RCD Espanyol 2015/16: un superviviente con cada vez menos recursos
Imagen: David Poce | VAVEL España

Menos mal que se acaba el mercado veraniego. Por decreto todos deparan malas noticias para la parroquia espanyolista pero este se lleva la palma. El presidente Joan Collet salió a la palestra al comienzo de la pretemporada, muy molesto y con ganas de hablar, por los continuos rumores negativos que afectaban directamente al Espanyol y negó que se fuera a desmontar el equipo. La realidad justo antes de que se inicie la Liga es que en el Espanyol no queda ningún futbolista determinante. Todos han volado.

Mientras Sergio González estaba de luna de miel se fueron Sergio García y Lucas Vázquez pero es que cuando llegó de su viaje nupcial los pesos pesados continuaron una fuga que cada vez sorprendía menos. Kiko Casilla, Christian Stuani y recientemente Héctor Moreno. De los ilustres solamente quedan Tommy N’Kono, entrenador de porteros, y José María Calzón, veterano delegado periquito. No hay nadie más, no hay galones. La escabechina ha sido de proporciones bíblicas.

El Espanyol ha tenido que sobreponerse con la fórmula que lleva utilizando al menos un lustro – cesiones y jugadores a coste cero – a la peor purga a la que se ha visto sometido en los últimos años. Y es que el conjunto espanyolista ha sobrepasado la fina línea entre club vendedor y club superviviente.

El conjunto perico presenta la temporada con un once aún no del todo claro. Sergio González de momento no ha dispuesto de muchos refuerzos, sino al contrario, las bajas de numerosos jugadores pericos han sido importantes. Sergio García, Stuani, Kiko Casilla, Álex Fernández entre muchos, son los que han abandonado las instalaciones pericas para centrarse en otros clubes con sus diferentes aspiraciones correspondientes.

Fichajes 2015 - 2016

Al principio de la pretemporada no se tenía del todo claro si Óscar Perarnau seguiría en el conjunto perico como director deportivo, finalmente el club perico llegó a un acuerdo con él y firmaron por más temporadas, ya que el interés para quedarse era mutuo. Perarnau no lo ha tenido nada fácil para hacer fichajes durante esta temporada y idear un once competitivo, ya que el club no disponía de muchos recursos económicos, incluso intentado querer fichar a jugadores a coste cero, como es el caso de Hermán Pérez.

Algunos de los jugadores que vienen solo son por un año, ya que son a través de cesiones a causa del presupuesto perico. Este es el caso Burgui de delantero, Enzo Roco como defensa y el portero Francesco Bardi. Pero el caso de Bardi, el portero, podría ser que el club catalán se lo quedará para una o dos temporadas más.

Otros jugadores como por ejemplo la última incorporación Ciani, en la defensa, vienen para quedarse. Ciani en su caso vendrá por dos temporadas, con una tercera opcional según le convenga el club. Gerard Moreno viene del Villarreal, con un coste de 1,5 millones y ocupara la posición de delantero. Moreno es un fichaje que ha gustado mucho a la afición por su pasado como perico. Hermán Pérez es un jugador que ha acabado contrato con el Villarreal y ha tenido un coste cero, un fichaje que interesaba al Espanyol por su posición como delantero y también por su coste al club.

Todo aún no está del todo claro hasta que no termine el término para fichar. El último jugador que parece marcharse del club es Thievy, que quiere irse al Granada y no quiere tener ningún vínculo con el conjunto catalán. En todo caso también podría desfavorecer al conjunto perico ya que se espera que no salgan más jugadores en el mercado de verano.

Aspiraciones

El Espanyol de esta temporada presenta muchas diferencias con respecto a la anterior. La marcha de jugadores fundamentales ha dejado tocada la columna vertebral del conjunto perico. Piezas como Lucas, Casilla o la figura de Sergio García entre otros formaron un bloque que no ha podido tener continuidad. Desde la dirección deportiva se han tenido que hacer malabares para confeccionar una plantilla low cost pero que siga aspirando a objetivos ambiciosos.

