Imanol Alguacil, la varita mágica
Foto:// Real Sociedad

La Real Sociedad atraviesa un gran momento, en puestos Champions y con una plantilla y un juego para optar a esas posiciones, el conjunto txuriurdin vive una de las mejores épocas de los últimos años. Los fichajes están ayudando mucho, en este mercado de traspasos se ha creado una plantilla muy ofensiva y con mucho toque en el centro del campo. Jugadores como Odegaard, Isak o Portu están siendo claves y se suman a los Oyarzabal, Willian José, Merino..., que vienen jugando temporadas atrás. A pesar de eso, la Real no funcionaría sin un entrenador como Imanol Alguacil. Un técnico que encaja a la perfección con el estilo y jugadores txuriurdines y que desde que llegó para sustituir a Eusebio allá por 2018 está dejando su huella.

Imanol Alguacil es un entrenador que como ya decimos está hecho para la Real Sociedad. Agresivo, crecido entrenando en la cantera, exfutbolista, ha trabajado con los jóvenes y sabe gestionar un vestuario joven como el realista. Es un técnico perfecto para la Real. En lo táctico, también es ideal para este club. Le gusta dominar los encuentros aunque si tiene que jugar a la contra no se corta, algo perfecto para los jugadores creativos que hay como Zubeldia, Merino o Illarra (ahora lesionado) y para los atacantes rápidos como Isak, Oyarzabal, Odegaard, Portu y compañía. En general tiene lo necesario para dirigir a la Real Sociedad y eso ya se ha notado con su gran impacto en el conjunto donostiarra.

Imanol Alguacil llegó en marzo de 2018 tras la destitución de Eusebio y dejando a un Sanse que estaba triunfando en Segunda B. La Real estaba en los puestos bajos de la tabla y realizó unos últimos encuentros maravillosos ganando el derbi vasco, otro partido ante el Atlético de Madrid y con 5 victorias y 1 empate dejó al conjunto txuriurdin en 12º puesto. La siguiente campaña, la Real Sociedad apostó por Asier Garitano para sentarse en el banquillo, pero otra vez tuvo que aparecer Imanol Alguacil esta vez en Navidad para coger a un equipo que atravesaba de nuevo un momento muy malo. Esta vez llevó al equipo al 9º puesto y a tan solo 3 puntos de la 7ª posición que daba acceso a la Europa League.

El de Orio volvió a hacerlo muy bien y eso le llevó a que esta temporada apostasen por él para dirigir a los blanquiazules. Como hemos dicho anteriormente, lo está haciendo muy bien y está llevando a la Real a una gran dinámica de resultados y a la espera de lo que pase de aquí a final de temporada, es muy probable que pueda llevar al equipo vasco a puestos de Europa League o por qué no Champions League.

VAVEL Logo