de lesión, el atacante siempre ha cumplido con el gol. Ha marcado ocho goles en 24 partidos, una buena media para un equipo que acabó en última posición.

Tevenet / 3

Pese a tener una propuesta interesante, el entrenador no ha sabido cambiar el rumbo de un equipo destinado a descender desde el comienzo de la segunda vuelta. Quizás la falta de recursos le ha impedido mejorar, pero Tevenet ha perdido una oportunidad de relanzar su carrera de entrenador en LaLiga 123.