El conjunto blanquiazul hace varias temporadas que se mueve por los puestos medios de la tabla. La pasada campaña acabo décimo y hasta la última jornada tenía posibilidades de entrar en puestos europeos. Aun así, el club siempre se mantiene prudente. La salvación es el objetivo principal, estos 42 puntos que aseguran la categoría de forma virtual año tras año. A pesar del desmantelamiento de jugadores, el Espanyol ha sabido fabricar una plantilla que ha sabido generar cierta ilusión.

Las aspiraciones del equipo se Sergio González deberían llegar a los puestos de media tabla. Para los más optimistas, como el recién llegado Hernán Pérez, el Espanyol puede “dar el salto a la Europa League o la Champions”. Una cosa es necesaria, y es que los jugadores no deben aflojar en ningún tramo de la temporada.

Esta es otra asignatura pendiente de los jugadores que vestirán la blanquiazul esta campaña. En años pasados parecía que el equipo reducía un par de marchas una vez había salvado la categoría. Sergio deberá transmitir buenas sensaciones a lo largo de la temporada como también buscará consolidar su proyecto. El técnico de l’Hospitalet cumple su segundo año en el banquillo perico y querrá mejorar los registros de la temporada anterior. La tarea no será nada fácil, una auténtica prueba de fuego para alguien que ya se ha ganado el cariño de la afición.

Si alguien va a tener un papel más protagonista, estos van a ser las perlas de la cantera. Hasta cinco futbolistas que la temporada pasada tenía ficha del B ya son considerados futbolistas de primera división de pleno derecho: Duarte, Raíllo, Rober, Jordán y Caballé suben al primer equipo para demostrar que el filial blanquiazul tiene potencial y que es un modelo a seguir tanto a corto como a largo plazo.

Pretemporada entre la tranquilidad y el nerviosismo

El Espanyol ha jugado 8 partidos de pretemporada, ganando 3 partidos ante la Selección de jugadores de la Val d’Aran, Colonia y Kasimpasa; empatando 4 encuentros ante Avellino, Reading, Southampton y Betis; y perdiendo tan sólo uno ante el Girona. Por lo tanto, una pretemporada bastante tranquila y con una valoración bastante positiva. Sin embargo, el ambiente que se respira entre la parroquia blanquiazul es muy diferente, ya que la pretemporada que ha protagonizado el equipo de Sergio González ha dejado a la gran mayoría de la afición en un punto intermedio entre la tranquilidad y el nerviosismo.

Tranquilidad porque defensivamente el equipo ha estado muy sólido, menos en el partido ante el Girona en el que recibió 3 goles. En los demás encuentros mantuvo la portería a cero o recibió como mucho un gol. Al final ha acabado con un bagaje de 6 goles en contra en 8 partidos- quitando los de Girona, 3 goles en 7 partidos-.

En cambio, el nerviosismo llega en el momento de hablar de la puntería de los pericos de cara a portería. Durante la preparación el equipo catalán sólo ha visto puerta en 6 ocasiones- 23 si contamos los 17 goles que se marcaron ante la Selección de la Val d’Aran-. El hecho de que solo se contara con Caicedo como único delantero en la plantilla y lo que se ha tardado en traer a otro punta como Gerard Moreno, tiene su respuesta a la cuestión de la falta de pegada del Espanyol.

El equipo barcelonés empezó la pretemporada endosándole un 17-0 a la Selección de la Val d’Aran. Una vez acabado el “Stage” en el norte de Catalunya, el equipo se marchó a Austria donde jugó y ganó la Copa Betsafe, derrotando primero al Colonia 2-0 y, luego, ganando por 2 a 1 al Kasimpasa en la final. En este punto de la pretemporada el Espanyol se gustaba, siendo claramente superior a sus rivales y demostrando tener pegada, además de solidez defensiva. También, se demostró que las bajas de gran parte de la columna vertebral del equipo en los últimos años, no era tan catastrófica como se esperaba.

Sin embargo, al dejar Austria, el conjunto blanquiazul pasó a una racha de 4 empates consecutivos. Empatando con Avellino y Betis (aunque después ganarían ambos partidos en los penaltis); y también empataron los dos partidos de la gira por Inglaterra. Empate a 0 con el Reading y a 1 con el Southampton. El equipo periquito no dejó malas sensaciones en ninguno de los 4 partidos, pero sí que no acabaron de convencer. La falta de pegada del equipo alertó a las masas.

