Rufete: “El
club tiene que hablar de orgullo”
Rufete en la rueda de prensa. Fotografía: RCD Espanyol

El pasado 18 de junio gracias a la página web del club, la afición pudo saber que Rufete habló sobre la situación en que nos encontramos y más entre otras coses. Insistió: “Nuestra afición ha de estar orgullosa de cómo afrontamos las cosas”. Junto a ello, añadió: “No hay que esperar a ver qué pasa. Hay que ponerse manos a la obra”.

Empezó hablando de cuál es la nueva mentalidad y la manera de trabajar que se autoimpone como máximo responsable del área deportiva: “El fútbol me ha enseñado que, cuando tienes una oportunidad, has de ir a por ella. Lo que he visto y olido en el Espanyol es que tiene que centrarse en el día a día, en no tener miedo a ganar. Eso es un proceso. Voy a intentar por todos los medios que el Espanyol vaya hacia esta mentalidad. No será fácil, pero hemos de ir hacia eso. Debemos dejar de hablar de inversión, de dinero, de cosas que hacen daño”.

Orgullo de afición

Añadió: “El club tiene que hablar de orgullo, que nuestra afición esté orgullosa de cómo afrontamos las cosas. La afición es tan inteligente que se fija en el cómo. Ese es el presente y el futuro del Espanyol. No hay que esperar a ver qué sucede. Hay que ponerse manos a la obra. Entonces nuestra oportunidad será real porque si esperamos hasta el final, creo que habremos perdido el tiempo y en el fútbol eso te pasa factura”.

Durante la rueda de prensa ha ido hablando distintos aspectos tanto de la actualidad del club, como de la nueva formar de trabajar en las distintas áreas deportivas. Por ejemplo, destacó: “Si tengo que ir andando a Madrid para que le quiten la tarjeta a Bernando, mañana mismo me pongo a caminar”. Junto a ello, apuntó: “Es una sanción injusta y desproporcionada. Lo he dicho y lo diré siempre”.

Polémica con el uso del VAR

Añadió que el VAR, como herramienta: “Ha de hacer mejor a los árbitros. Si todos nos escuchamos, creceremos. Yo no puedo cambiar eso, pero entre todos hemos de hacer para que en la mejor Liga del mundo todos los clubes salgan lo menos perjudicados posibles”.

Ha explicado que su idea se basa en “una estructura transversal para que, desde abajo, se entienda todo lo que exige el primer equipo. Y lo han de entender los jugadores y los entrenadores. Un niño de siete años viene para cumplir su sueño, pero para eso necesita un recorrido. Todos venimos para tener una mentalidad ganadora y hacer más grande al Espanyol. Esa mentalidad es la que nos ha de llevar a retos importantes”.

Comentó que desde el club se trabajará para crear: “Una identidad deportiva, única, en la que todos nos hemos de ayudar para generar el presente y el futuro del Espanyol.  Que todo eso sea un contenido que pueda aprovechar toda la gente que vengan en el futuro”.

El presente y futuro

Siguió hablando sobre temas de futuro inmediato, argumentó: “Sólo usamos las palabras presente, día a día, objetivo. Nadie piensa más allá. Ese era nuestro reto. No hay nada más importante que la colectividad que nos va a dar el éxito y el objetivo para el final de temporada. Para el resto vamos a tener mucho tiempo. Somos conscientes de que se trata del Espanyol, de su historia y de conseguir el objetivo. Cuanto más miremos eso, mejor nos irá”.

Añadió, a partir de la idea de presente:  “Voy a trabajar al 150 por ciento para el éxito de este club”. Y ha explicado que en estos meses de confinamiento y enfermedad: “Todos hemos sido positivos. Hemos dado un gran cambio y hemos de mantenerlo. Todos juntos, mirando por el club, aumentarán mucho nuestras posibilidades”.

Y terminó hablando: “Este es un proyecto de varias fases” en el que pueden producirse incorporaciones futuras. “Estamos en un cambio de dinámica y hay gente que nos aportará muchas cosas”, e insistió que el convencimiento del presidente “nos dará mucha fuerza. Vamos a trabajar para que estén orgullosos de nosotros. Para crecer hay una medicina: humildad y trabajo”.

VAVEL Logo