El último partido que ha disputado el Espanyol en esta pretemporada, fue el pasado fin de semana. En el peor partido del conjunto perico en toda la pretemporada, el Girona derrotó al Espanyol por 3-0. Los de la Costa Brava fueron superiores en todo momento a los blanquiazules y se llevaron su propio trofeo gracias a los goles de Richy, Leujene y Sanchón.

Ahora al Espanyol no le queda otra que afrontar la nueva temporada, tras hacer una pretemporada aceptable, donde le ha faltado pegada pero la llegada de Gerard Moreno debería dar solución a este problema. Sin embargo, donde si estará seguro el conjunto catalán será atrás, gracias a la solidez defensiva demostrada por el equipo durante toda la preparación antes del inicio liguero. Además, si algo bueno ha tenido la pretemporada, ha sido la demostración de los hombre de Sergio González, que a pesar de la marcha de pesos pesados del vestuario, el equipo seguirá dando guerra.

Altas y bajas

Altas

-Francesco Bardi (Inter de Milán)*

-Enzo Roco (O'Higgins)*

-Jorge Franco Alviz ‘BURGUI’ (Real Madrid Castilla)*

-Hernán Pérez (Real Valladolid)

-Michael Ciani (Sporting de Portugal)

-Gerard Moreno (Villarreal)

Bajas

-Francisco Casilla ‘Kiko Casilla’ (Real Madrid CF) -

-Lucas Vázquez* (Real Madrid CF)

-Felipe Mattioni (Sin equipo, fin de contrato)

-Diego Colotto (Club León)

-Manuel Lanzarote (Asteras Tripolis)

-Sergio Tejera (Gimnàstic de Tarragona)

-Sergio García (AL-Rayyan)

-Christian Stuani (Middlesbrough)

-Carlos Clerc** (Girona FC)

-Jairo Morillas ** (Girona FC)

-Héctor Moreno (PSV)

-Álex Fernández** (Reading)

*Cesión

**Cesión a otro equipo

Plantilla

PORTEROS: Pau López, Francesco Bardi, Germán Parreño

DEFENSAS: Álvaro González, Enzo Roco, Michael Ciani, Antonio Raíllo, Rubén Duarte, Juan Fuentes, Anaitz Arbilla, Rober Correa

CENTROCAMPISTAS: Salva Sevilla, Abraham, Javi López, J.A. Cañas, Víctor Sánchez, Joan Jordán, Víctor Álvarez, Burgui, Hernán Pérez, Marc Caballé, Cristian Gómez

DELANTEROS: Gerard Moreno, Felipe Caicedo, Christian Alfonso

* Dorsales todavía por confirmar

Uno por uno

Pau López - El guardameta catalán que ya se graduó la temporada pasada y con buena nota durante la Copa del Rey. Contundente y ágil bajo los palos pero también atento siempre en balones aéreos. Está llamado a ser el titular en la portería y uno de los jugadores más importantes e indispensables para el Espanyol.

Francesco Bardi: De este joven portero italiano se espera mucho en Cornellá-El Prat. Tras llegar en calidad de cedido por el Inter de Milán, Bardi ha venido para competir con Pau López por la titularidad de la portería blanquiazul. En todo caso, será el portero de la Copa.

German Parreño: Sin minutos en la portería periquita y con solamente 22 años, el ilicitano podría marcharse cedido, como ya lo hizo la pasada temporada en las filas del Racing de Santander.

Burgui - El joven extremeño llega desde el Real Madrid Castilla con ganas de demostrar que vale para jugar en Primera. Burgui se caracteriza por su calidad a la hora de desbordar y desequilibrar por la banda derecha.

V. Sánchez - El todoterreno de Rubí será uno de los capitanes esta temporada y seguirá jugando su papel protagonista en el centro del campo. Durante la temporada se verá quién acaba siendo su pareja de baile, los candidatos no son pocos.

Arbilla - El navarro ha tenido una evolución ascendente desde que comenzó a vestir la zamarra blanquiazul. Actualmente, se encuentra como un fijo en el lateral derecho y este año tendrá la competencia del joven Rober Correa, futbolista que la temporada pasada militó en las filas del filial y que viene pisando fuerte.

Rubén Duarte: El gran rendimiento de Duarte en el lateral izquierdo, en su primera temporada en la élite del fútbol español, no ha pasado desapercibido para nadie. El almeriense se ganó la titularidad pasando por encima de Fuentes, fue convocado por Del Bosque para entrenar con la Selección española y ya le siguen varios equipos de muy cerca. Con 19 años tiene un recorrido muy largo y un futuro prometedor.

Álvaro González: Para muchos el mejor fichaje del Espanyol la temporada pasada. Bautizado como el ‘Káiser’ de Cornellá, Álvaro se ha consagrado en la defensa. Pieza importantísima para Sergio González que además, ha sabido ganarse a la afición con muy buenos partidos. Actitud, ganas, buena colocación, juego aéreo, concentración… son algunas de las cualidades del central cántabro, la gran esperanza de la defensa blanquiazul.

Michael Ciani: El recién llegado para reforzar la defensa. El francés es un central grande de 1.90 cm y muy experimentado. Con 30 años, llega cedido dos años más un tercero opcional por el Sporting de Portugal, habiendo jugado anteriormente en Lazio o Girondins de Burdeos.

Enzo Roco: De los últimos en incorporarse, el central chileno ex del Elche llega cedido para suplir las bajas de Héctor Moreno y Colotto en la defensa. Pese a su juventud, demostró estar al nivel de la máxima exigencia y también se espera mucho de él. Sólo se le ha podido ver en el último amistoso frente al Girona y se le notó algo falto de ritmo.

José Alberto Cañas: Fundamental en la plantilla periquita pese a disputar sólo 24 partidos como titular la pasada temporada. No es un fijo del centro del campo, pero cuando juega da equilibrio y estabilidad al equipo, además de ser uno de los veteranos aportando experiencia a una plantilla muy joven.

Javi López: Reconvertido en mediocentro defensivo por Sergio González, es el más veterano del equipo y el primer capitán tras las salidas de Sergio García y Kiko Casilla. Ha perdido algo de velocidad y agilidad en los últimos años y eso le ha costado jugar menos (25 partidos la temporada pasada) y cambiar de posición. Dependiendo del partido y el rival, puede ser muy útil para Sergio.

Abraham González: Tal vez, el jugador del mediocentro del Espanyol que menos consigue aportar en la creación de juego. Pese a sus carencias, Abraham disputó 22 partidos (16 como titular) en su segunda temporada como periquito, debido a los pocos efectivos en su posición. Sergio González tiene confianza en él.

Víctor Álvarez: Otro de los ‘reconvertidos’ por Sergio. Del lateral a la banda de ataque. Pese a su velocidad y desborde, el canterano sigue siendo un jugador de perfil defensivo, que dependiendo del partido puede hacer daño al rival. Ha hecho buena pretemporada y con sus 22 años ha demostrado estar a la altura, sorprendiendo con un buen rendimiento en su nuevo rol.

Christian Alfonso: Sigue sin encontrar su sitio y parece no contar para Sergio González. Después de pasar por Alcorcón y Girona, el centrocampista catalán tiene todos los números de salir de nuevo cedido, pese a realizar una muy buena pretemporada siendo de los máximos goleadores.

Cristian Gómez: Otro que sabe que no jugará en el Espanyol esta temporada. Tras salir cedido a Real Madrid Castilla y Girona los dos últimos años, al de Hospitalet no le faltan novias en Segunda División. Zaragoza o Oviedo podría ser su destino.

Paco Montañés: Llegó del Zaragoza para aportar calidad en la banda, pero lo cierto es que el valenciano no ha conseguido demostrar lo que vale. Le quedan pocas oportunidades ya para poder demostrar su fútbol, y si llegan será seguramente como suplente.

Raíllo: El cordobés ha sido uno de los promocionados del filial. Central que destaca por su juego aéreo y su contundencia al corte. La expedición a terreno ajeno tampoco le asusta, por eso no es extraño verle subiendo el balón hasta el centro del campo o acompañar la jugada.

Rober: La fuerza personificada en un futbolista. El canterano llega al primer equipo con la intención de adueñarse de un carril derecho que ya tiene propietario. Rober va al choque con valentía y sin miedo. Dobla la banda constantemente por su vocación ofensiva, tanta, que deja demasiados espacios atrás.

Caballé: El más veterano de los promocionados del filial tiene pocos números para tener minutos en el equipo. Pese a eso Sergio González puede encontrar en él un sustituto para cualquier zona del campo gracias a su polivalencia pese a que es interior zurdo.

Jordán: De talento va sobrado, de proyección también. Jordán es la pieza que lleva faltando temporada tras temporada en el Espanyol. La imaginación en el centro del campo. Jordán ve lo que nadie ve. Sin embargo, le falta dar ciertos pasos para afianzarse en el primer equipo y ser un centrocampista completo.

Salva Sevilla: El único mediapunta del Espanyol tiene la difícil misión de hacer olvidar su desastrosa temporada en banda. El almeriense parece haber encontrado su sitio por detrás de los delanteros. Pausa y último pase.

Hernán Pérez: Desborde, desborde y más desborde. El paraguayo solamente tiene en mente pasar por encima de su defensor. Encara, amaga y se sale con la suya. Raza para una banda derecha demasiado ofensiva.

Gerard Moreno: Volver a casa y darte cuenta de que te estaban esperando. El delantero catalán vuelve al Espanyol para hidratar una zona ofensiva tan seca como vacía. Moreno será el escudero de Caicedo aprovechando su movilidad y olfato goleador.

Mercado de Fichajes 2015/16

Fichajes Espanyol 2015/2016

Equipaciones oficiales

1ª Equipación 2ª Equipación

Cuerpo técnico

Entrenador: Sergio González

Segundo entrenador: Diego Ribera

Entrenador de porteros: Tommy N'Kono

Delegado: José María Calzón

Médico: Miguel Ángel García

Club

Fundación: 1900

Presidente: Joan Collet i Diví

Estadio: Power8 Stadium

Abonados: 24.000

Sistema de juego

Sergio González tiene claro cuál será el sistema de juego de esta temporada. Usará el 4-4-2, similar al de la temporada pasada. En portería, Pau Torres suplirá a Casillas. En defensa, buscará una línea de cuatro formada de derecha a izquierda por Arbilla, Álvaro, Roco y Duarte. Una línea de cuatro formada por cuatro especialistas defensivos, sin experimentos. Arbilla y Duarte serán dos laterales con capacidad para subir, pero que tendrán como prioridad la defensa. Sergio no pretende tener a dos laterales con gran vocación ofensiva, sino que prefiere cerrar bien las bandas.

El mediocampo estará formado por una línea de cuatro. Dos extremos puros como son Hernán Pérez y Bugui, y dos medios de contención pero con buen trato de balón, Victor Sánchez y Javi López. El técnico perico apostará por el toque y la verticalidad. Quiere abrir mucho el juego por las bandas y que el equipo logre el equilibrio necesario en ataque y defensa, gracias a las idas y venidas constantes de dos extremos puros y duros. Víctor y Javi López, no se permitirán grandes aventuras ofensivas, pero si que hay que decir que Víctor Sánchez tendrá una pizca más de libertad ofensiva. Eso sí, siempre sin perder de vista el repliegue.

En ataque, Caicedo y Gerard Moreno formarán la dupla de delanteros. Son dos atacantes que se pueden complementar a la perfección. Caicedo será el hombre ancla, el encargado de fijar a los centrales, y de ser el hombre de área que requiere Sergio González. Gerard Moreno tendrá más libertad para moverse por todo el frente de ataque, como hacía Sergio García la temporada pasada. El técnico blanquiazul buscará mucho dinamismo y velocidad en los hombres de ataque,

Sergio González tiene claro que quiere de este Espanyol. Pretende hacer de este equipo, uno similar al del año pasado. Muy ordenado atrás, con una gran capacidad de repliegue, y sobre todo un equipo vertical. Sergio quiere que el juego pase por las bandas, aprovechando los dos hombres de arriba y sin mucha necesidad de que laterales y medios se descuelguen.

Once tipo

VAVEL Logo